Nuevos Mercedes AMG: Clase superior

Enrique Marco09 may 2006
Los supercoches AMG de la estrella se actualizan, con un nuevo V8 de 6.3 litros con 481 cv en el CLK y 514 cv en el CLS y el Clase E, además del brutal V12 biturbo de 6.5 litros con 612 cv que mueve al Clase S.
Clase superior
Mercedes Benz renueva parte de su exclusiva y deportiva gama AMG con la llegada de nuevos motores para algunos de los modelos. Cuatro series son las que experimentan los nuevos y evolucionados propulsores: la nueva berlina de representación Clase S, la berlina con estilo de coupe Clase CLS, los deportivos Clase CLK, tanto en versión cabrio como coupe, y la Clase E, en carrocería sedán y familiar.

a fondo Nuevos Mercedes AMG 1

Comenzando por el deportivo de dos puertas y cuatro plazas CLK, tanto en carrocería coupe como cabrio, vemos como recibe nuevo nombre: CLK 63 AMG. Y es que su motor V8 aumenta de cilindrada respecto al anterior CLK 55 AMG hasta los 6,3 litros; de ahí su código numérico. En este caso desarrolla una potencia de 481 cv y un par motor de 630 Nm a 5.000 rpm, lo que unido al cambio de marchas secuencial de siete velocidades 7G-Tronic le permite acelerar de 0 a 100 km/h en sólo 4,6 segundos (4,7 segundos el Cabrio). Sus precios: 96.800 euros el modelo cerrado y 103.000 euros el abierto.
Con el mismo motor de 6,3 litros V8 se presentan los Clase E (sedán y familiar) y el atractivo CLS, igualmente “apellidados” 63 AMG. Pero en esta ocasión la potencia se ha elevado hasta los 514 cv, de manera que superan ligeramente los 507 cv de los BMW M5 y M6, y de forma un poco más amplia los 435 cv del nuevo Audi S6. Con idéntico cambio de marchas de siete velocidades, pueden acelerar de 0 a 100 km/h en el mejor de los casos en 4,5 segundos. Sus precios parten de los 106.150 euros del E 63 AMG sedán, pasando por los 109.350 euros del E 63 AMG familiar y llegando a los 111.350 euros del CLS 63 AMG.
Y el “summun” de los AMG llega con la berlina de representación de la Clase S. En este caso estamos ya ante un motor V12 de 6,5 litros de cilindrada alimentado por dos turbos. El Mercedes S 65 AMG cuesta la friolera de 225.700 euros, pero es que este salón rodante tiene un potencial de infarto: ¡612 cv y un par de 1.000 Nm desde sólo 2.000 rpm! No nos coge de sorpresa porque el mismo “corazón” está ya instalado desde hace algún tiempo en el deportivo SL 65 AMG, pero sorprende como en un automóvil de su lujo y tamaño se apueste por este poder descomunal. Supera claramente a su rival más cercano –el Audi S8 de 450 cv- pues el modelo de la estrella es capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en sólo 4,4 segundos.