Volvo S40: Éxito sin misterios

Diego Zotes13 jul 2004
El nuevo S40 es un vehículo excepcional que destaca por una estética muy moderna claramente entroncada con el S60 y el S80, unos acabados de alta calidad, un equipamiento de serie sobresaliente y un refinamiento en marcha muy difícilmente superable.
Inicio
EXITO SIN MISTERIOS

a fondo :: Volvo S40 1

Dalarö es un pueblo tranquilo de la costa sueca situado a unos 40 km al sureste de Estocolmo. El millar de habitantes de esta población pesquera no salen de su asombro: 32 vehículos vendidos en el concesionario, y todos en el mismo día. El coche no es otro que el Volvo S40.

a fondo :: Volvo S40 2

  Aunque la campaña de publicidad europea de Volvo para lanzar el nuevo S40 no sea creíble, sí parece muy verosímil que su nueva berlina del segmento medio sea capaz de magnetizar una buena porción de compradores, aunque después de haber conducido este nuevo producto fabricado en Gante (Bélgica) parece claro que no habría ningún misterio en ello.
El nuevo S40 es un vehículo excepcional que destaca por una estética muy moderna claramente entroncada con el S60 y el S80, unos acabados de alta calidad, un equipamiento de serie sobresaliente y un refinamiento en marcha muy difícilmente superable. Con esta carta de presentación no será extraño que Volvo sea capaz de repetir y mejorar el éxito logrado por la longeva anterior generación -fabricada en Holanda sobre la plataforma del Mitsubishi SpaceStar- a la que el nuevo S40 sustituye después de casi una década en el mercado.
Algo menos de 30.000 € es lo que cuesta un vehículo de solvencia absoluta, de cuidados acabados y con una dotación de serie muy completa. Parece el resumen de un nuevo best-seller.
Ernest Viñals
8 de Julio de 2004
Interior

INTERIOR

a fondo :: Volvo S40 3


En el interior de los nuevos Volvo se cuida cada vez más la originalidad del diseño y el S40 es la mejor muestra de ello. La curiosa consola central "vacía por detrás" en aluminio es el eje sobre el que se proyecta un salpicadero de líneas armoniosas pero modernas que se funden con el revestimiento de las puertas. La información que ofrece el cuadro y el display en la consola es muy abundante, pero gracias a la claridad con que se muestra llega sin dificultades al conductor.
En cuanto a habitabilidad, pasa lo que pasa en otras berlinas del segmento D medio-alto. Las plazas traseras están perdiendo importancia para ganarla las delanteras y el maletero, generosos ambos. Esto indica un cambio de concepto de estos vehículos: ya no están pensados para la familia multitudinaria, por otro lado en extinción en la envejecida Europa.
Motor

MOTOR

a fondo :: Volvo S40 4

Va finísimo
Sin duda, esa es la sensación que destaca desde el primer momento de ponerse a los mandos del nuevo S40.
La suavidad de funcionamiento es total, no sólo en el tacto de palancas, botones o dirección, sino en la falta de vibraciones y el silencio del tren de rodadura, el aislamiento acústico y el funcionamiento suavísimo del ya conocido motor 2.4 gasolina de cinco cilindros. Y todo ello da confort sin renunciar en absoluto a unas cualidades dinámicas notables, comportándose con aplomo y seguridad ya sea en carretera nacional y autopista, ya en carreteras de piso irregular y curvas pronunciadas.
El motor va algo justo de caballos si queremos andar ágiles (que no rápidos). Se trata de la versión de 140 CV que derrocha cilindrada para obtener esa cifra tan estándar. Aunque se alcanzan altas velocidades, sólo es después de un buen rato de apretar el acelerador de este tranquilón, al que la electrónica le hace rendir menos con el escandinavo objetivo de garantizar una longevidad extrema.