Mazda en el Salón de Ginebra 2010: El 20 cumpleaños del niño mimado

a fondo :: Mazda en el Salón de Ginebra 2010 1
Raúl Toledano11 feb 2010
La marca japonesa Mazda presentará en el próximo Salón de Ginebra, a partir del 2 de marzo, las nuevas generaciones de los modelos Mazda 6, Mazda 5 y Mazda MX-5
Pocos proyectos fueron tan ambiciosos como el que, ya hace 20 años, lanzó para el mercado mundial la marca japonesa Mazda, hasta entonces, 1989, a remolque de los grandes productores nipones, Toyota y Nissan, y sin un target fijado al que asociar su imagen de empresa automovilística. Entonces, en la fábrica de Hiroshima, la central de la marca, surgieron las carreras, las ideas, los bocetos el resultado final: un roadster, vamos, un pedazo de descapotable biplaza que ha arrasado todos los registros de ventas en su segmento. Hablamos, claro está, del ya mítico Mazda MX-5, que en el Salón de Ginebra celebrará sus 20 años de existencia con una versión especial (por 24.280 euros) de las que sólo se comercializarán 2.000 unidades (todas en Europa) que se identificarán con una placa realizada en acero con un número de serie del 1 al 2.000.
El niño mimado de Mazda, el de las curvas suaves, el del morro bajo y redondeado, el de la capota blanda, con un aire a surfista australiano desenfadado en 2006 se introdujo un modelo con techo duro, el Roadster Coupé, RC- y con mucho tiempo libre, estará ensamblado sobre un propulsor 1.8 litros gasolina (126 cv) y con un paquete exterior especial: acabados cromados en la parrilla, tiradores y el panel de las ópticas delanteras, embellecedores color plata en los antinieblas y unas llantas especiales de 17 y logotipos 20 aniversario. Así mismo se ha añadido una barra de refuerzo que potencia la conducción deportiva.
Atrás, por tanto, quedó el coche que nació para rivalizar con los descubiertos coches británicos de MG o Triumph, con un motor 1.6 litros que desarrollaba 115 cv de potencia. En 1998, coincidiendo con la segunda generación del MX-5, su motorización se revisó y se incorporaron un 1.6 de 110 cv, con el objetivo de contener el consumo de combustible, y el 1.8 de 140 cv, ambos evidentemente gasolina, y que en este último Mazda le llegó a extraer 146 cv. Hace años denominado en algunos mercados Mazda Miata o Eunos, el MX-5, que siempre ha ido asociado a un bloque motor de Ford cuatro cilindros en línea, alcanza su tercera generación en 2005, cuando se presenta en Hawai para todo el mundo un coche con un chasis completamente nuevo, con refuerzos pensandos para la circulación descapotada a altas velocidades, aumentando la rigidez torsional en un 47% respecto a su antecesor, un habitáculo mucho más protegido de molestos ruidos y turbulencias, y un motor con distribución variable y el sistema de escape pensados para otorgarle un carácter más enérgico, ágil, dinámico y divertido. El próximo 2 de marzo en Ginebra podremos ver in situ las novedades del nuevo MX-5, que ya se puede ir reservando en los concesionarios.
Nuevos Mazda6 y Mazda5
Mazda también presentará en Ginebra la versión renovada del Mazda6. La berlina japonesa, siempre afilada y con fama de deportiva entre sus competidores más directos, mejora las aptitudes de su antecesor, incorporando un nuevo diseño de su morro y ópticas traseras rediseñadas, acercándose por aspecto a la línea señorial de las marcas Premium.

a fondo :: Mazda en el Salón de Ginebra 2010 2

El Mazda6, que se comercializará en Europa a partir de la próxima primavera, estará disponible en seis motores, entre los que destaca un nuevo y potente propulsor gasolina 2.0 litros DISI que consume menos combustible y emite menos CO2 que el motor al que sustituye. La transmisión automática de cinco velocidades ha sido especialmente adaptada a esta motorización, lo que redunda en una perfecta combinación de aceleración y consumo reducido. El resto de motorizaciones gasolina -1.8 y 2.5 litros- ha sido sometido a una actualización, como también el 2.2 litros turbodiésel, que ahora ofrece tres niveles de potencia de 129 a 180 CV y ve reducidos sus consumos y emisiones. Con ajustes en su chasis, la berlina japonesa irrumpe con nuevos elementos de seguridad activa como un nuevo sistema de iluminación adaptativa pivotante y un asistente de arranque en pendiente que nos permitirán disfrutar de su siempre refinado comportamiento.
Una de las novedades más importantes en Ginebra será la presentación mundial del nuevo Mazda5, el monovolumen, que, en palabras de sus responsables es una combinación de respeto mediambiental con un diseño elegante, expresivo y fluido. Funcional como su antecesor, el Mazda5 mantiene elementos de gran habitabilidad puertas traseras correderas y flexibilidad en sus siete plazas- y busca reducir el consumo de combustible, con un coeficiente aerodinámico muy bajo y unas características óptimas de sustentación y flujo de aire.
El Mazda5 incorporará a partir del próximo otoño, cuando surque las carreteras europeas, un motor gasolina de inyección directa DISI de 2.0 litros de nuevo desarrollo, equipado con i-stop y una transmisión manual de seis velocidades con relaciones de desmultiplicación específicas. Este monovolumen japonés de cinco puertas ha reducido en un 15 % el nivel de emisiones de CO2, en comparación con el motor de 2.0 litros al que sustituye. La gama de motores de gasolina se completa con una unidad de 1.8 litros con transmisión manual de seis velocidades.