Opel Astra BiTurbo: Potencia y refinamiento diésel

gen_rep_astra_biturbo_2385b98779126e5e7c040b5cd.jpg
Diego Zotes11 sep 2014
Nos subimos al Astra diésel más potente de la historia, que entrega 195 cv gracias a un sistema de doble turbo que logra moverlo con mucha más soltura de lo habitual. Además los consumos se quedan en los 5 litros, mientras que en precio no supera los 30.000 euros.
En los últimos tiempos la marca alemana Opel, perteneciente al grupo americano General Motors, se ha puesto manos a la obra para poner en el mercado modelos cada vez más estéticos, con un diseño realmente llamativo, en busca del liderazgo en el mercado europeo. Comenzó con el desarrollo del Insignia, ahora renovado, que introducía una serie de líneas fluidas por la carrocería que lo hacían más dinámico, así como con unos interiores mejor terminados y de mayor lujo. Esta fórmula funcionó y sigue haciéndolo con un éxito abrumador... De cerca le siguió entonces el compacto Astra, adoptando para su cuarta generación sus mismos rasgos y creciendo nobletamente en lo que a calidad se refiere, convirtiéndose en la punta de lanza para la marca, tanto en su versión de 5 puertas como en la GTC de tres, éste último con más licencias de diseño aunque menos practicidad, a las que más recientemente siguió una muy atractiva versión sedán de 4 puertas.
a favor- Diseño con tintes deportivos- Relación prestaciones/consumos- Interior con detalles de lujoen contra- Tacto del cambio áspero y mucho recorrido de palanca- Botoneras masificadas- Sin audio por bluetooth
Para acompañar estas atractivas líneas de diseño, también han desarrollado nuevos motores mucho más refinados y eficientes tanto en gasolina como en diésel, así como nuevas líneas de propulsores de altas prestaciones, con una excelente relación entre potencia y consumo y rompiendo con la rudeza y tosquedad de los anteriores, fundamentalmente en diésel.El Astra BiTurbo llega al mercado de los compactos con uno de los motores diésel más potentes para acercarse al liderazgo del segmento
Pues para probar uno de esos nuevos motores que tanto prometen y combinado con una de las más atractivas y deportivas versiones del Astra con carrocería de cinco puertas, nos ponemos al volante del nuevo Astra CDTI BiTurbo, con doble turbo para multiplicar las prestaciones y convertirlo en el Astra diésel más potente jamás fabricado en sus 21 años de historia, consiguiendo un comportamiento semejante al de los GTI de gasolina…

detalle_version_dabef5dbf095c8a2b98d6a502.jpg

La clave, el potente motor diésel
Pues eso, la verdadera clave de este nuevo Astra biturbo está en los 195 cv que entrega su motor de 2.0 litros CDTI con doble turbo secuencial de distinto tamaño, que trabajan conjunta y separadamente en las distintas fases de aceleración, estando asociados a un doble intercooler, permitiéndole alcanzar unas prestaciones sensacionales con 226 km/h de velocidad máxima y acelerar hasta los 100 km/h en 8,4 segundos, destacando como ningún otro motor de la gama en potencia, prestaciones y diversión al volante pero logrando unas cifras de consumo ajustadas en el entorno de los 5 litros a los 100 km y unas emisiones de 134 gr/km de CO2, gracias en parte al sistema de arranque y parada automáticos de serie.
El primer turbo actúa desde el ralentí, ofreciendo un 80% del par máximo (320 Nm) desde las primeras 1.250 vueltas, entregando los 400 Nm cuando se alcanzan las 1.750 revoluciones en que entra a funcionar también el segundo turbo, que mantiene hasta las 2.500 rpm, lo que nos da una idea del empuje brutal que muestra este Astra a cualquier régimen y fundamentalmente en el bajo, que es donde se echa de menos la fuerza en los motores diésel.
Este propulsor muestra desde el arranque un refinamiento mucho mayor que el que mantenemos en el recuerdo del 2.0 CDTI monoturbo de 163 cv, dentro de la rudeza de estos típicos motores Opel. Sus dos turbos que brindan gran potencia y un tremendo par de 400 Nm gestionado por el cambio manual de seis velocidades, nos brindan unas prestaciones muy dinámicas y una aceleración demoledora pero progresiva.

detalle_llanta_b930d860818371d029e7c40e0.jpg

En cuanto al chasis esta versión BiTurbo presenta algunas modificaciones en lo referente a la suspensión que lo hacen más fácil de llevar a alta velocidad y permite mantener fuertes apoyos con total seguridad. Se han reforzado los cojinetes de la suspensión, se ha rebajado la altura y el centro de gravedad mediante muelles más cortos y rígidos, así como se incorpora un nuevo eje trasero que aumenta su rigidez de torsión. Con ello se consigue un comportamiento dinámico y muy ágil, ayudado en gran parte por una dirección modificada de gran precisión.Una opción muy interesante el el Flex Ride, que adapta automáticamente el comportamiento del coche a las necesidades
Además de este dinamismo de serie, el Astra BiTurbo ofrece opcionalmente el control de chasis electrónico denominado FlexRide de Opel, que ajusta automáticamente el comportamiento a las condiciones de conducción, así como manualmente mediante los modos Standard o normal, el modo Tour, orientado al confort de los pasajeros y el modo Sport, buscando la máxima deportividad. La versión de cinco puertas no incorpora la suspensión delantera HiperStruts, de torretas reforzadas, propia del modelo OPC por resultar extremadamente deportiva y rígida para transporte de pasajeros.
Aspecto dinámico acorde a sus prestaciones
Visualmente, lo más llamativo del nuevo Astra Biturbo de 5 puertas es su diseño deportivo al estilo del 3 puertas GTC, con una apariencia más afilada y agresiva, gracias fundamentalmente a varios rasgos de nueva factura. En el frontal destacan los nuevos paragolpes específicos de aspecto muy dinámico con faldones aerodinámicos, el delantero con grandes entradas de refrigeración, la inferior dibujando sendas aletas de tiburón a los lados, en combinación con una parrilla íntegramente en color carrocería, con una lama central grande en forma de ala muy atractiva. La vista lateral combina deportividad y elegancia mediante unas impresionantes llantas opcionales de 19 pulgadas bicolor con cinco radios finos que se ensanchan en la punta, muy bonitas también las de serie de 18 pulgadas, rematando la apariencia con todo un bisel cromado alrededor de las ventanillas. Y todo este conjunto deportivo se subraya con un sistema de escape doble separado con sendas salidas cromadas en forma oval, mientras que el color rojo brillante de la carrocería crea un aspecto incluso radical…

detalle_diseo_4347b5c33d652b9522517bed2.jpg

El interior se contagia de toda esta deportividad y cantidad de detalle. Esta versión BiTurbo se acompaña de una tapicería bitono, en este caso revestida totalmente en un tejido símil piel negra con los ribetes en rojo, así como de un volante deportivo, muy grueso y achatado en la parte inferior. Las costuras en rojo se extienden por los laterales de la consola central y los paneles de las puertas, consiguiendo un ambiente racing. La ergonomía y espacio en las plazas delanteras es excelente, incluyendo de serie los asientos denominados ergonómicos deportivos y de gran sujeción, mostrándose sin embargo las plazas traseras algo escuetas para el tamaño general. El parabrisas panorámico de serie en las versiones BiTurbo que llega hasta la mitad del techo genera en el interior un ambiente más exclusivo y brindando una experiencia de visual excelente.
En cuanto al equipamiento tecnológico de seguridad y confort en el nuevo Astra biturbo, nos encontramos sistemas como el sistema de cámara frontal Opel Eye de segunda generación que incluye el asistente de lectura de señales de tráfico, la alerta de cambio involuntario de carril, el indicador de distancia al vehículo precedente y la alerta de colisión frontal. La zona trasera está cubierta por una cámara trasera que nos ayuda durante el aparcamiento. Estos sistemas se completan con el innovador dispositivo de iluminación adaptativa AFL+ con faros bixenón, que incluye la función de luces largas, luz dinámica en curva, iluminación estática de giro y distribución de la iluminación que se ajusta a las condiciones de visibilidad.

detalle_interior_83f5e5aeafdaba3001e3b22d6.jpg