Subasta de Meadow Brook: Impresionantes clásicos americanos

a fondo Subasta de Meadow Brook 1
Enrique Marco28 jul 2010
La última de las subastas celebradas, en Michigan, acaparó una de las colecciones más atractivas de modelos americanos de los dorados años 20 y 30.
Últimamente en Autocity estamos dando abundante información de las subastas de automóviles clásicos más importantes que se celebran en todo el mundo, como las recientes de Amelia Islands, de Mónaco o de California. En buena medida gracias al excelente trabajo de documentación que realiza la principal empresa organizadora de este tipo de eventos, RM Auctions; y, también, por lo fascinante que resulta conocer piezas únicas que han escrito un capítulo importante en la historia del automóvil. Finalmente, también existe algo de “morbo” por conocer los precios que se pagan por estos modelos, que si bien nunca llegan a alcanzar las cantidades astronómicas de las pinturas de Picasso o Van Gogh, sí registran sumas tan escandalosas como los 9 millones de euros del Ferrari 250TR de 1957 (y eso que se asegura que todavía ha habido adjudicaciones más cuantiosas de algunos automóviles, aunque no siempre se hacen públicos los precios alcanzados).
La última de las subastas celebradas, el pasado fin de semana en Michigan (Estados Unidos) y bajo el nombre de “Vintage Motor Cars of Meadow Brook”,no pasará a la historia por sus grandes recaudaciones, pero sí acaparó una de las colecciones más atractivas de modelos americanos de los dorados años 20 y 30, unas décadas en las que se fabricaron verdaderas obras de arte sobre ruedas. En total se subastaron 98 coches, la mayoría de ellos vehículos de fabricación americana, y se vendieron el 85% de ellos, recaudando en total unos 10 millones de dólares (7,7 millones de euros).
Sorprendentemente, entre tanta belleza de los años 20 y 30 se impuso un modelo más actual y, probablemente, no tan bonito. Pero es que en el mundo de las subastas lo que más se paga es la exclusividad, y el Chrysler “Thomas Special” Coupe de 1953 es un modelo único, por lo que superó todas las expectativas y se convirtió en el más caro de la subasta con sus 660.000 euros, doblando así el precio estimado previo a la subasta. Sin embargo, los exclusivos Duesenberg Model J no alcanzaron el millón de dólares que se esperaba por cada uno de ellos. Aun así, esta marca –considerada como la firma americana más prestigiosa de aquella época- logró colocar a tres de sus modelos en el top ten. Estamos hablando de una marca que sólo fabricó 480 unidades, y que se distinguió tanto por su belleza como por sus motores. Los J Convertible Sedan del 29 y J Torpedo Berline del 32 –con motores de ocho cilindros en línea y 265 cv- se vendieron por 634.700 € y 558.500 € respectivamente.
En el cuarto puesto figura el Cadillac con motor V16 (338.500 €). Sí, sí, 16 cilindros en V ni más ni menos, aunque allá en 1930 sólo le extrajeran 175 cv. Tras el Cadillac encontramos un ejemplar muy famoso en su época, un Auburn 851SC Boattail Speedster de 1935 (el de la fotografía principal), a juicio de este humilde redactor, uno de los automóviles más bellos de la historia. Además el Auburn no sólo rezumaba elegancia, sino que montaba un motor sobrealimentado de 8 cilindros y 150 cv; un coche que fue todo un icono de los tumultuosos años 30.
De los puestos 5 al 10 encontramos en novena posición el único representante europeo, un majestuoso Rolls-Royce Phantom I Henley Roadster de 1929, vendido por 220.000 euros; además del vehículo más antiguo del grupo, un Stuz Bearcat de 1915 que se vendió por 253.900 €. Y rozando la barrera de los 200.000 euros el Duesenberg Model A Speedster de 1924, un precioso bólido inspirado en la competición que prácticamente dobló la prudente estimación que los responsables de RM Auctions habían realizado y cerró el top ten. Finalmente, entre los pocos coches no adjudicados encontramos uno de los deportivos europeos más famosos de todos los tiempos –el Mercedes SL 300 “Alas de Gaviota”- cuya puja máxima (354.000 €) no logró satisfacer las expectativas marcadas y, por tanto, no cambió de manos.
Principales lotes adjudicados:
--1953 Chrysler "Thomas Special" Coupe: $858,000
--1929 Duesenberg Model J Convertible Sedan: $825,000
--1932 Duesenberg Model J Torpedo Berline: $726,000
--1930 Cadillac V16 Roadster: $440,000
--1935 Auburn 851SC Boattail Speedster: $385,000
--1931 Chrysler CG Imperial Roadster: $363,000
--1931 Marmon Sixteen Limousine: $346,500
--1915 Stutz Bearcat: $330,000
--1929 Rolls-Royce Phantom I Henley Roadster: $286,000
--1924 Duesenberg Model A Speedster: $258,500
Nota: La galería de imágenes está ordenada de la misma forma que la lista de precios.