"No he tenido ningún día fácil en este Dakar", dice Marc Coma:

Agencia EFE08 ene 2011
El piloto de motos español Marc Coma (KTM), líder del Dakar 2011, aseguró que, a pesar de la autoridad que ha mostrado hasta ahora, no ha habido ninguna etapa en la que haya estado tranquilo del todo.

"No he tenido ningún día fácil en este Dakar. Siempre han sido días muy exigentes, donde se necesita mucha concentración", dijo Coma en Arica, durante la jornada de descanso, en un encuentro con periodistas españoles.

El catalán, primero en la general con 8:48 de ventaja sobre el francés Cyril Despres (KTM), aseguró que no le "obsesiona" encabezar la clasificación a estas alturas del rally, con lo más duro por delante.

"El tema del liderato para mí no es importante. Está claro que cuánta más ventaja tengamos mejor, pero no me obsesiona", dijo Coma.

"Nos hemos planteado siempre la carrera para intentar llegar a la etapa de descanso con opciones. Estoy contento porque los problemas que hemos tenido los hemos superado y hemos perdido el mínimo tiempo posible", añadió.

Coma reconoció que la carrera parece destinada a convertirse en un nuevo mano a mano con Despres, aunque prefiere no descartar a otros pilotos.

"Es más un baile de dos, pero no se puede descartar a nadie. En cualquier momento da un vuelco esto. Los 5 de adelante tienen opciones", explicó.

De cara a los próximos días, Coma destacó la dureza del paso por Copiapó, que incluye una etapa en forma de bucle por esa zona, y la llegada a Fiambalá, en Argentina.

"Lo veo todo muy duro", dijo Coma, que se mostró satisfecho con el rendimiento de la moto y de los neumáticos, que el año pasado le complicaron la vida.

"Es un alivio poder estar concentrado al cien por cien en la conducción y la navegación y olvidarse de los neumáticos", confesó.