Los conductores apoyan el aumento a 140 km/h que rechazan las víctimas:

Los automovilistas piden actualizar la velocidad de las carreteras por tramos 1
Agencia EFE24 nov 2012
La propuesta del PP de incrementar el límite de velocidad en las autopistas de peaje hasta los 140 kilómetros hora ha recibido el apoyo de las asociaciones de automovilistas y de las empresas concesionarias, pero el rechazo de las víctimas de accidentes de tráfico.

En declaraciones a EFE, ambas organizaciones han aceptado con matices la propuesta presentada por el PP para incrementar la velocidad máxima permitida de las autopistas de peaje a 140 km/h al entender que hay tramos de estas carreteras en los que no se debe circular a esta velocidad si se tiene en cuenta el diseño de la vía.

El presidente de Automovilistas Europeos Asociados (AEA), Mario Arnaldo, se ha mostrado en desacuerdo con implantar límites genéricos en estas vías y ha abogado por implantar el modelo alemán, donde a pesar de no haber un límite concreto, hay tramos en los que se recomienda una determinada velocidad en función de la carretera.

Asimismo, Arnaldo ha considerado 'razonable' que se plantee un aumento de la velocidad en las carreteras en un contexto económico como el actual y ha recordado que AEA recurrió ante el Tribunal Supremo la reducción a 110 km/h que fijó el anterior Gobierno por las repercusiones económicas que tendría la medida.

Por otro lado, se ha mostrado desconfiado de que el Ejecutivo llegue a plantear una actualización de la velocidad de forma específica por motivos económicos y políticos y ha lamentado que aún no se haya cumplido una normativa recogida en la Ley de Seguridad Vial de 2009 que abogaba por adaptar los límites al envejecimiento de la población, con el doble de conductores mayores de 65 años.

Por su parte, desde el Comisariado Europeo del Automóvil (CEA) se han mostrado a favor de una regulación del aumento de la velocidad en las vías más seguras y han solicitado al Ejecutivo que si la iniciativa funciona en las autopistas de peaje, se traslade también a las autovías.

El organismo, que apuesta fundamentalmente por que se incremente la velocidad a 130 km/h, ha insistido en que habrá que analizar en qué tramos no es viable el incremento que estudia el PP y cómo se va a regular.

Asimismo, ha subrayado que esta medida no debería plantearse por motivos económicos y con la finalidad de incrementar el tráfico de las carreteras de peaje, sino por seguridad.

El PP ha presentado una proposición no de ley en el Congreso en la que insta al Gobierno a subir el límite máximo de velocidad a 140 kilómetros por hora en las autopistas de peaje con el objetivo de que aumente la utilización de estas vías que la crisis ha convertido en deficitarias, y porque los niveles de seguridad de estas carreteras son muy altos, lo que no implicaría un riesgo adicional.