Porsche Cayenne S Transsyberiana: Estética de raids

Enrique Marco11 sep 2008
A los conductores que les guste una estética “racing”, similar a la de los todoterreno de raids, va dirigido el nuevo Cayenne S Transsyberiana, que, en enero de 2009, se pondrá a la venta
Entre los conductores del Porsche Cayenne, la mayoría utilizan el vehículo únicamente en carretera, aunque no es de extrañar que existan clientes a los que les guste una estética racing similar a la de los todoterreno de raids. Para ellos va dirigido el nuevo Cayenne S Transsyberiana, que en enero de 2009 se pondrá a la venta por 86.779 euros, un modelo que además conmemora los éxitos en competición que Porsche ha logrado repetidamente en este rally intercontinental que recorre 7.200 km entre Moscú y Ulan Bator (Mongolia).

a fondo Porsche Cayenne S Transsyberiana 1

El punto de partida para esta versión Transsyberiana es el Cayenne S, aunque con la mecánica del Cayenne GTS. En cualquiera de estas tres versiones el motor es un V8 atmosférico de 4,8 litros, pero mientras en el Cayenne S desarrolla 385 cv, en el GTS y en el Transsyberiana da 405 cv.
Con un escape deportivo que mejora el rendimiento y el sonido, junto a una caja de cambios más corta, las aceleraciones del Cayenne Transyberiana se ven claramente mejoradas. En el 0 a 100 km/h este Porsche marca 6,1 segundos (medio segundo menos que el Cayenne S e igual que el GTS), mientras que las recuperaciones en marchas largas también resultan significativamente beneficiadas, ya que, por ejemplo, de 80 a 120 km/h en 5ª velocidad el Transsyberiana invierte 6,6 segundos (dos segundos menos que el modelo del cual deriva). Estos datos corresponden al modelo con cambio manual de seis velocidades, aunque opcionalmente se puede montar el Tiptronic, también de seis marchas. La velocidad máxima es de 253 km/h.
En el plano estético este Cayenne puede incorporar sin coste adicional los llamativos faros auxiliares montados en el techo (aunque no están homologados para enchufarlos en vías públicas), unas llantas de 18 pulgadas, la inscripción Cayenne S Transsyberiana, y cuatro combinaciones bicolor a elegir: naranja/negro, plata/naranja, negro/gris y gris/plata. En el interior destaca el volante en piel alcántara con marca superior (como en los coches de rallys), relojes con fondo blanco y diversos detalles exclusivos y racing.
Técnicamente, el Cayenne S Transsyberiana trae de serie la suspensión neumática y el PASM (sistema que regula la dureza de la suspensión). Opcionalmente puede contar también con bloqueo del diferencial electrónico en el eje trasero y protecciones adicionales para la conducción off road.