Subasta de Pebble Beach 2013: Un Ferrari de 20 millones

portadasubastapebblebeach_62007ee466b79114f505ea204.jpg
Enrique Marco20 ago 2013
Por este Ferrari 275 GTB/4 NART Spider de 1967 se pagaron este fin de semana 20,6 millones de euros, cantidad que será donada a obras de caridad. En la subasta de RM Auctions en Pebble Beach (California, USA) se vendieron otras joyas de elevadísmo valor histórico y económico.
Lo visto este fin de semana en Pebble Beach (California, USA) establece varios récords, y a la subasta organizada por RM Auctions la podríamos denominar ya la subasta del siglo por la cantidad y calidad de los automóviles que se vendieron. Aquí publicamos la lista de los 12 modelos más cotizados, pero tras ellos figuran decenas de superdeportivos que muchos museos querrían exhibir. La verdad es que las subastas de coches de colección están pasando por un buen momento, y a cada dos por tres nos encontramos con nuevos récords. Ya el mes pasado el mundo del automóvil se sorprendió con la cotización alcanzada por el Mercedes F1 con el que Fangio ganó dos grandes premios en 1954, el cual se vendió en el Festival de la Velocidad de Goodwood por 22,7 millones de euros. Ahora, a este reportaje traemos “el segundo coche del año”, ya que por el exclusivo Ferrari de nuestra foto de portada se pagaron más de 20 millones de euros.
La joya se llama Ferrari 275 GTB/4 NART Spider y se fabricó en 1967. Lo mejor de toda esta historia es que la familia Smith, propietaria del vehículo (lo compró nuevo el padre y ahora lo ha sacado a la venta el hijo), ha decidido donar la cuantía total de lo recaudado a obras de caridad. Y como curiosidad decir que el que ha pagado 20,6 millones de euros es el conocido empresario canadiense del sector de la moda Lawrence Stroll (Tommy Hilfiger); un multimillonario aficionado al automovilismo que ya guarda varios Ferrari de colección en su garaje.
Sólo se hicieron 10 coches como éste. Un Ferrari 275 GTB/4 Coupe normal, del que casi siempre encontramos ejemplares a la venta en las subastas del máximo prestigio, ronda el millón de euros de cotización, pero el hecho de que esta pieza cueste 20 veces más tiene varias explicaciones. Eso sí, los especialistas de RM Auctions esperaban que se vendiera por unos 11 millones de euros, y es evidente que se han quedado muy cortos. El señor Eddie Smith lo compró nuevo en 1968, y desde entonces este coche con el número de chasis 10709 ha permanecido en la familia. Lo de NART significa (North American Racing Team) y lo de ser descapotable le da un valor elevadísimo, ya que se trata de una serie limitada a 10 unidades y exclusivamente comercializada en el mercado norteamericano a petición del importador de Ferrari para USA Luigi Chinetti. Este coche fue conducido por Faye Dunway en la película de 1968 “The Thomas Crown Affair”; y se cuenta que Steve McQueen intentó compararlo al terminar la cinta pero que el propietario no se lo quiso vender. Por lo demás, decir que el motor es idéntico al del GTB/4 Coupe estándar, es decir, que lleva un V12 de 300 cv con el que puede rozar los 270 km/h.

pb_xa_661254425a095a1114feebc4f.jpg

Esta fue la gran estrella del fin de semana, y uno de los coches más caros de la historia por detrás del Ferrari 250 GTO de los 28 millones de euros; pero no el único de precio astronómico, pues otros cinco Ferraris superaron los dos millones de euros; y dos Mercedes, un Jaguar, un McLaren, un Maserati y un coche español, un Hipano Suiza, alcanzaron valores más que destacables. Del resto de Ferraris nos llama la atención el 375 Mille Miglia del 53 (6,8 millones de euros), un impresionante y ligero bólido de competición de nada menos que 340 cv.Entre los siempre carísmos Ferrari se colaron dos exclusivos y elegantes Mercedes de los años 20 y 30
Dos de los Mercedes subastados en Pebble Beach 2013 son extraordinarios. De hecho se vendieron varios Mercedes “Alas de Gaviota” y 300SL Roadster por más de un millón de euros que quedaron totalmente eclipsados por los 680S Torpedo del 28 y 540K Special del 39, dos perfectos ejemplares del lujo de los años 20 y 30. Tampoco pasó desapercibido el Jaguar D-Type de 1955, un bólido de carreras que dominó las 24 Horas de Le Mans en su época y por el que se pagaron casi tres millones de euros. Poco menos se valoró el monoplaza firmado por McLaren en 1974, el cual tiene “pedigrí” al ser la unidad con la que Johnny Rutherford se impuso en la 500 Millas de Indianápolis en ese año. Finalmente, un precioso Maserati descapotable carrozado por Frua en 1953 y un ejemplar que demuestra el orgullo de la industria automovilística nacional: el Hispano Suiza K6 Cabriolet (cambió de manos por 1,69 millones de euros). Este maravilloso automóvil de lujo no tenía nada que envidiar a los que en los años 30 eran las referencias del prestigio (los americanos Duesenberg o los británicos Rolls Royce), y de hecho, en la actualidad, como coche de colección un Hispano Suiza tampoco les va a la zaga, más bien todo lo contrario, pues en esta misma subasta se vendieron magníficos ejemplares de Duesenberg y de Rolls que no llegaron al precio del modelo español.

pb_xb_2f0eb62a718137a265a965f63.jpg

Las ventas de precio más elevado:

1.  1967 Ferrari 275 GTB/4*S N.A.R.T Spider - $27,500,000 (20,6 millones €)
2.  1953 Ferrari 375 MM Spider – $9,075,000 (6,8 millones €)
3.  1928 Mercedes-Benz 680S Torpedo Roadster - $8,250,000 (6,2 millones €)
4.  1939 Mercedes-Benz 540K Special Roadster  - $7,480,000. (5,6 millones €)  
5.  1955 Ferrari 750 Monza Spider - $4,070,000 (3,05 millones €)
6.  1955 Jaguar D-Type – $3,905,000  (2,92 millones €)
7.  1974 McLaren M16C Indianapolis - $3,520,000 (2,64 millones €)
8.  1954 Ferrari 500 Mondial Spider Series I - $3,520,000 (2,64 millones €)
9.  1950 Ferrari 166 MM Barchetta – $3,080,000 (2,31 millones €)
10. 1961 Ferrari 400 Superamerica SWB Coupe Aerodinamico – $2,750,000 (2,06 millones €)
11. 1953 Maserati A6G/2000 Spyder - $2,530,000 (1,89 millones €)
12. 1935 Hispano-Suiza K6 Cabriolet -$2,255,000 (1,69 millones €)