Segunda fase de la operación salida: Se prevén 43,2 millones de desplazamientos

operacionsalidaagosto_97358c037bad3b0acb27e8b02.jpg
Autocity28 jul 2015
El viernes 31 de julio dará comienzo el dispositivo especial que ha preparado la DGT con motivo del inicio de la segunda fase de la operación salida estival. Se esperan más de 40 millones de desplazamientos y la DGT advierte de la importancia de mantener el vehículo en condiciones.
Coincidiendo el cambio de mes con el fin de semana, la Dirección General de Tráfico (DGT) iniciará el viernes 31 de julio la segunda fase de la operación salida estival. En este mes de agosto se espera que se produzcan la mayor parte de los desplazamientos del verano: 43,2 millones.
Esta segunda fase de la operación salida terminará el domingo 2 de agosto pero no será el último dispositivo especial de vigilancia establecido por la DGT en agosto. A mediados de mes, coincidiendo también el 15 de agosto, festivo nacional, en fin de semana, se ha preparado un dispositivo de control ya que se espera un aumento notable de tráfico en las carreteras. Por último, la operación retorno la han establecido para el fin de semana del 28 al 31 de agosto.

dgt_d404b6cd9641291958a27db1a.jpg

Como ya comunicábamos anteriormente, se han instalado nuevos radares en tramos considerados de “alta peligrosidad” según los datos históricos de accidentalidad y velocidad de circulación. En la web de la DGT se pueden consultar la ubicación de todos los radares.
Desde la DGT han constatado que han aumentado los desplazamientos este verano, pero que el parque móvil español ha envejecido y esto incrementa el riesgo de accidentalidad. Por ello, los 10.000 agentes de la Guardia Civil que llevarán a cabo la vigilancia en la carretera durante estos días conflictivos, continuarán revisando el estado de los vehículos y que sus condiciones técnicas son seguras.
Los agentes vigilarán principalmente carreteras secundarias, ya que son éstas las que concentran mayor índice de accidentalidad; habilitarán carriles reversibles y adicionales donde haya mayor afluencia de tráfico; paralizarán obras en algunas vías; y diseñarán itinerarios alternativos para evitar el colapso de las carreteras.