Vehículo de conducción autónoma

Volvo pone el piloto automático: Ensayos reales en China

Volvo conducción autónoma
Raúl Toledano08 abr 2016

Volvo prepara el lanzamiento de una prueba de conducción autónoma de vehículos en China en carreteras abiertas al tráfico, en lo que supone un paso más dentro de su proyecto 'Drive Me' con el que la marca escandinava pretende, a partir de 2017, que el auto-pilotaje vaya ganando peso en su gama de automóviles y todoterrenos.
 

Que Volvo está a la vanguardia en asistentes y tecnologías de seguridad activa no supone descubrir América. Pero sí lo es que los plazos que maneja el fabricante para lanzarlos se acorten más en el tiempo de lo que muchos creen. No estamos hablando de la extinción del conductor, sino de la adaptación de éste a un nuevo entorno dominado por una red (compleja) de sensores que, según Volvo, nos acerca a la seguridad vial total.

De cualquiera de las maneras, y dejando los posibles periodos de lanzamiento a un lado, Volvo ya ha confirmado que está en disposición de asegurar una conducción autónoma sin ningún riesgo para el propio conductor ni el resto de actores (otros conductores y peatones), como demostrará en suelo chino.

El gigante asiático es el país elegido por Volvo para realizar un experimento diseñado para que los conductores locales tengan la ocasión de probar coches de conducción autónoma en carreteras públicas en las condiciones de tráfico habituales.

Volvo espera que en el experimento participen cien coches e iniciará negociaciones en los próximos días con las autoridades de las ciudades chinas interesadas en acoger la experiencia, con el objeto de obtener los permisos correspondientes.