Subaru Forester 2.5 XT: Nuevo tope de gama

Diego Zotes03 nov 2004
Subaru ha iniciado la comercialización del Forester 2.5 XT. Con esta variante de 211 cv se permite el lujo de luchar en prestaciones con otros “crossover” a los que en precio les aventaja claramente.
Inicio
NUEVO TOPE DE GAMA

a fondo Subaru Forester 2.5 XT 1

Subaru ha iniciado ya la comercialización del Forester 2.5 XT, el nuevo techo de la gama Forester. Con esta potente variante de seis cilindros y 211 cv el vehículo japonés se permite el lujo de luchar de tú a tú en prestaciones con otros afamados “crossover” (turismos familiares con tracción total y cierta capacidad off road) como los Volvo XC70 y Audi All Road en sus respectivas mecánicas de gasolina equiparables, a los que en precio les aventaja claramente, pues los 33.600 euros que cuesta el Subaru suponen 10.000 euros menos que su rival sueco y 20.000 euros menos que el alemán (eso sí, este último algo más rápido).
  El Forester 2.5 XT no sustituye a ninguna otra versión de la gama, por lo que seguirán estando disponibles los 2.0 de 125 cv y 2.0 Turbo de 177 cv. Pero el nuevo 2.5 XT se convierte en la opción más apetecible, ya que además de ser más potente incluye un equipamiento y unos detalles más exclusivos. Presenta unos acabados interiores con efecto aluminio y un habitáculo con más huecos prácticos. Además de serie presenta elementos como los asientos deportivos con tapicería de cuero, ordenador de viaje, climatizador, navegador vía satélite, ABS, airbags frontales y laterales, tracción 4x4 con diferencial LSD, techo solar eléctrico de grandes dimensiones, radio-cd, llantas de aleación y tomas de corriente 12v en guantera y maletero entre otras cosas.
Pero si por equipamiento y funcionalidad el Forester 2.5 XT es interesante, por aptitudes dinámicas lo es todavía más. Su eficaz sistema de tracción integral y una altura libre al suelo de 195 mm (la mayor del segmento) le permiten unas cualidades respetables en el campo. Pero en carretera, sus grandes prestaciones, unidas a unas suspensiones de nivelación automática y un contenido peso lo hacen muy recomendable.
Y es que con un capó y techo de aluminio, al igual que multitud de órganos mecánicos ligeros, se llega a un peso inferior a los 1.500 kilos. Su cambio de marchas es en este caso manual de cinco velocidades, y gracias a los 211 cv de potencia y 319,5 Nm de par se puede acelerar de 0 a 100 km/h en 7,9 segundos y alcanzar los 230 km/h. Su consumo evidentemente no es bajo (11,0 l/100 km como media), pero sí razonable para un vehículo de estas características.
Enrique Marco, Autocity
3 de Noviembre de 2004