Mazda en París: Potencia, calidad y ecología

a fondo Mazda en París 1
Enrique Marco06 oct 2008
El stand de Mazda en la edición de este año del Salón del Automóvil de París muestra toda la confianza que la marca tiene en el mercado europeo, y refleja esta bonanza con un concept respetuoso con el medio ambiente: el Kiyora
El stand de Mazda en la edición de este año del Salón del Automóvil de París muestra toda la confianza que la marca tiene en el mercado europeo, ya que mantiene unas ventas en niveles récord y un gran éxito de la nueva generación de sus vehículos. El stand de Mazda refleja esta bonanza con un despliegue de modelos muy interesantes: un concept respetuoso con el medio ambiente denominado Kiyora, la versión renovada del existoso MX-5, una nueva generación de motores turbodiésel para el Mazda6 y la puesta al día del Mazda2.
El concept Kiyora es un automóvil pequeño diseñado para jóvenes urbanitas, sugiriendo la dirección que podría tomar Mazda en el futuro para un coche de este segmento y tamaño, especialmente en el ámbito tecnológico. Presenta componentes desarrollados por la marca, como un motor de última generación de 1,3 litros con inyección directa DISI asociado a una transmisión automática, con una carrocería rígida y ligera para lograr una gran eficiencia de combustible y bajas emisiones. El diseño del Kiyora respalda este concepto tecnológico con una estética muy funcional.
La nueva versión del descapotable MX-5 de Mazda es uno de los platos fuertes reservados para la cita de París, con discretas actualizaciones que aumentarán su atractivo entre los aficionados europeos a los deportivos. Los ingenieros han modificado el límite de revoluciones del motor y han optimizado el sonido durante la aceleración, consiguiendo mayores sensaciones al volante. Además, se presenta por primera vez en Europa una nueva transmisión automática de seis velocidades. También se ha rebajado el centro gravedad delantero, con lo que la sensación de unidad entre el conductor y su coche se ha optimizado. El habitáculo de la versión Roadster Coupé es ahora más silencioso y se han introducido novedades en el equipamiento de toda la gama.
Otra de las grandes novedades es la introducción en la gama europea de un motor turbodiésel de última generación para el nuevo Mazda6. Se trata de un 2,2 litros CRTD refinado, silencioso y de consumo muy ajustado, que ofrecerá tres versiones de potencia, entre los 125 y los 185 cv y un alto par de entre 310 y 400 Nm; eso sí, los consumos quedarán entre los 5,5 y 5,7 litros a los 100 km en ciclo combinado y las emisiones de CO2 entre los 147 y los 152 gr/km. Otra de las novedades para el Salón de París será la introducción de un sistema de asistencia de cambio de carril (LCA) en la gama Mazda6.
El popular Mazda2 se ha puesto al día para resultar aún más atractivo para los jóvenes europeos. Su gama de motores se amplía ahora con un CRTD de 1,6 litros common rail que, al combinarse con la ligera carrocería del Mazda2 y con su extraordinaria dirección y suspensión, proporciona grandes prestaciones y diversión al volante con un bajo consumo de combustible. Este propulsor desarrolla 90 cv de potencia máxima y 205 Nm de par a tan sólo 2.000 rpm, al tiempo que consume sólo 4,2 litros de combustible a los 100 km, dejando el CO2 en 112 gr/km. Asimismo, se ha aprovechado la ocasión para introducir varias actualizaciones en el interior y el exterior que potencian la sensación de calidad. Y, además, se presenta un nuevo paquete deportivo, dos nuevos colores de carrocería y, en el interior, detalles plateados y nuevos guarnecidos, nuevas tapicerías y novedades en los mandos del cuadro de instrumentos.