Matriculaciones septiembre 2012: Las ventas en mínimos, a la espera del Plan PIVE

bmwserieventas_dbe2752d857ae2e3963adff0d.jpg
Raúl Toledano01 oct 2012
Tras las carreras por comprarse un coche en agosto antes de la subida del IVA al 21%, el mercado del automóvil vuelve a su cruda realidad de caídas. Un mes de septiembre especialmente desolador a la espera de que el Plan PIVE de ayudas directas reconduzca, aunque sea temporalmente, la situación.
Las matriculaciones de turismos han vivido en septiembre su peor mes desde 1989, con un registro de 35.146 unidades, lo que supone un descenso del 36,8% (55.572 matriculaciones) respecto al mismo mes de 2011, según los datos facilitados por las asociaciones de fabricantes (Anfac) y vendedores (Ganvam). En el acumulado anual, las matriculaciones de turismos suman 555.362 unidades que, comparadas con las 623.921 de enero-septiembre de 2012, suponen un retroceso del 11%. 
Esta prolongada crisis económica y de confianza, acentuada en el sector del automóvil, está siendo especialmente grave en el canal de particulares, con una caída en el mes de septiembre del 44,1% con tan solo 16.937 matriculaciones. Alquiladoras y empresas también retroceden con un 8 y 29,5 por ciento, respectivamente.Las matriculaciones de turismos han vivido en septiembre su peor mes desde 1989
Por segmentos, el mes de septiembre ha sido especialmente perjudicial para Todoterrenos Grande, que retroceden un 58,4%, seguido del Lujo (50,6%) y los Monovolúmenes Grandes (48,1%). Mientras que en el acumulado de enero-septiembre ya sólo se mantiene en números positivos el segmento A o Micro (16,2%) debido al acusado descenso de los Todoterrenos Medio, que se queda en el -0,6%.Sólo los microcoches mantienen la tendencia alcista; el resto de segmento se hunden, sobre todo los TT
La distribución de cuota de mercado por tipo de carburante utilizado destaca por la caída de los diésel, que pasan del 72,7 al 68,8 por ciento, motivando un notable aumento de los gasolina, que rozan el 30 por ciento, y de los eléctricos/híbridos, que por primera vez superan la barrera del 2%, un dato esperanzador para los fabricantes que apuestan por estas tecnologías alternativas.
Aunque en tiempo de “vacas flacas”, hablar de “líderes”, “más vendidos”, “tops” o “superventas”, es hablar de conceptos inocuos para fabricantes y concesionarios, inmersos en una crisis desconocida en más de dos décadas, para los más curiosos rescatamos datos concretos sobre marcas y modelos que sobreviven mejor a la actual coyuntura. Por modelos, a los más curiosos les gustará saber que del Seat Ibiza, el superventas por antonomasia del mercado español, se han vendido 809 unidades en todo septiembre (33 unidades al día), por poner un ejemplo. También que en el Top 10 de este mes se cuela un “outsider” como el BMW Serie 3, en cuarta posición con 890 matriculaciones; o que Renault Megane (24.087 unidades), que mantiene la primera posición, y Citroën C4 (22.862) son los únicos dos vehículos que en España se instalan en "el club de los 20.000" con tres cuartas partes del curso ya completadas. Por marcas, Volkswagen y Peugeot siguen alternando sus liderazgos mensuales, con Seat en tercera posición, aunque es la alemana la que comanda claramente la clasificación enero-septiembre con 50.708 matriculaciones totales.Por primera vez, los coches eléctricos/híbridos superan el 2% de cuota de mercado
¿CUÁNDO CAMBIARÁ ESTA SITUACIÓN?
La entada en vigor a partir de hoy, 1 de octubre, del Plan de Incentivos al Vehículo Eficiente (PIVE) permite pensar en una sensible recuperación del sector en el último trimestre del año, y enderezar unas previsiones de mercado que apuntan a que el cierre del presente curso las matriculaciones quedarían muy por debajo de las 700.000 matriculaciones. El plan se alargará hasta el 31 de marzo o hasta que se agoten los 75 millones de euros presupuestados, o lo que es lo mismo, 75.000 matriculaciones adscritas al PIVE.
La subvención consiste en 2.000 euros, aportados al 50% por el Estado y los fabricantes, y se aplicará a aquellos coches nuevos o seminuevos (menos de un año de matriculación) con un precio límite de 25.000 euros antes de impuestos y con determinadas exigencias medioambientales, independientemente de su propulsión (convencionales, híbridos, híbridos enchufables, eléctricos con autonomía extendida, eléctricos puros o impulsados por otras energías alternativas como GLP o gas natural), a cambio de que el comprador achatarre (entregue) su automóvil de doce años de antigüedad o más (10 años si es un vehículo comercial). Según Anfac y Ganvam, el 65% de los turismos que se venden en España se pueden acoger al Plan.Con el nuevo Plan de ayudas directas a la compra, se satisface una de las viejas demandas de fabricantes y concesionarios
Esta vieja aspiración del sector automovilístico en España de ayudas directas a la compra del automóvil pretende frenar el envejecido parque, estimulando la demanda a corto plazo e insuflando confianza a medio;  evitar un mayor destrozo del tejido empresarial con cierre de concesionarios, fábricas y empresas y desaparición de puestos de trabajo; y por último, generar un impacto positivo sobre las arcas públicas al generar unos ingresos adicionales vía impuestos, sobre todo por IVA, impuesto que desde el 1 de septiembre graba al 21% -antes al 18- provocando un aumento medio en el precio base del automóvil de 650 euros, según GANVAM.