Suzuki S-Cross: El SUV compacto de Suzuki

gen_rep_suzuki_scross_cbf46c2abc7a138bfedf353aa.jpg
Diego Zotes23 sep 2013
Suzuki lanza al mercado su nuevo S-Cross, un nuevo SUV compacto para competir con los reyes del segmento, con un diseño fresco y juvenil, más liviano, un interior polivalente y motores gaso9lina y diésel de 120 cv y muy bajo consumo.
El fabricante de automóviles japonés Suzuki lanza al mercado su nuevo crossover de tamaño compacto, el nuevo S-Cross, que hace tan solo unos meses vio la luz en el Salón del Automóvil de Ginebra y ya es una realidad para plantar cara a los SUV duros del mercado como el Qashqai, al que por cierto se parece un montón, al Mitsubishi ASX o al Kia Sportage, entre otros muchos contendientes.

detalle_diseo_abbf7027d3eb17207611134fb.jpg

Suzuki presenta argumentos de peso para convencer al gran público, como su gran experiencia en el campo de los SUV y todoterreno y un diseño muy atractivo realizado en Europa para el mercado europeo. Resulta un vehículo muy polivalente y práctico, que ahora es la tipología de vehículo más demandada.
En principio se concibió como sustituto del SX4 aunque luego decidieron ir más hacia un segmento más grande, con lo que en nuestro país incluso convivirán ambos. Con un tamaño de 4,30 metros de longitud, en pleno corazón del segmento SUV compacto, presenta un diseño muy acertado y atractivo combinado con una gran amplitud para equipaje y pasajeros, así como un excelente comportamiento todocamino 4WD de última generación y unas emisiones de CO2 de las más bajas del segmento.
Atractivo diseño compacto
El diseño exterior transmite fuerza, solidez y aerodinámica mediante un capó redondeado muy original y unas líneas laterales en tensión con forma ascendente hacia la zaga. El frontal presume además de unos curiosos faros de forma oval que incorporan iluminación diurna por led, así como detalles cromados que sugieren lujo, mientras que en la zona trasera los faros divididos en dos partes horizontales sugieren aplomo, robustez y modernidad. Hay 10 colores de carrocería y tres tipos de llantas, unas de acero de 16 pulgadas, y dos de aluminio, de 16 y 17 pulgadas.El S-Cross presenta un atractivo diseño robusto y aerodinámico, muy similar al del Nissan Qashqai
El interior se presenta sencillo, atractivo y bien terminado, con un estilo similar al de su hermano Kizashi del que hereda su volante y su aspecto deportivo. Preside la escena un salpicadero simétrico realizado en materiales suaves al tacto y algunos mullidos con una consola central destacada de bordes en color plata, a juego con los tiradores de las puertas y el volante, y un cuadro de mandos muy llamativo con dos relojes analógicos con el fondo azul. Ofrece cinco plazas muy espaciosas, las de la fila trasera algo justas en altura para gente de más de 1,75 metros condicionadas por el diseño con caída del techo y su posición elevada, así como deja un espacio base en el maletero de 430 litros.

detalle_interior_5d85cde5ec74289890a081964.jpg

En los acabados altos de gama encontramos un tremendo equipamiento muy llamativo, con un sistema de audio de gran calidad, climatizador bizona, faros de xenón con iluminación diurna por led´s, pantalla de navegación de grandes dimensiones y cámara de visión trasera, botón de arranque para llave electrónica, techo solar panorámico, sensores de aparcamiento delante y detrás, el mando selector de los modos de tracción del sistema All Grip de las versiones con tracción total, protectores de bajos en color plateado, barras plateadas en el techo, asientos de piel con costuras en contraste, los delanteros calefactados, y un volante multifunción con botones de manejo del sistema de audio, de la telefonía Bluetooth y del control de velocidad.

detalle_maletero_e25c219e6b25d3cfb83a90bb3.jpg

Dos motores realmente eficientes
Los motores que ofrece el nuevo S-Cross son simplemente dos, uno en gasolina y otro en diésel, pero muy acertados en cuanto a potencia, consumos y emisiones. Ambos son 1.6 litros y desarrollan la misma potencia de 120 cv aunque las cifras de par son bien distintas, lo que juega a favor del diésel, con 156 Nm para el primero y 320 Nm para el segundo.
Las cifras de consumo homologado favorecen también al diésel, con una media de 4,2-4,4 litros (2WD ó 4WD) a los 100 km, que resultan realmente bajos para el concepto de coche del S-Cross, mientras que el gasolina logra unos también reducidos 5,4-5,5 litros a los 100 km. Las emisiones son ciertamente bajas en ambos casos, más controladas en el diésel, con unas cifras entre 115 y 120 gr/km de CO2, y de 125-130 gr/km en gasolina.
De serie ambos motores van asociados a cambios manuales, en gasolina uno de 5 velocidades y en diésel de 6 velocidades, mientras que para el gasolina existe un cambio automático CVT, mientras que ambos motores y todos los cambios son combinables con la tracción total 4WD.
Con todo ello para el mercado español se comercializarán hasta 19 versiones en total con precios que van desde los 18.495 euros de la versión de gasolina con cambio manual y tracción 2WD hasta los 30.595 euros del diésel con sistema Start/Stop opcional y tracción total. A estos precios hay que restarle una campaña de lanzamiento de la marca de 1.300 euros de descuento para todas las versiones así como los 1.000 euros del Plan PIVE 3 al que se pueden acoger todos los modelos.