Volkswagen Passat CC R-Line: Lo mejor de dos mundos

a fondo Volkswagen Passat CC R-Line 1
Diego Zotes26 oct 2011
Conducimos uno de los coches más atractivos y polivalentes del mercado, el Passat CC, con un elegante diseño coupé con 4 puertas y 4 plazas, sorprendentes habitabilidad y lujo y un motor gasolina de 210 cv tan rápido como económico.
A fondo
A favor:
-Interior muy elegante y de gran confort
-Precioso estilo coupé de 4 puertas
-Motor TSI de 210 cv tan potente como económicoEn contra:
-Precio elevado
-Acceso a plazas traseras algo justo
-Boca de carga del maletero estrechaUno de los coches más atractivos que ha presentado el fabricante alemán Volkswagen en los ultimos tiempos es la berlina coupé de 4 puertas Passat CC derivada de la berlina convencional superventas de anterior generación con el mismo nombre. Resulta una elegante berlina al tiempo que un sugerente coupé. De hecho, continuaba el concepto creado por Mercedes con el CLS de buscar la máxima deportividad en una berlina a todo lujo, siempre con una longitud que roza los 5 metros y un diseño de estilo coupé con el techo bajo y caido hacia la zaga. Eso sí, el precio del Volkswagen es algo inferior que el del Mercedes, estando posicionado bastante por encima de su hermano berlina e incluso de su primo hermano A4 de Audi, puesto que hay varias versiones por encima de los 40.000 euros, como la que probamos.
a favorA favor:Interior muy elegante y de gran confortPrecioso estilo coupé de 4 puertasMotor TSI de 210 cv tan potente como económicoen contraPrecio elevadoAcceso a plazas traseras algo justoBoca de carga del maletero estrecha
Y el verdadero aporte especial esta berlina coupé frente a sus hermanos de gama es una apariencia mucho más deportiva repartida por sus 4,8 metros de longitud. La carrocería está bastante más estilizada con una altura rebajada hasta 1,42 metros y presenta extras de diseño exterior más exclusivos. El interior también se nutre de detalles más lujosos, donde cobran gran protagonismo materiales nobles como la piel, la madera o el aluminio pulido, como nuestra unidad con acabado R-Line, un acabado especial que añade un toque más dinámico si cabe a la atractiva imagen del Passat CC. Con ello se justifica el precio, una combinación magistral de la elegancia de una berlina con la deportividad propia de un coupé. Lo mejor de dos mundos para familias muy deportivas."El Passat CC combina una gran elegancia y lujo con una deportividad desconocida entre las berlinas. Resulta precioso"El Passat CC combina una gran elegancia y lujo con una deportividad desconocida entre las berlinas. Resulta precioso
Atractivo diseño coupé
El Passat CC llama la atención por donde pasa con una esbelta figura alargada y un techo que cae hacia la zaga dibujando una silueta muy aerodinámica, con un coeficiente de penetración de 0,29 Cx. Es más largo, más ancho y mucho más bajo que el modelo del que deriva, con lo que resulta mucho más deportivo. Cada detalle transmite dinamismo y exclusividad a partes iguales, con elegantes superficies cromadas y un perfil en cuña muy deportivo. Llaman la atención los rasgados faros delanteros y traseros simétricos de forma oval, los abultados pasos de rueda o las cuatro puertas sin marco en la ventanilla. La inmensa rejilla frontal cromada en posición baja le confiere gran elegancia y personalidad, mientras que el portón trasero ostenta un alerón tallado que pone la nota deportiva a la zaga. Esta atractiva apariencia deportiva se sustenta sobre unas preciosas llantas de aleación de cinco radios dobles de 18 pulgadas propias del paquete R-Line con neumáticos deportivos 235/40, atractivos faldones aerodinámicos por todos los flancos y una luminosa pintura blanca. Exteriormente está rematado con un techo solar panorámico oscurecido de apertura eléctrica.El acabado R-Line lo hace más depiortivo, añadiendo exclusivas llantas de 18 pulgadas, faldones deportivos, la atractiva pintura blanca y detalles en el interior
Al acceder al interior nos sorprende una moderna apariencia de calidad que ya inició este modelo antes de incorporarlo al nuevo Passat, con un aspecto realmente muy similar. Preside la imagen un salpicadero simétrico, en nuestra versión R-Line con remates en aluminio cromado que rodea el elegante cuadro de mandos y continua hacia el túnel central por una consola inclinada que incorpora con sistemas electrónicos como el sistema de navegación, el climatizador y la zona del cambio, también enmarcados en cromo hasta el túnel central. Presume de un amplísimo espacio para los pasajeros de todas las plazas fundamentalmente para la fila trasera, y un tremendo maletero de 532 litros que parece interminable a la hora de guardar equipaje. Este Passat CC busca fundamentalmente el máximo confort de viaje y el bienestar de sus pasajeros, como demuestra la tapicería de piel de primera calidad de color negro en nuestra unidad. El confort está garantizado de serie para cuatro pasajeros, incluso para cinco en nuestra unidad que incorpora opcionalmente el asiento adaptado para cinco pasajeros. Todos los detalles de equipamiento son los esperados en cualquier coche de lujo, como los asientos calefactables de piel de gran calidad, climatizador bizona, faros bi-xenón, navegador con pantalla táctil, suspensión adaptativa electrónicamente, levas de cambio tras el volante multifunción, asistente al aparcamiento con cámara integrada, techo solar de grandes dimensiones o cortinilla automática trasera.

a fondo Volkswagen Passat CC R-Line 2

2.0 TSI: El equilibrio perfecto
Uno de los detalles que más nos han gustado de este nuevo Passat CC R-Line es que se acompaña del motor 2.0 TSI con inyección directa y alimentado por turbocompresor que entrega para esta última actualización 210 cv de potencia a 5.300 rpm y una par motor de 280 Nm desde tan sólo 1.700 vueltas, cifras que se muestran perfectas para mover de manera muy solvente a este modelo con tintes deportivos. Para rizar el rizo, está combinado además con el cambio automático de doble embrague DSG de 6 relaciones, que funciona incluso mejor que el nuevo de 7 velocidades, que resulta tan rápido y cómodo como económico, consiguiendo un consumo de medio de 7,8 litros a los 100 km reflejados en ficha técnica, así como unas emmisiones de 182 gr/km de CO2. Sus prestaciones, aunque no espectaculares, son bastante buenas, con una aceleración hasta los 100 km desde parado en 7,6 segundos y alcanza los 238 km/h de velocidad máxima.
El comportamiento es también algo a destacar, con una agilidad sorprendente para su gran volumen general y su peso total que asciende a los 1.535 kilos, gracias fundamentalmente a un chasis muy ligero realizado con gran cantidad de piezas de aluminio y a una suspensión adaptativa electrónicamente DCC de serie en esta versión, que permite tres modos de conducción, desde el modo confort hasta una más deportiva de reacciones más directas. Del cambio DSG de 6 relaciones hemos de decir que presume de dos cualidades a priori incompatibles, la mayor comodidad y suavidad en conducción relajada y tranquila y el mayor dinamismo y rapidez en conducción deportiva, además de obtener unos consumos muy similares a los del cambio manual.

a fondo Volkswagen Passat CC R-Line 3