¿Valoramos la seguridad?: No tanto como deberíamos

a fondo ¿Valoramos la seguridad? 1
Centro Zaragoza23 jul 2010
Centro Zaragoza concluye con este estudio que es necesario incrementar el conocimiento de la seguridad del vehículo entre los compradores particulares y los encargados de flota.
El mercado nos ofrece distintas opciones de vehículos en cuanto a seguridad se refiere, pero ¿el usuario estaría dispuesto a pagar una cantidad adicional para incrementar la seguridad del vehículo que compra? Es importante conocer cómo se valora la seguridad a la hora de la compra de un vehículo nuevo, en comparación con otros factores como son diseño y prestaciones del mismo. Otras preguntas que surgen son: ¿Tiene la misma importancia la seguridad de un vehículo a la hora de su compra, en distintos países de Europa? ó ¿Dónde se informan los usuarios antes de comprar un vehículo nuevo?
Centro Zaragoza forma parte del comité SARAC (Safety Rating Advisory Committee - Comité de Asesoramiento sobre el Nivel de Seguridad) y como miembro del mismo ha participado en las dos fases del proyecto de investigación europeo Quality Criteria for the Safety Assessment of Cars based on Real-World Crashes" (Criterios de Calidad para la Valoración de la Seguridad de los Vehículos, basados en Accidentes de Tráfico Reales). Este proyecto, creado bajo la tutela de la Comisión Europea, tiene como principal objetivo el análisis retrospectivo de datos procedentes de accidentes de tráfico, para contrastar el comportamiento en la vida real de aquellos vehículos cuya seguridad pasiva ha sido evaluada dentro del programa EuroNCAP mediante ensayos de choque en laboratorio.
En la primera fase del proyecto se analizaron distintas investigaciones sobre la calificación que obtiene la seguridad de los vehículos a nivel mundial, con el objetivo de identificar y desarrollar nuevos métodos para valorar dicha seguridad. En la segunda fase se decidió intensificar la cooperación internacional y consolidar los procedimientos desarrollados en la primera fase del proyecto y aplicarlos a las nuevas bases de datos de accidentes, contrastándolos con los resultados obtenidos en los ensayos EuroNCAP.
Los cuestionarios se han desarrollado en dos países europeos, Suecia y España, con ratios de accidentalidad bien diferenciados. Los resultados de estas encuestas permiten conocer las fuentes dónde se informan los usuarios antes de comprar un vehículo, la importancia que el factor seguridad tiene en el proceso de compra de un vehículo nuevo, en comparación con otros factores como prestaciones o diseño, entre otros, y las diferencias de comportamiento que puedan existir entre compradores de distintos países.
Además, dado que una gran parte del mercado de vehículos nuevos comprende uno de estos dos grupos de compradores: individuos que compran vehículos para uso particular (compradores particulares) e individuos que compran o alquilan vehículos como vehículos de empresa (compradores de flotas de vehículos), este estudio tiene como objetivo investigar el papel que la seguridad juega en el proceso de compra de un vehículo nuevo dentro de cada uno de estos grupos de compradores.
En España, las encuestas se llevaron a cabo por teléfono y se entrevistaron a personas residentes en Madrid, Cataluña y Aragón. Se analizó la respuesta de un total de 300 compradores particulares y de 50 directores de flotas de vehículos, con el fin de asegurarse unos resultados significativos del análisis estadístico. ¿Cómo es el cuestionario? ¿Cómo entienden los consumidores la seguridad del vehículo? ¿Conocen los dispositivos de seguridad que incorpora el vehículo? ¿Saben que es EuroNCAP? ¿Qué importancia tiene para ellos la seguridad frente a otros aspectos relacionados con el confort y el diseño?
Conclusiones del estudio realizado por Centro Zaragoza. Una vez analizados los resultados de las encuestas, Centreo Zaragoza concluye que la seguridad del vehículo tiene una elevada prioridad a la hora de comprar un vehículo nuevo, en el caso de compradores particulares, tanto en España como en Suecia. En general, los participantes de ambos países seleccionaron, como mayor prioridad en el proceso de compra de un vehículo nuevo, aquellos factores relacionados con la seguridad (por ejemplo, calificación EuroNCAP) y aquellas características relacionadas con la seguridad (por ejemplo, ABS).
Sin embargo, la seguridad del vehículo es más importante para los compradores particulares suecos que para los compradores españoles. La mayoría de los encuestados relacionan la seguridad del vehículo con la presencia o existencia de equipos o tecnologías de seguridad en el mismo, en lugar de tener en cuenta los resultados obtenidos en crash tests.
En cuanto a la satisfacción con la seguridad de sus vehículos, los suecos consideran que su vehículo es seguro o muy seguro, mientras que los españoles declaran que su vehículo es seguro o poco seguro. Este resultado es coherente con el hecho de que es más probable que un sueco se compre un vehículo nuevo con una calificación de cuatro o cinco estrellas (EuroNCAP) que un español.
También existe una diferencia considerable entre los dos países en cuanto a la preocupación de verse implicados en un accidente de tráfico, a los suecos no les preocupa verse implicados en un accidente de tráfico mientras que a los españoles sí. Este resultado no es sorprendente, ya que en España hay una mayor proporción de accidentes de tráfico que en Suecia.
Por otro lado, los encargados de flotas de vehículos, tanto de España como de Suecia, indicaron que la seguridad del vehículo no es la consideración principal que tienen en cuenta a la hora de comprar o alquilar un vehículo nuevo de compaa. Sus principales prioridades a la hora de comprar/alquilar un veh᭭culo nuevo de compaa son el precio y la fiabilidad. Al igual que en el caso de los compradores particulares, la seguridad del veh᭭culo parece ser más importante para los encargados de flota suecos que para los españoles en el proceso de compra/alquiler de un vehículo nuevo.
Para la mayoría de los encargados de flotas suecos las páginas web de los constructores de vehículos son la fuente más valiosa de información, mientras que para los encargados de flotas españoles son los concesionarios de vehículos. Este resultado coincide con el obtenido para el caso de los compradores particulares de un vehículo nuevo, los cuales no consideran la calificación EuroNCAP como la fuente de información más valiosa en el proceso de compra de un vehículo nuevo, esto es debido a que los participantes esperan que las consideraciones con respecto a la seguridad se incorporen en las revisiones y recomendaciones de las publicaciones de consumidores que ellos consultan.
Este estudio abre unas líneas de trabajo futuro, puesto que se han identificado diferencias entre países con ratios de accidentalidad diferentes, en cuanto a cómo se valora la seguridad en el proceso de compra de un vehículo nuevo, se podría determinar si estas diferencias pueden generalizarse para todos los países de Europa. Por otro lado, aunque este estudio ha tenido el acierto de analizar la importancia que tiene la seguridad del vehículo en el proceso de compra de un vehículo nuevo, los resultados podrían mejorar si también se analizara la cantidad que el comprador estaría dispuesto a pagar por la seguridad de su vehículo.
En general, Centro Zaragoza concluye con este estudio que es necesario incrementar el conocimiento de la seguridad del vehículo entre los compradores particulares y los encargados de flota. Para conseguir este objetivo, se debe enseñar a los consumidores dónde encontrar información objetiva acerca de la seguridad que puede ofrecer un vehículo. Además, sería conveniente que los resultados de EuroNCAP se promoviesen más amplia y efectivamente, con el objetivo de que estos resultados desempeñen un papel más importante a la hora de elegir un vehículo nuevo.
Texto: Centro Zaragoza, Instituto de Investigación sobre Reparación de Vehículos, S.A.