MG ZT 260: V8 y propulsión

Diego Zotes26 sep 2003
MG, la firma deportiva de la casa Rover, sorprende con el lanzamiento en Gran Bretaña del ZT 260 de propulsión trasera. Este modelo de altas prestaciones, que ya se vende en su país de origen, se irá introduciendo progresivamente en el resto de los mercados.
Inicio
V8 Y PROPULSION TRASERA

a fondo MG ZT 260 1

MG, la firma deportiva de la casa Rover, sorprende con el lanzamiento en Gran Bretaña del ZT 260 de propulsión trasera. Este modelo de altas prestaciones, que ya se vende en su país de origen, se irá introduciendo progresivamente en el resto de los mercados. Su llegada a España no se ha especificado, pero será durante el primer semestre de 2004.

a fondo MG ZT 260 2

El MG ZT 260 no es una simple evolución del ZT 190 que ya se vende en nuestro mercado, ni mucho menos. En este caso su planteamiento cambia radicalmente, al pasar de tracción delantera a propulsión trasera, y al montar un enorme motor que proviene del Ford Mustang: un 4.6 V8 que en este caso genera una potencia de 260 cv y un par motor de 410 Nm. La caja de cambios que monta es manual de cinco velocidades. Así las cosas, el MG ZT 260 llega a una velocidad máxima de 250 km/h (limitada electrónicamente) y acelera de 0 a 100 km/h en sólo 6,6 segundos. Evidentemente el consumo no es su fuerte, con un gasto de 13,2 l/100 km como media.
A nivel de bastidor se ha tenido que realizar un gran trabajo, pues pasar la tracción de un eje a otro no es algo muy habitual ni sencillo. Todas las geometrías de suspensión, algunos sistemas, etc han variado. En el eje trasero se monta ahora un sistema multibrazo y un diferencial de deslizamiento limitado. También los frenos son imponentes: discos de 325 mm delante y 332 mm detrás, ambos ventilados. Las llantas son de 18 pulgadas y los neumáticos en medida 225/45 ZR 18.
Estéticamente apenas varía respecto al conocido ZT 190, pues sólo el diferente diseño de las llantas y el espectacular sistema de escape con dos salidas dobles le identifican. Habrá dos tipos de carrocería (sedán y familiar) y dos niveles de acabado disponibles, el más completo con varios elementos de lujo de serie: una exclusiva tapicería de piel, televisión, xenón, sensores de lluvia y de ayuda al aparcamiento, techo eléctrico y espejos electrocromáticos.
A la espera de conocer fecha concreta de comercialización en España y tarifas, el precio a pagar por él no andará muy lejos de los 47.000 euros que cuesta en Gran Bretaña. Según directivos de la marca, dicho modelo pretende atraer posibles compradores que hoy pudieran estar pensando en un Jaguar X-Type 3.0, BMW 330i o Volvo S60 T5.
Enrique Marco , Autocity.
26 de Septiembre de 2003.