Ford Focus ST

0

fotos de la prueba a fondo del Ford Focus ST

Con las siglas “ST” Ford codifica las versiones “GTI” de la última generación del Focus, que ahora destaca tanto por una imagen más radical como por la genial puesta a punto de su chasis y la forma contundente en que su motor 2.0 Ecoboost entrega sus 250 cv de potencia; ideal para un compacto de tracción delantera.

Uno de los elementos estéticos característicos del Ford Focus ST es la prominente apertura de su parrilla frontal de diseño de panal de abeja y con los emblemas ‘ST’ siempre presentes.

Sobre la carrocería de cinco puertas ‘Berlina’, Ford ha rebajado la altura de su Focus ST así como ha añadido el color exclusivo ‘Amarillo Sport’, en perfecta combinación con unas llantas de 18 pulgadas y pinzas de freno en color rojo.

Si nos trasladamos a la zaga, el Focus ST presenta en la parte baja de su paragolpes una doble salida de escape central que le aporta una personalidad mucho más deportiva y radical que en el modelo saliente.

Visto desde los tres cuartos trasero, el Ford Focus ST destaca por el alerón posterior y las ventanillas y luneta trasera tintadas.

Los asientos deportivos firmados por “Recaro” son una delicia cuando lo que se trata es de acometer curvas y que tu cuerpo no se desplace un milímetro, tan bien encajonado por unas jorobas laterales protuberantes y con las siglas ‘ST’ nuevamente presentes en el respaldo.

El gran cambio entre el anterior ST y este que hoy os presentamos está bajo el capó. El motor de la nueva familia Ecoboost de Ford es un bloque de cuatro cilindros, dos litros de cilindrada, inyección directa, y turbocompresor de 250 cv de potencia y 360 Nm de par motor que sustituye al anterior cinco cilindros de 2.5 litros, inyección indirecta y 225 cv y 320 Nm.

En el interior del Focus ST, Ford ha dispuesto todos los mandos orientados hacia el conductor, que contará con el botón de arranque, la instrumentalización coronada por los tres relojes situados en la parte central del salpicadero –presión del turbo, temperatura del líquido refrigerante y de la presión de aceite- o un volante con una chapa en la parte inferior del aro con el emblema “ST”.

Dos adultos viajarán muy holgados en las plazas traseras, eso sí, con una plaza central poco utilizable por lo estrecha que es y lo duro que resulta su mullido.

Abatiéndose los respaldos traseros en configuración 60/40, el Focus ST pasa de los 363 litros de maletero a un máximo de carga de 1.148 litros.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.