Mazda CX-7: Competitivo y competente

Raúl de San Antonio04 oct 2007
El nuevo SUV compacto llega dispuesto a luchar con los modelos más deportivos, gracias a su motor turboalimentado de 260 cv. Cualidades no le faltan para poner las cosas difíciles a sus rivales.
Competitivo y competente
Un nuevo modelo llega al segmento SUV compacto, dispuesto a luchar para conseguir una parte importante de las ventas. El CX-7 tiene cualidades suficientes para poner las cosas difíciles a sus rivales, entre los que se encuentran modelos más premium y otros de precio más ajustado, propulsados por las mecánicas más potentes de gasolina, como el BMW X3, el Cadillac SRX, el Chevrolet Captiva, Dodge Nitro, Land Rover Freelander, Lexus RX, el veterano Nissan Murano, el Opel Antara o el Subaru Tribeca.

a fondo :: Mazda CX-7 1

a favorMotor y sensaciones deportivas al volante.Equipamiento completo.Relación calidadprecio.en contraCapacidades offroad.Sólo una versión disponible.No hay equipamiento opcional.
Por otro lado, también, podría competir con las motorizaciones de acceso y de gama media -por potencia- de gasolina, montadas en modelos de más empaque como el Audi Q7, el BMW X5, el Mercedes ML, el Porsche Cayenne, el Volkswagen Touareg y el Volvo XC 90, todos ellos con precios que están entre los 50.000 y los 60.000 euros.
El todocamino japonés apuesta por un diseño de rasgos muy familiares que evocan a otros modelos de la marca -como el RX-8- con un interior cuidado y muy equipado, tanto es así que no se ofrecen opciones, aunque algunos quieran un navegador perfectamente integrado en el salpicadero (se tendrán que conformar con uno portátil).
Te contamos todos los detalles de un coche bien hecho que promete alegrías y sensaciones inesperadas en un SUV, una grata sorpresa para los que todavía no creen en todas las posibilidades prestacionales de estos modelos, y encima a buen precio.1Nombre: FICHA TÉCNICAMotor: 4 lin. / 2.261 c.c turboPotencia máx.: 260 cv a 5.000 rpmPar máx.: 380 Nm a 3.000 rpmCombustible: Gasolina iny. directa Tracción/cambio: 4x4 / Man. 6 vel.Frenos: Discos ventiladosNeumáticos: 235/60 R18 Carrocería: 5 puertasLarg-Anch-Alt: 4.675 - 1.872 - 1.645 Peso en vacio: 1.745 kgMaletero: 455 l. / 1348 l. Nº plazas: 5Velocidad máx: 200 km/h Aceler. 0-100: 7,9 segundos Consumo mixto: 10,2 litros EuroNCAP: Precio: 37.000Ficha Jato: http://www.autocity.com/coches/nuevos/mazda/cx-7/sportive_2.3_mzr_disi_turbo/5_puertas/todoterreno/index.html
No te resistas, después de esta prueba mirarás de otra forma a los conductores de estos vehículos de moda que invaden, a pesar de las trabas, las carreteras de nuestro país. Y esto no ha hecho más que empezar.
Moderno y musculoso
La imagen del Mazda CX-7 es la del éxito de la deportividad. Sí, ya sabemos que mide 4.675 mm de largo, 1.872 de ancho y 1.645 mm de alto, y que su peso es de 1.745 kg, pero nada de esto es un problema si se tiene en cuenta que hay modelos superiores, desde el punto de vista prestacional, que sobrepasan las cotas de nuestro protagonista.

a fondo :: Mazda CX-7 2

La estilizada y aerodinámica silueta del CX-7 se sustenta a partir de un parabrisas muy inclinado que continúa la tendencia del capó. Las líneas suaves y redondeadas predominates forman la musculatura del conjunto y añaden agresividad al modelo. En este aspecto destacan la elevación de la trasera, evidente en la línea curva situada bajo el montante de las ventanillas posteriores -oscurecidas-, y los descomunales pasos de rueda que alojan unos tremendos neumáticos 235/60 R18 -montados sobre unas llantas de alumnio que dejan ver las pinzas y los discos de freno ventilados de 320 mm en el eje delantero y302 mm en el trasero-.
El frontal acentúa el dinamismo del que hace gala la marca del “zoom-zoom” con una parrilla negra en nido de abeja que preside el logotipo de gran tamaño, flanqueada por unos faros de ópticas diferenciadas, iguales a los de su hermano deportivo RX-8. Debajo una gran boca permite la refrigeración del bloque motor, y a ambos lados se encuentran los antinebla.
Atrás, la luneta del portón tintada junto con las ópticas transparentes de formas futuristas completan una zaga moderna en la que vuelve a destacar la M -igual de grande que en la parrilla- y las dos salidas de escape cromadas, al igual que los tiradores y los marcos de los cristales de las puertas.
Mejor imposible
El habitáculo del Mazda CX-7 está cuidado al máximo. Llama la atención la calidad de los materiales empleados para la realización del salpicadero -plásticos en acabado mate e inserciones en aluminio-  y los paneles de las puertas -estos últimos en cuero y materiales similares a la piel-, de buena apariencia y tacto.

a fondo :: Mazda CX-7 3

El cuadro de mandos formado por tres esferas iluminadas en dos colores destaca la deportividad interior que se completa con el volante de cuero multifunción de tres brazos -con detalles en negro- y el pomo de la caja de cambios en piel y aluminio -este también domina la consola central-.
Refinado y práctico cumple con las espectativas de los clientes SUV, y une practicidad, funcionalidad y ergonomía. Aunque sus medidas exteriores no son exageradas, dentro hay espacio suficiente para cinco ocupantes con su equipaje. Pero lo mejor está por venir, el equipamiento. Completo de serie, no hay opciones que no se incluyan en el CX-7. Bueno sí, el navegador que no está disponible y aunque para muchos no es indispensable se ha convertido en un extra muy demandado.
Todo lo demás está incluido: asientos de cuero -delanteros calefactables- ordenador de viaje, faros de xenón, techo solar eléctrico, equipo de sonido Bose con caragador de 6 CD’s y nueve altavoces, volante multifunción, control de velocidad de crucero, sensores de luces y lluvia, apertura y arranque del coche sin llave y pintura metalizada, además de todos los sitemas de seguridad y ayuda a la conducción.
Pensarás que se te va de precio, pero viendo lo que piden por otros modelos del segmento y la calidad de la que goza nuestro protagonista, los 37.000 euros que hay que pagar por el único CX-7 existente en el mercado, de momento -Sportive-, te parecerán de broma después de repasar la lista de elementos del equipamiento de serie.
Herencia MPS
La verdad es que cuando ves semejante coche y te dicen que no lo hay disponible con cambio automático, piensas que la gente de Mazda se ha vuelto loca. ¿Pero cómo voy a mover los casi 1.800 kg del CX-7 con un cambio manual de 6 velocidades?

a fondo :: Mazda CX-7 4

Pues de lujo porque el motor 2.3 MZR DISI Turbo al que se asocia esta transmisión consigue una potencia de 260 cv a 5.500 rpm y desarrolla un par motor de 380 Nm a 3.000 rpm. De esta forma el SUV de Mazda alcanza los 100 km/h en 7,9 segundos acercándose peligrosamente a registros deportivos. La velocidad punta, más limitada, es de 200 km/h y el consumo mixto a los 100 km es de 10,2 litros.
Lo impresionante del todocamino nipón no son sus cifras, sino las sensaciones que reserva a su conductor cuando pisa el acelerador. Está claro que no es un modelo para curvear como si de un GTI se tratase. Pero responde en la parte baja del tacómetro de las revoluciones, sorprende a medio régimen y, no contento con esto, encima estira de forma increible hasta alrededor de las 6.000 rpm sin despeinarse.
Las marchas se suceden con precisión y suavidad, pero con la rapidez del cambio de un MPS. Como las versiones más prestacionales de sus hermanos de gama, el CX-7 reacciona ante cualquier insinuación con el acelerador, aunque de forma más progresiva debido a su concepto y mayor peso. La dirección precisa, aunque algo pesada, evita correciones constantes de trayectoria y completa el dinamismo de este SUV compacto.
A partir de 120 km/h encontramos una declaración de guerra a nuestro pie derecho que de no ser por los restrictivos límites de velocidad, aceptaríamos sin pensar gracias al tarado de la suspensión deportiva que pega el coche a la carretera, haciendo gala de una estabilidad sobresaliente, carente de inercias, que permite velocidades de crucero importantes.
Fuera del asfalto el uso que se puede dar al nuevo Mazda es puramente testimonial. Si decidimos adentrarnos por caminos o pistas forestales nos beneficiaremos de su carrocería elevada para salvar más de un obstáculo imprevisto. Lo que no significa que si buscamos capacidades todoterreno esta sea la opción adecuada, ya que la tracción del CX-7 es delantera al cien por cien, salvo en casos concretos de pérdidas de motricidad en los que el sistema de reparto activo de par manda fuerza a ambos ejes, hasta un máximo del 50 por cien en cada uno.
Siempre alegra saber que, si algún día buscas un coche para más de dos personas y eres de los que disfruta al volante, tienes tus necesidades cubiertas a un precio razonable con un equipamiento completo, siempre y cuando seas seguidor de la moda SUV.