Mercedes SLS AMG Black Series: Las alas de gaviotas más potentes

mercedesslsamgbsportada_20468d621fe9e88c09b3e9855.jpg
Raúl Toledano12 nov 2012
Después de varios prototipos, Mercedes presenta por fin su nuevo SLS AMG Black Series, o lo que es lo mismo, las alas de gaviota más potentes de la historia con 631 cv gracias a una significativa reducción de peso y mejoras técnicas y aerodinámicas.
El superdeportivo Mercedes SLS AMG, más conocido como “alas de gaviota” por su característica forma de apertura de puertas, recibe la versión más radical y potente, casi de competición, bajo el nombre Black Series, como ya antes sucedió con otros modelos de la marca de la estrella (SL, SLK, CLK y C Coupé) para convertirlo en una fiera de asfalto con los grandes colosos de la categoría reina en el punto de mira: McLaren MP4-12C, de 625 cv y Ferrari F12 Berlinetta, de 741 cv.
Esta vuelta de tuerca dentro del modelo más caro y potente de toda la gama Mercedes (actualmente, conviven el SLS AMG, SLS AMG GT y la versión descapotable SLS AMG Roadster) supone un salto de potencia de los 571 y 593 cv de los dos primeros, a los 631 cv del nuevo Mercedes SLS AMG Black Series, que ahora acelera de 0 a 100 km/h en 3,6 segundos y alcanza una velocidad punta de 315 km/h, homologando un consumo medio (poco importa este dato en este segmento) de 13,7 l/100 km, cifra que le dejan a un milímetro del SLS AMG GT3 de competición. También el año que viene Mercedes iniciará la comercialización del SLS AMG Elctric Drive, o lo que lo mismo, la versión eléctrica de 751 cv del “alas de gaviota”.
El Mercedes SLS AMG Black Series acelera de 0 a 100 km/h en 3,6 segundos y su velocidad punta es de 315 km/h
El caso es que el nuevo SLS AMG Black Series mantiene el bloque motor V8 atmosférico de 6.2 litros de cilindrada pero con pequeños ajustes como son un nuevo y 13 kg más ligero sistema de escape, árboles de levas o una nueva toma de aire. Las mejoras aerodinámicas, que también suponen el exclusivo sello distintivo de la versión Black Series, se centran en elementos como un alerón trasero fijo, nuevos faldones y las rejillas (splitter) de ventinlación laterales realizadas en fibra de carbono, que al final en conjunto aligeran el peso del nuevo “alas de gaviota” en 70 kg hasta unos plausibles 1.550 kg.

mercedesslsamgbsapoyo_8e0b5ff23db59cc9b08e74ba4.jpg

A todas estas evoluciones aerodinámicas, de peso y en el propio motor se añaden unos pequeños matices en la estructura (arquitectura) de este SLS AMG Black Series como, el incremento del ancho de vías, en 20 mm en el eje delantero y en 24 mm en el trasero, nuevos neumáticos Michelin Pilot Sport Cup 2 sobre unas llantas de 20 pulgadas, frenos cerámicos de serie, o la misma caja de cambio automático de doble embrague “AMG SPEEDSHIFT AMG DCT 7” pero situada más baja para reducir el centro de gravedad, todo en suma, para garantizar una mejor estabilidad en una conducción deportiva, según dice la marca.
Llegará en verano de 2013
Por último, Mercedes ha querido dotar de un valor especial a este SLS AMG Black Series (que se comercializará en verano de 2013 por un precio que se acercará con toda seguridad a la barrera de los 300.000 euros) tanto por fuera (color exclusivo amarillo “Solar beam”) como por dentro, con nuevos asientos firmados por Recaro y basados en fibra de carbono, material recurrente en el resto de piezas del habitáculo en perfecta armonía con Alcantara, más predominante que la piel por su menor peso, y costuras en color rojo para acentuar su deportividad.¿Su precio? Si el SLS AMG cuesta 221 mil euros y el SLS AMG GT 241 mil, este Black Series se acercará a la barrera de los 300 mil