Mini One: La vuelta de la saga

Diego Zotes12 jul 2001
Uno y único, el nuevo Mini tiene ya definida carrocería, acabados y motorizaciones, aunque hasta septiembre no llegará a los concesionarios de BMW.
Inicio
LA VUELTA DE LA SAGA

a fondo :: Mini One 1

Uno y único, el nuevo Mini tiene ya definida carrocería, acabados y motorizaciones, aunque hasta septiembre no llegará a los concesionarios de BMW, nueva propietaria de la flamante marca que sigue siendo oficialmente británica.
La versión básica de acceso a la gama y primera en comercializarse será el Mini One, con carrocería pintada en un solo color (a diferencia del Cooper, que montará el techo en color blanco o negro a contraste), y manillas de puerta, aletines, antena, retrovisores y fondo de la parrilla frontal en color negro.

a fondo :: Mini One 2

Interior
INTERIOR

a fondo :: Mini One 3

En el interior el cuadro central preside el salpicadero, ostentando el cuentakilómetros, velocímetro y termómetro de agua e indicador de combustible, así como el indicador de plazos de revisión. Con seis huecos portaobjetos (guantera incluida), este Mini One dispondrá de una versión "pack" mejor equipada y más "salada" (Salt), siguiendo la sabrosa nomenclatura elegida para los acabados, con dos más "picantes" (Pepper y Chili) para las versiones Cooper. Los One Salt montarán además bolsas portaobjetos en los respaldos delanteros, kit especial de iluminación interior, inserciones en color aluminio, cuentarrevoluciones (sobre la columna de la dirección, bajo la vista directa del conductor), radio RDS integrada con 6 altavoces y faros antiniebla.

La capacidad interior está muy lograda para 4 plazas (las únicas homologadas) gracias a su gran anchura (1,92 m), con una batalla de 2,47 m, nada corta para sus 3,62 m de largo. No así el maletero, que con 160 litros (VDA) resulta escaso para acoger el equipaje de 4 plazas.
Motor
MOTOR

a fondo :: Mini One 4

El motor será el 1.6 biárbol de 16 válvulas y 90 CV (a 5.500 rpm) de realización conjunta Chrysler/BMW (cuya decisión de construcción es anterior a la fusión Daimler/Chrysler), con un par motriz de 14,3 mkg a 3.000 rpm, que permite unas prestaciones muy aceptables (185 km/h y 10,9 segundos de 0 a 100 km/h) con un moderado consumo (6,5 litros/100 km en el promedio combinado) gracias a sus no excesivos 1.040 kg de peso en vacío.

Capaz de alcanzar los 200 km/h (9,2 segundos de 0 a 100 km/h), su consumo apenas supera al del Mini One de 90 CV (6,7 litros/100 km en promedio combinado) lo mismo que su peso (10 kg más), aunque montará de serie llantas de aleación, faros antiniebla y -para España- aire acondicionado, en su acabado "Pepper" (Pimienta), quedando un nivel más lujoso ("Chili") con tapicería especial piel/tela (y sólo piel en opción), asientos deportivos, llantas de aleación de 16 pulgadas (con neumáticos 195/60VR16), deflector de techo, etc.

Sobre este mismo motor -pero ya al año que viene- se realizará la versión "Cooper S", turboalimentada, que con 163 CV será capaz de prestaciones de auténtico deportivo. Pero eso es ya adelantarnos demasiado a los acontecimientos, lo mismo que hablar de las versiones diesel, que también tendrá pero a más largo plazo, cuando aumente su capacidad de producción, limitada de momento a sólo 110.000 coches al año.
Equipamiento
EQUIPAMIENTO

a fondo :: Mini One 5

Con su línea exterior ya definida, tendrá un acabado interior bastante completo, con lunas delanteras y retrovisores exteriores (ambos asféricos) por mando eléctrico, cierre centralizado con telemando, volante y asiento del conductor regulables en altura, limpialuneta trasero, preequipo de radio, y sistema de acceso posterior "easy entry" con asientos delanteros plegables y desplazables.

En materia de seguridad, contará con airbags frontales y laterales (y en opción de cabeza para las plazas delanteras y traseras), cuatro apoyacabezas regulables en altura y refuerzos laterales de puerta. Las ruedas son de 15 pulgadas, con neumáticos de 175/65HR15 y llantas de chapa de acero (a diferencia del Cooper, que las montará de igual medida y calzado, pero de aleación). Los frenos son de disco en las 4 ruedas, los delanteros ventilados y ABS de serie, y la dirección asistida es bastante rápida (menos de 3 vueltas entre topes). El cambio es manual, con 5 velocidades.

Aunque aún es pronto para dar a conocer su precio, es casi seguro que no sobrepasará mucho los dos millones y cuarto de pesetas en su configuración básica, sobre medio millón por debajo (por lo menos) que el Cooper de 115 CV, que se comercializará muy poco después, con un acabado superior (tapicería especial, detalles "sport" con cromados en terminal de escape y parachoques, cuadro de instrumentos, asientos deportivos, radio, etc, montando en opción sistema de navegación con pantalla, control de estabilidad DSC, cambio automático Steptronic, limpiaparabrisas con sensor de lluvia, etc.