Toyota Land Cruiser V8: Diesel tope de gama

Enrique Marco21 sep 2007
Toyota presenta la nueva versión tope de gama de su veterano Land Cruiser. Estos días arranca su comercialización en Japón, mientras que en diciembre llegará a Europa.
Diesel tope de gama
Toyota presenta la nueva versión tope de gama de su veterano Land Cruiser. Estos días arranca su comercialización en Japón, mientras que en Europa se mostrará por primera vez al público en Rusia, durante el Salón de San Petersburgo (desde el 24 de octubre), y a los principales mercados europeos llegará en diciembre. Tiene una enorme carrocería que no será igual que la del futuro Land Cruiser con motores más pequeños. Es decir, que el modelo que hoy presentamos sustituye al Land Cruiser HDJ 100, pero no al más conocido Land Cruiser, que se seguirá comercializando durante uno o dos años más con carrocerías de tres y cinco puertas y con motores de cuatro y seis cilindros.

a fondo Toyota Land Cruiser V8 1

Este nuevo Land Cruiser tope de gama, de generosas dimensiones y con motores únicamente de ocho cilindros, milita por tanto en un segmento diferente al del Land Cruiser “normal”. Si el popular Land Cruiser se enfrenta directamente a los Mitsubishi Montero o Land Rover Discovery, el modelo que hoy nos ocupa tiene en el Range Rover a su principal rival. Es decir, un gran todoterreno de lujo, con los últimos refinamientos y comportamientos mejorados en carretera, pero también con mucha capacidad para circular fuera del asfalto, una capacidad muy superior a la de los SUV tipo Audi Q7, Mercedes GL o Porsche Cayenne entre otros.
Mide 4,95 metros de alto, 1,97 metros de ancho y entre 1,86 y 1,91 metros de alto dependiendo del nivel en el que situemos las suspensiones variables. De distancia entre ejes es igual que el anterior Land Cruiser HDJ 100, aunque se han introducido muchas mejoras en el chasis. Renueva su sistema de suspensiones KDSS, el diferencial LSD y los sistemas de ayuda a la conducción; además de llegar a nuevos estándares de seguridad con un habitáculo que cuenta con 14 airbags.
Para el mercado español el motor más interesante será sin duda alguna el 4.5 D-4D, un diésel V8 que desarrolla una potencia de 286 cv a 3.600 rpm y un par motor de 650 Nm entre 1.600 y 2.800 rpm. Su eficacia es notable, ya que con el consumo medio que declara (10,2 l/100 km) logra gastar un 4% menos que el anterior 4.2 TD de seis cilindros y 204 cv. La otra opción tiene un motor V8 gasolina 4.7 VVT-i que rinde 288 cv y 445 Nm, con un consumo medio de 14,4 l/100 km.