Peugeot 3008 Crossway: Más tecnología e imagen

peugeotportada_1f2db1bdf00a23452580c32e2.jpg
Raúl Toledano18 mar 2015
El nuevo Peugeot 3008 Crossway se posiciona como el el nivel de acabado superior de la gama, por encima del Allure, gracias a la mayor dotación en equipamiento tecnológico, de imagen y opciones de personalización. Ya está disponible en los concesionarios de la marca desde 23.600 euros con motor gasolina de 130 CV.
El crossover francés ha recibido en los últimos tiempos algunas de las novedades mecánicas del Grupo PSA para complementar el conservador restyling sufrido en 2014 y que probamos hace unos meses aquí en Autocity. Mitad monovolumen, mitad SUV, el Peugeot 3008 mantiene la esencia del modelo original de 2009 y ahora añade una pizca de exclusividad con esta serie especial Crossway, que incluye de serie más equipamiento tecnológico y un diseño más distintivo.Supera en exclusividad al acabado Allure
En el primer apartado el Peugeot 3008 Crossway incluye en su dotación los detectores de obstáculos trasero y delantero y la cámara de visión trasera, elementos importantes en un vehículo voluminoso y que sufre una visibilidad trasera algo limitada. En lo referente al look, este Crossway apuesta por pequeños y sofisticados detalles como el guarnecido de asientos en cuero alcántara especial Crossway, embellecedores de umbral de puertas o logotipos identificativos con el nombre de la edición.

peugeotapoyo_e783952d3bcb48b155de31696.jpg

El Peugeot 3008 Crossway está disponible en cuatro combinaciones mecánicas, todas ellas cumplen con la normativa de gases Euro6. En gasolina la versión de 1.2 litros PureTech, tres cilindros y 130 CV con S&S (recientemente incorporada al 3008) marca el precio de partida de 23.600 euros; en diésel, la oferta constadel 1.6 l BlueHDi de 120 CV (con caja manual o automática con convertidor de par EAT6) y el bloque superior de 2.0 litros BlueHDi y 150 CV. El Peugeot 3008 Crossway más eficiente (el diésel de 120 CV) tiene un consumo mixto oficial de 4,1 l/100 km, equivalente a 108 g/km de emisiones de CO2.Los consumos parten de los 4,1 l/100 km