Los fabricantes españoles quieren llegar a un cuota productiva en Europa del 25 por ciento :

Los fabricantes españoles quieren llegar a un cuota productiva en Europa del 25 por ciento  1
Agencia EFE27 feb 2013
El vicepresidente ejecutivo de la Asociación Nacional de Fabricantes de Automóviles y Camiones (Anfac), Mario Armero, señaló que uno de los grandes objetivos de esta organización es conseguir en 2016 que uno de cada cuatro coches fabricados en Europa se haga en España.

En un encuentro restringido con informadores, Armero puntualizó que el objetivo se centra en atraer hacia España producción de países emergentes que en los últimos años han elevado la cuota productiva del 15 % al 25 %.

El objetivo productivo para España en 2016 forma parte de los retos marcados en el Plan 3 Millones, que, según Armero, constituye 'la guía de actuación del sector' y que en sus primeros meses de funcionamiento ha dado ya algunos frutos en sus distintos apartados.

Armero explicó también que el Plan PIVE2 ha supuesto desde su inicio que los pedidos se hayan incrementado un 48 %, que el tráfico de concesionarios suba un 32 %, que se hayan materializado 15.000 reservas, a un ritmo de 1.500 diarias.

El directivo de Anfac expuso la reorganización que se ha producido en la organización y que ha supuesto unas reducciones del 35 %, tanto en plantilla (de 34 a 22 trabajadores) como en gastos de explotación.

Una consecuencia de estas actuaciones es que Anfac haya cerrado 2012 con un resultado neto de explotación (ebitda) positivo y que este año puedan alcanzar un beneficio neto.

Las ganancias económicas de Anfac, según Armero, se han traducido ya en un rebaja de las cuotas de los afiliados en un 4 %, que se incrementará este año si se cumplen los objetivos económicos previstos.

De las actuaciones llevadas a cabo destacó un proceso de externalización del diálogo institucional, a través de una intensificación del contacto con el Gobierno Central y las Comunidades Autónomas implicadas en procesos de producción del automóvil.

Armer, en este sentido, dijo que 'nos gustaría que hubiera una Mesa Sectorial del Automóvil, con el sector, el Gobierno Central y las autonomías', tal como existen en actividades como la enseñanza y el turismo.

Dentro de la agenda de actuaciones de Anfac citó como prioridades la mejora de la competitividad industrial, con un enfoque hacia la innovación; los desarrollos medioambientales; la dinamización del mercado interior; reformas laborales, donde anunció la adhesión a la Estrategia de Empleo Juvenil del Gobierno; el comité de diálogo, en el que enfatizó una 'apuesta total'; la posventa; la fiscalidad; y la logística.

En un entorno actual de la industria constructora del automóvil, marcado por un compromiso inversor de más de 2.000 millones de euros y la creación de 4.000 nuevos empleos, Armero subrayó que 'el sello España es un referente en competitividad y productividad para todo el mundo'.

También aludió a que su organización no está en una estrategia de captación de nuevos socios, tras el ingreso en Anfac de marcas importadoras como Toyota, Lexus y Porsche y añadió que el actual modelo de relación con el resto de las asociaciones del automóvil ha encontrado un marco ideal en la Mesa de Diálogo.