VW Touran 2.0 TDI Traveller: Viajero de 7 plazas

Raúl de San Antonio30 may 2007
Probamos el monovolumen con comportamiento de turismo, enfocado al público del Golf y con posibilidad de siete asientos. Un lavado de cara que le da un toque de distinción.
Viajero de 7 plazas
El exitoso monovolumen de Volkswagen se renovó a finales del año pasado, después de conseguir una parte importante del segmento de este tipo de familiares compactos. Y eso que el punto fuerte del Touran no es la estética. El diseño austero y frío del modelo alemán hace de este familiar un coche, ante todo práctico, aunque el comportamiento no se ha descuidado desde su llegada en 2003.

a fondo :: VW Touran 2.0 TDI Traveller 1

Tras la nueva seña de identidad de la marca alemana -la parrilla delantera cromada- se esconde un rival que seguirá poniendo las cosas difíciles a modelos con cotas similares como el Citroën C4 Picasso, el Ford Focus C-Max, el Seat Altea XL, el Renault Grand Scenic, el Mazda 5, el Opel Zafira o el Toyota Corolla Verso, entre otros. El Touran se renueva para continuar con su particular reinado dentro de los monovolúmenes con comportamiento de turismo, a pesar de los últimos modelos en llegar a un segmento muy animado y en constante progreso en el que sus integrantes están en alerta para defender su parte del pastel.
La principal novedad está en el interior que incorpora una tercera fila de asientos -opcional-, en una carrocería de tamaño más contenido. Una opción más versátil para los clientes del Golf que el Variant, cuando los pequeños de la casa son una prioridad.1Nombre: FICHA TÉCNICAMotor: 4 lín. / 1.968 c.c Potencia máx.: 140 cv a 4.000 rpm Par máx.: 320 Nm a 1.750 rpm Combustible: Diesel bomba inyecciónTracción/cambio: Del. / Manual 6 vel. Frenos: Discos vent. / DiscosNeumáticos: 205/55 R16 Carrocería: 5 puertasLarg-Anch-Alt: 4.407 - 1.794 - 1.635 Peso en vacio: 1.558 kg Maletero: 695 l. / 1.989 l. Nº plazas: 5 / 7Velocidad máx: 200 km/h Aceler. 0-100: 10,2 segundos Consumo mixto: 6 litros EuroNCAP: 5Precio: 26.910Ficha Jato: http://www.autocity.com/coches/nuevos/volkswagen/touran/2.0_tdi_140_traveller/5_puertas/monovolumen_compacto/index.html
Probamos la versión 2.0 TDI de 140 cv en acabado Traveller con un equipamiento de serie completo y una buena calidad interior. Las prestaciones de este Touran son destacables y dan como resultado un conjunto dinámico, en el que sus ocupantes gozan de un alto nivel de confort de marcha. De esta forma el monovolumen alemán se actualiza para plantar cara a la dura competencia de un segmento que cada vez tiene más aceptación por su similitud con las berlinas medias en comportamiento y comodidad, pero con un plus de habitabilidad.
Viaja con nosotros a lo largo de esta prueba y descubrirás las claves de un triunfador. ¡Será por sitio!.
Aire familiar
El Volkswagen Touran se renueva con un ligero lavado de cara. Los cambios fundamentales afectan a la delantera que brilla con luz propia gracias a la parrilla cromada, adoptada por otros hermanos de la gama como el Golf GT, el Passat, el Eos y el último en hacerla suya, el Touareg. Además los faros tienen un inconfundible toque VW, similar al resto de modelos de la marca.

a fondo :: VW Touran 2.0 TDI Traveller 2

La silueta del monovolumen alemán no varía demasiado, conservando su cuadriculada filosofía, acentuada por una línea de cintura más marcada que va de las ópticas anteriores a las posteriores. Las llantas -también cromadas- de 16 pulgadas y cinco brazos dobles montadas sobre neumáticos 205/55, y los retrovisores -con los intermitentes integrados- de nuevo diseño más estilizado, completan una imagen más dinámica sin perder la elgancia de la sencillez que siempre ha mostrado el Touran.
Detrás los grupos ópticos se modernizan y oscurecen dando paso a una trasera limpia que pierde amabilidad para ganar dinamismo. En conjunto, el renovado monovolumen compacto de Volkswagen conserva su imagen elegante, acentuada por la deportividad de los nuevos detalles integrados que aportan carácter y distinción al modelo alemán.
Acceder al Touran es una experiencia poco convencional. Su diseño exterior limita nuestras espectativas cuando pensamos en su habitáculo, pero Volkswagen ha conseguido a partir de una silueta contenida un espacio interior inesperado.

a fondo :: VW Touran 2.0 TDI Traveller 3

El ambiente dentro de este VW familiar no difiere en absoluto con el del Golf o el Jetta por culpa de un salpicadero polivalente, en el que su conductor no se percataría de ir en un monovolumen sino fuera por su posición de conducción más elevada. El diseño es muy parecido y conserva la ergonomía elogiada en la marca.
Los materiales utilizados -plásticos y similares al aluminio (acero fino) en la consola central, el salpicadero y los paneles de las puertas- son de calidad y ajustan bien. Como buen representante de un segmento enfocado a la familia los huecos portaobjetos cobran una importancia vital, con tres grandes espacios tras las luces de cortesía reservados para las gafas y demás utensilios, además de las bandejas integradas en los respaldos de las plazas delanteras -con cajones bajo el asiento- y del hueco clasificador en el maletero.
Atrás nos reciben tres banquetas independientes que se ajustan para conseguir el espacio de maletero deseado, que va de 695 hasta 1.989 litros de capacidad con las dos últimas filas de asientos abatidas y la carga hasta el techo, o la distancia suficiente para las piernas de los dos ocupantes infantiles de la tercera fila de asientos -opción que venía incluida en nuestra unidad-.
Entre el equipamiento de serie de esta versión Traveller destacan, junto con los controles de ayuda a la conducción y los elementos de seguridad pasiva, la preparación isofix para las sillas de los niños; los asientos delanteros con ajuste lumbar, regulables en altura; el apoyabrazos central delantero, regulable en longitud y altura con posavasos y dos salidas de aire detrás; el volante de cuero -multifunción en nuestro protagonista (215 €)-, al igual que el pomo del cambio y la empiñadura del freno de mano. Y por último la radio CD que reproduce MP3 con 8 altavoces que integra el navegador monocromático.
Equilibrio emocionante
El encargado de dar vida al Touran fue el motor 2.0 TDI de 140 cv unido a una caja de cambios manual de 6 velocidades. Una opción equlibrada tanto por prestaciones -de 0 a 100 km/h en 10,2 segundos y 200 km/h de velocidad máxima-, como por consumo -6 litros a los 100 km por recorrido combinado- si contamos con los 1.558 kg de peso y una altura de 1.635 mm.

a fondo :: VW Touran 2.0 TDI Traveller 4

Su longitud -4.407 mm- ayuda a conseguir una distancia entre ejes -2.675 mm- mayor que la de su hermano compacto Golf, garantizando un comportamiento dinámico y confortable que junto con su anchura -1.794 mm-, aseguran la estabilidad del monovolumen alemán.
La posición de conducción es casi como la de cualquier berlina, aunque el Touran invita a su conductor a ir un poco más alto para tener mayor visibilidad. Los asientos regulables en altura, y la columna de la dirección ajustable en altura y profundidad, facilitan una postura cómoda al volante.
El tacto de la dirección asistida -de endurecimiento progresivo con la velocidad- y el de la caja de cambios maual es una delicia por su suavidad. El volante transmite a la perfección el movimiento a las ruedas de 205/55 R16, que completan un comportamiento confortable en el que el balanceo de la carrocería no existe. Las suspensiones de nuestro espacioso amigo están calibradas para que el compromiso entre dinamismo y comodidad sea perfecto, permitiendo una conducción muy ágil en curvas y sobre firme imperfecto sin que los ocupantes se conviertan en mártires.
Una opción equilibrada no exenta de emociones dentro de un segmento donde el placer de conducción suele quedar relegado a un segundo lugar, en favor de la habitabilidad y el confort de sus ocupantes. El precio que hay que pagar para disfrutar de este viajero TDI empieza en los 26.910 euros con un equipamiento de serie completo.