Caravana de coches de oro por Londres

0

Turki bin Abdullah es uno de sus miembros más jóvenes de la Casa de Saud (familia real de Arabia Saudí), considerada la más rica del planeta -la fortuna del antiguo rey Abdullah ascendía a 28.000 millones de dólares cuando murió-. Huyendo del calor extremo de su país, el príncipe ha desembarcado estos días en Londres con su flota de vehículos de gran lujo bañados en oro para realizar un gira junto a sus amigos (fotos de Instagram incluidas) por Inglaterra y otros países europeos.


El multimillonaria saudí, que ha sido multado en varias oportunidades por estacionar sus coches en la calle y sin vigilancia durante bastante tiempo en el centro de Londres, cuenta con una colección de automóviles dorados valorada en 1,5 millones de euros y formada por: un Lamborghini Aventador, un 6×6 Mercedes G63, un Bentley Flying Spur, y un Rolls-Royce Phantom Coupé.


Entre estas cuatro joyas suman más de 2.000 CV de potencia, una cifra que ya os podréis imaginar no congenia demasiado bien con el descanso de los vecinos. Y es que la caravana dorada a su paso por los adinerados barrios de Kensington y Chelsea no fue recibida precisamente en honor de multitudes; más que aplaudir ante la belleza de los coches, los vecinos se han quejado amargamente del brutal ruido que les impedía descansar.

NO ES UNA EXCEPCIÓN EN LONDRES
Durante el mes de abril, la ciudad de Londres se llena de los millonarios de Oriente Medio que escapan del calor y presumen de su extrema riqueza. Ferrari, McLaren y otros modelos de gama alta se pueden ver rodar por las calles centrícas de la capital británica. A los turistas les encanta, y lo entienden como una atracción turísitca más de la ciudad del Big Ben, pero a los vecinos…

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.