Saab 9-5: Por fin llega un Saab totalmente nuevo

a fondo Saab 9-5 1
Enrique Marco27 ago 2009
Saab vuelve a la carga con nuevos dueños (Koenigsegg) y con nuevos modelos. Se presentará el 15 de septiembre en Frankfurt y se pondrá a la venta a principios de 2010.
Por fin llega un Saab totalmente nuevo
Tras pasar por momentos económicos muy delicados, Saab vuelve a la carga con nuevos dueños (Koenigsegg) y con nuevos modelos. Todo hace indicar que la suspensión de pagos va a quedar atrás rápidamente y que la firma sueca de vehículos ultradeportivos Koenigsegg va a relanzar la marca. No obstante, el vehículo del cual hoy nos toca hablar se ha desarrollado en la era GM, por lo que no es de extrañar que cuente con soluciones técnicas idénticas a las de otros modelo del resto de marcas del grupo. Por ejemplo, este nuevo Saab 9-5 monta algunos motores y tecnologías iguales al Opel Insignia.
La verdad es que el nuevo 9-5 era un modelo esperado desde hace años, ya que mientras que sus rivales cambian de generación en un tiempo medio de unos seis o siete años, el actual 9-5 llevaba en el mercado aunque con diferentes restylings y mejoras- nada menos que 11 años. Así las cosas, con este nuevo Saab 9-5 que se presentará el 15 de septiembre en las jornadas previas al Salón de Frankfurt (del 17 al 27 de septiembre), y que se pondrá a la venta a principios de 2010, la marca sueca volverá a enfrentarse sin complejos a los Audi A6, BMW Serie 5, Mercedes Clase E y Volvo S80 entre otros.
Más grande y más espacioso que su predecesor -aunque de momento todavía no se han facilitado- el Saab 9-5 2010 gana muchos enteros en diseño, tecnología y equipamientos. Por ejemplo, el nuevo modelo podrá incorporar elementos como el control de crucero activo, la suspensión adaptativa Drive Sense, las luces adaptativas bi-xenón, el sistema de entrada y arranque sin llaves, la ayuda al aparcamiento y la proyección de datos en el parabrisas HUD. Otra novedad es que habrá versiones con tracción integral XWD con diferencial eLSD.
Mecánicamente la gama inicial la compondrán dos potentes motores gasolina y un diésel, todos ellos turbo. El diésel será un 2.0 denominado TiD y con 160 cv (igual que el del Opel Insignia) con el que obtendrá un registro de emisiones de CO2 de sólo 139 g/km. En gasolina estarán disponibles tanto el 2.0 Turbo de 220 cv como el V6 2.8 Turbo de 300 cv; aunque poco después del inicio de la comercialización se añadirán un 1.6 Turbo de 180 cv y un 2.0 T Biopower, este último para funcionar con bioetanol E85.
En unas semanas, después de que se presente en Frankfurt, podremos ofrecer más datos e información de este interesante y esperado modelo.