Porsche Boxster Spyder: Dieta y gimnasio

boxterspyderportada_6be8000458e50bd5b6623c4ca.jpg
Raúl Toledano01 abr 2015
A partir de julio Porsche corona la gama Boxster, su roadster ligero biplaza, con una nueva versión llamada Spyder que pasa por el gimnasio para ganar músculo con un motor más grande y potente (3.8 litros y 375 CV) y sigue una dieta de adelgazamiento que afecta al mecanismo de la capota y otros sistemas de confort.
El modelo más lúdico de Porsche posa con su cara más sonriente y pícara con los primeros rayos calientes de sol. En plena primavera europea y bajos los focos del Salón de Nueva York, la firma alemana presenta su nuevo Boxster Spyder, del que se entregarán las primeras unidades en España allá por el mes de julio, cuando desmelenarse con un roadster de semejante caché será todo un placer para los sentidos.

boxterspyderapoyo_fa349a92ed045939122088438.jpg

El Boxster, más escueto y ligero que su hermano mayor el 911 Cabrio, es ya de por sí un descapotable suficientemente fascinante de conducir en cualquiera de sus versiones. Aunque ya puestos, que añadir un segundo apellido como Spyder sirva para superar por potencia y prestaciones (y también por precio) al Boxster GTS. Para empezar porque el Spyder es el único de todos sus hermanos que se apoya en un motor de mayor cilindrada, 3.8 litros en lugar de los 3.4 l de los demás. A partir de este bloque, el mismo que utiliza el Cayman GT4, como es tradición en la marca con sus seis cilindros tumbados detrás del habitáculo, Porsche ha extraído una potencia máxima de 375 CV a 6.700 rpm, siendo su par motor de 420 Nm entre 4.750 y 6.000 rpm.El motor es el mismo que utiliza el Cayman GT4
El Boxster Spyder solo está disponible con cambio manual de seis velocidades y, claro está, con tracción a las ruedas traseras. Además se ha revisado la suspensión, que es más firme y acerca 20 mm más al suelo la carrocería respecto al Boxster S, y la dirección se ha reconfigurado en busca de ser más directa, rápida y, por lo tanto, deportiva. Por otro lado, Porsche ha tratado de aligerar al máximo el peso, de ahí que pierda el mecanismo eléctrico de apertura y cierre de la capota de lona (ahorrándose 30 kilogramos) y que de serie prescinda de equipamientos de confort y entretenimiento como el aire acondicionado o el sistema multimedia.Únicamente disponible con cambio manual de seis velocidades
Todas estas especificaciones, pensadas para garantizar la conducción más deportiva posible, se traducen en los siguientes números: el Boxster Spyder acelera de 0 a 100 km/h en 4,5 segundos, cinco décimas más rápido que el Boxster GTS, y logra que su velocímetro marque los 290 km/h de punta, 9 km/h más veloz que el Boxster GTS.