Los mejores coches: Para viajar en Navidad

cochesfamiliaresnavidad_dd17cc00dc7f6cf4903fe57d8.jpg
Raúl Toledano20 dic 2013
Siéntete un afortunado si eres propietario de algunos de los siguientes coches, ideales para realizar largos viajes en estas vacaciones de Navidad. Son grandes, capaces y cómodos. Algunos más caros, otros no tanto, pero todos tienen en común hacerte la vida más fácil si estas vacaciones te vas a cruzar de punta a punta España con familia y equipaje.
La DGT calcula que en la Operación de Navidad 2013-2014 habrá 16 millones de desplazamientos. En Autocity apostamos por los siguientes 10 coches para realizar el viaje más cómodo.

Skoda Spaceback
Hace unos meses estuvimos en la presentación del primer compacto familiar de Skoda. Y como todo modelo de la marca checa, el espacio del habitáculo y el maletero nos dejaron impresionados. Deriva de la berlina Rapid y a efectos prácticos por su portón trasero y altura libre hasta el techo en las plazas traseras es una de las mejores opciones del segmento C. Con una longitud de 4,30 metros y su carrocería de cinco puertas, el Spaceback ofrece un maletero de 416 litros. Su precio de partida arranca en los 11.840 euros. Nunca el metro cúbico de un turismo estuvo tan barato.
Seat León ST
El primer León con carrocería familiar (ST) debe estar en esta lista, sí o sí. Cumple con muchos de los requisitos que a una ranchera se la debe reclamar a la hora de viajar: es cómodo, no pierde un ápice del carácter deportivo de la gama, y ofrece una versatilidad (4,54 metros de longitud) que nunca antes había tenido el modelo. En el habitáculo, los ocupantes traseros podrán viajar a sus anchas por el notable espacio que ofrece para estirar las piernas, y en el maletero, sus 587 litros (ampliables a 1.470 l) le alejan de la fama de coche poco capaz que siempre lo ha perseguido. Además, su nombramiento como "Mejor Coche del Año 2014" es una justa decisión que lo coloca a la cabeza del segmento por relación calidad/precio. Nunca antes un León, al que se le achaca una cierta pérdida de personalidad en esta tercera generación, había estado tan cerca de su primo más pudiente VW Golf Variant. Y por precio, desde 15.920 €, el León ST mantiene la competitividad respecto al familiar alemán.
Citroën C4 Picasso
Su nuevo diseño, más arriesgado y vanguardista que antes, equipamientos tecnológicos, incluidos muchos de ellos de serie desde las versiones de acceso, y el gran espacio del que siempre ha hecho gala, sitúan al Citroën C4 Picasso como unos de los monovolúmenes medianos (4,43 metros) y cinco plazas configurables independientemente como unas de las opciones más inteligentes para, por ejemplo, viajar con dos niños y sus respectivas sillas y ganar espacio de maletero, ya que al poderse desplazar longitudinalmente las butacas traseras, el espacio de maletero gana casi 100 litros: de 537 a 630 l. Además, el C4 Picasso destaca por su alto agrado de conducción, siendo cómodo de suspensiones, y con motores diésel HDI que en el caso del más eficiente, sus números hablan por sí solos: 92 cv y 3,8 litros a los 100 kilómetros. Un triturador de kilómetros para estas navidades.
Honda CR-V
Lejos de una concepción campera y con ciertos rasgos de monovolumen, el SUV Honda CR-V apuesta en su cuarta generación por un enfoque más familiar. Las versiones con tracción simple (también hay 4x4) y los motores diésel (también hay gasolina) de bajo consumo ganan terreno dentro de la gama. Se comercializa una interesante opción que es el diésel Honda CR-V 1.6 i-DTEC, que con una cilindrada de 1.600 centímetros cúbicos mueve con suficiencia el conjunto (4,57 metros de largo) gracias a una potencia de 120 cv y un par motor de 300 Nm, y al mismo tiempo garantiza ahorrarse unos cuantos eurillos en largos desplazamiento, homologando un consumo medio de 4,5 litros a los 100 kilómetros. Si la dinámica sobre asfalto y el consumo de combustible son dos valores al alza en este CR-V, no digamos sus capacidades interiores, con más espacio en las plazas traseras y un portón de mayor tamaño y con el piso más bajo que da cabida a 589 litros de cofre y 1.669 de espacio total de carga al abatir los respaldos traseros. 
Land Rover Discovery 4
No se nos ocurre una mejor manera de trasladar a siete ocupantes, por carretera o campo, que en este Land Rover Discover 4, un todoterreno de los de toda la vida (aunque con el último restyling, unas de las principales novedades es que hay una versión sin reductora que abarata el precio final) con acabados y equipamientos de altísimo lujo y motores turobodiésel V6 robustos y más ahorradores (el 3.0 TDV6 de 211 cv homologa 7,8 litros a los 100) y unas cualidades dinámicas de una limusina en cuerpo de 4x4. Está a la venta, con la actualización sufrida en noviembre de este mismo año, desde 49.200 euros, un precio muy competitivo en la categoría de 4x4 premium y ligeramente elevado si se compara con todoterrenos de marcas generalistas. Las siete plazas no son de serie en las versiones de acceso. Si apostamos por un Discovery de cinco plazas (las traseras, tres plazas independientes y con unas cotas de altura y anchura ideales para las sillas de peques y también para tres adultos), el maletero cubica 1.260 litros.
Skoda Superb
Nos ha costado mucho no incluir otro Skoda en nuestra flota de coches para viajar en Navidad. Y al final la tentación de haber tenido hace pocos días en la redacción el Superb Combi (el familiar) ha decantado la balanza en favor de la marca reina del espacio. En este caso, recomendamos el Skoda Superb (4,83 metros de longitud) con la carrocería de berlina, que se renovó el pasado mes de junio manteniendo la mejor relación precio/espacio/calidad. Hay pocas berlinas en el mercado en las que tres adultos en las plazas traseras viajen holgados; el Superb es una de ellas. Y ya no digamos si hablamos de su maletero, rozando los 600 litros y ampliables a 1.700 l al poder abatir los respaldos traseros, una cualidad que no tienen todas las berlinas del mercado. Las opciones motrices son muy diferentes, con variantes que van desde los gasolina V6 FSI DSG y 4x4 de 260 cv hasta los más eficientes turbodiésel 1.6 TDI de 105 cv que en las versiones "GreenLine" homologan 4,2 litros a los cien. El Superb sedán más barato cuesta 25.000 euros.
Hyundai i40 CW
Uno de los motivos para no incluir al Superb Combi es porque el hueco dejado para los familiares derivados de berlinas se lo hemos dejado al Hyundai i40 CrossWagon (CW). La ranchera del i40 berlina mide 4,77 metros de largo y destaca por un altísimo compromiso con el confort gracias a una calidad de rodadura de coche superior y la excelente insonorización del habitáculo. El motor diésel 1.7 CRDi y 136 cv es suave, silencioso y gasta poco, 4,5 litros/100 km. Blandito de suspensiones, con una dirección demasiado asistida, y unas butacas delanteras muy confortables, es otro de los infatigables al paso de los kilómetros. Dos pasajeros traseros viajarán bien, tres lo tendrán más difícil por la estrechez de la plaza central. El maletero es de 553 litros quese pueden estirar hasta los 1.719 l abatiendo los respaldos de los asientos traseros. Por 27.290 euros, promociones aparte, puede ser tuyo.
Lancia Voyager
El gran monovolumen americano no podía faltar en esta lista. El pionero. La Voyager (el artículo en femenino por “la furgoneta” Voyager). Ahora bajo la tutela de Lancia en Europa sigue siendo el referente de los monovolúmenes de gran tamaño (5,22 metros de largo, 2 metros de ancho y 1,75 metros de alto), y no sólo por ser el pionero, sino porque sus atributos de capacidad y modularidad interior no han podido ser igualados por ninguno de sus rivales. Siete plazas configuradas en 2+2+3 como si de un autocar se tratase, con sus puertas laterales traseras correderas, y un maletero que cubica entre 934 y 3.912 l gracias al sistema de configuración de asientos "Stow'n Go", son las dos grandes diferencias con la competencia. Ahora, siendo Lancia, los equipamientos y acabados interiores de la Voyager mejoran respecto a su etapa Chrysler, de la que conserva la base mecánica diésel de cuatro cilindros de 2.8 litros y 163 cv asociado al cambio automático. La gama Voyager arranca en los 48.500 €.
Toyota Prius+
La doble condición de híbrido y siete plazas (2+3+2) de este Toyota Prius+ es un factor diferenciador en el actual mercado. Derivado del Prius, este singular familiar hibrido combina un motor gasolina con otro eléctrico desarrollando una potencia conjunta de 136 cv y ofreciendo un consumo mixto homologado de 4,1 litros. Es cierto de que a carretera abierta –que es de lo que se trata este reportaje- consume algo más y que las dos plazas de la tercera fila son auxiliares, pero la posibilidad de conducir en modo exclusivamente eléctrico con toda la familia a bordo merece el honor de estar entre los mejores coches para viajar estas navidades. Tampoco juegan a su favor el precio, desde el 30.600 PVP, ni el tamaño del maletero con cinco plazas, de 505 litros, cuando hay otras opciones en el mercado de similares dimensiones con casi 700 l.
Subaru Forester
El SUV compacto o todoterreno ligero Forester (4,60 metros) lo hemos elegido por la altísima eficacia del sistema de tracción integral (AWD), convirtiéndole en una opción muy intereseante, ya no solo para viajar, sino también para llegar a los rincones más recónditos de la España rural, y realizar rutas off-road de cierta complejidad gracias a la versatilidad que el Forester demuestra en todos los terrenos. Por supuesto antes de llegar allí, los 505 litros de su maletero (ampliables a 1.573 l) junto al aumento del tamaño del portón trasero dan mucho de sí. Y además, el aumento de la batalla en dos centímetros respecto al modelo anterior, le dotan de un mayor espacio interior, sobre todo en las plazas traseras. El diésel de 147 cv más asequible cuesta 30.900 €; y el gasolina de 150 cv 27.900 €.