Subaru Forester Bóxer Diésel: Ágil aventurero de bajo consumo

Diego Zotes18 sep 2008
Por fin llega la esperada versión diésel para el excepcional SUV de Subaru, el Forester, que apuesta por su configuración bóxer para desarrollar 147 cv y obtener un consumo de 6,3 litros. Más práctico, económico y funcional que nunca.
Dadas las buenas cifras de crecimiento en ventas que está experimentando la marca japonesa Subaru en Europa a pesar de los intensos momentos de crisis económica, la filial Europea de la marca en Europa ha decidido incorporar a su gama como pieza fundamental la esperada motorización diésel para uno de sus modelos estrella y de mayor éxito para la marca, el SUV compacto Forester, que gracias a esta nueva oferta de bajo combustible se convertirá, según prevén, en un verdadero revulsivo para el crecimiento aún mayor de sus cifras de ventas, pudiendo alcanzar como ellos esperan las 100 unidades vendidas al mes de ese modelo en sus dos versiones de gasolina y diésel. Cuál no será su confianza en el producto, cuando van a apostar por llevar este motor diésel en su nuevo Impreza al Salón del Automóvil de París como primicia mundial.

a fondo Subaru Forester Bóxer Diésel 1

Ha sido durante el transcurso de este año cuando se ha desvelado la incorporación de esta original motorización en algunos importantes modelos de la gama, como el Legacy o el Outback, logrando unos resultados muy alentadores en cuanto a una mayor penetración en el mercado y mayor aceptación por el público en general. Hablamos de esta original motorización, puesto que como es costumbre en la marca se ha desarrollado sobre un bloque de cilindros horizontalmente opuestos o bóxer que tiene gran cantidad de ventajas de funcionamiento respecto a los motores de cuatro cilindros en línea convencionales. Entre las cualidades más destacadas encontramos que es más compacto y ligero que aquellos, así como más refinado y suave evitando ruidos y vibraciones y que brinda un centro de gravedad más bajo por su ubicación en la zona inferior del vehículo.
Tras la comercialización justo antes del verano de la tercera generación del Forester, llega ahora la esperada motorización Bóxer Diésel para este SUV compacto, un 2.0 litros con 16 válvulas que aumentará la demanda del vehículo hasta tres veces más gracias a un bajo consumo combinado con un comportamiento muy dinámico. Con este propulsor lidiará con los más reconocidos SUV,donde encontramos al Toyota RAV4, al Honda CR-V, al Nissan Qashqai o al Volkswagen Tiguan. Este propulsor desarrolla 147 cv a 4.000 rpm y un par motor de 350 Nm a 1.800 rpm gracias a su sistema de inyeción directa por common rail y al turbocompresor de geometría variable, consiguiendo unos consumos realmente discretos, dejándolo en ciclo combinado en 6,3 litros a los 100 km según datos oficiales, lo que permite realizar más de 1.000 km sin repostar. Asimismo se ha trabajado a conciencia para reducir las emisiones al medioambiente, para lo que se ha incorporado un filtro de partículas cerrado DPF sin mantenimiento que logra reducir la cifra de emisiones a 167 gr/km de CO2. Esta economía de consumo y buen comportamiento dinámico se ha logrado en parte gracias al nuevo cambio manual de 6 velocidades con relaciones de cambio muy cerradas, para optimizar la aceleración y las prestaciones.
Otra de las mejores cualidades de este Subaru es la tremenda estabilidad que ostentan todos sus modelos, puesto que además del motor en posición baja para lograr el mejor centro de gravedad, emplea como siempre el evolucionado sistema de tracción total permanente Symmetrical AWD que se ayuda de la electrónica con el Control Dinámico del Chasis de Subaru, lo que permite una facilidad de conducción excelente y muestra unos niveles de seguridad y estabilidad altísimos a cualquier ritmo, por muy elevado que éste sea, acercando su conducción más a la de un turismo que a la de un SUV de gran tamaño. El confort de rodadura es magnífico gracias a una suspensión compuesta por un sistema McPherson delante y de doble horquilla detrás, dotando a los amortiguadores de mayor longitud y recorrido útil para afrontar con la mayor agilidad y eficacia los terrenos más bacheados y resbaladizos.
El diseño exterior del Forester es continuista con el de anteriores generaciones presentando un aspecto de SUV compacto discreto y elegante bastante atípico, puesto que ofrece una superficie acristalada mayor de lo normal en la categoría, de estilo monovolumen, así como una altura total bastante contenida respecto a sus rivales. Para adaptar el motor diésel al Forester se han instalado en la carrocería elementos deportivos para demostrar su espíritu prestacional, como llantas de aluminio de 17 pulgadas o un discreto alerón sobre el portón que aumenta su agresividad. El Forester se caracteriza fundamentalmente por presentar una carrocería compacta con unas puertas muy amplias para permitir el mejor acceso al habitáculo, así como un portón también grande para facilitar el acceso al maletero.
El interior muestra una imagen común con la de sus hermanos de marca, con un salpicadero simétrico y unos materiales de buena apariencia y de tacto robusto y duradero. Los mandos de las funciones electrónicas como el sistema de audio con cargador frontal de 6 cd´s y el climatizador se encuentran en una consola central prominente que se acerca al conductor. Los pasajeros disfrutarán de un ambiente refinado de bienestar al tiempo que funcional, con una interesante flexibilidad de asientos y un equipamiento exquisito donde desde el acabado básico Classic ofrece de serie asientos calefactables, faros de xenón, llantas de aluminio de 17 pulgadas, airbags laterales, Control Dinámico de Estabilidad VDC, control de velocidad y faros antiniebla. Si queremos más lujos y exclusividad podremos acceder al acabado Limited que incorpora el techoi solar, mientras que si buscamos una suite en formato SUV recurriremos al acabado Limited Plus que incluye tapicería de cuero en los asientos con regulación eléctrica y acceso y arranque del vehículo sin llave. Para los más aventureros les vendrá bien incorporar además el navegador opcional.
La oferta diésel queda así:
Forester 2.0 TD XS Classic: 28.900 euros
Forester 2.0 TD XS Limited: 29.700 euros
Forester 2.0 TD XS Limited Plus: 32.050 euros
Forester 2.0 TD XS Limited Plus + Nav.: 34.150 euros

Fotos: Eduardo Urech