La nueva clase C es más ligera y aerodinámica y consume menos, según Mercedes:

La nueva clase C es más ligera y aerodinámica y consume menos, según Mercedes 1
Agencia EFE27 mar 2014
La nueva clase C de Mercedes es más ligera, más eficiente en consumo, tiene mejor aerodinámica y puede montarse con suspensión neumática para aumentar el confort de los pasajeros, a los que se protege con sistemas de seguridad que equipa la lujosa clase S o E.

Las primeras unidades se están entregando desde hace pocos días y en ellas se puede apreciar, según la marca, que la impresión que da el vehículo es semejante a las de las gamas más altas.

Para ello se han aumentado sus dimensiones: la batalla ha crecido en 80 milímetros (a 2.840 milímetros) en comparación con su antecesor, la longitud del vehículo en 95 milímetros (a 4.686 milímetros) y la anchura en 40 milímetros (a 1.810 milímetros).

De estas cotas también se beneficia el maletero que alcanza ahora los 480 litros.

Exteriormente un capó largo, un habitáculo en posición atrasada y los voladizos cortos de la Clase C destacan en la vista lateral.

Para el frontal se puede optar por uno deportivo (con estrella central) o bien -sólo en la línea EXCLUSIVE- por una parrilla del radiador clásica con estrella Mercedes sobre el capó.

En este último caso las lamas de la parrilla pueden cerrarse para optimizar el coeficiente aerodinámico, ahora de 0,24.

Para reducir los consumos todos sus motores -cumplen con la normativa Euro6- llevan sistema de parada y arranque automático (star&stop).

Como novedad hay un compacto motor diésel de 1,6 litros de cilindrada con turbocompresor sencillo y cuya potencia es de 115 ó 136 CV, con un par motor nominal de 280 ó 320 Nm, respectivamente.

Junto a este nuevo motor diésel se ofrece también una versión perfeccionada del cuatro cilindros con 2,2 litros de cilindrada, cuya gama de potencia se extiende de 115 a 204 CV.

El C 220 BlueTEC está también disponible en una versión opcional BlueEFFICIENCY Edition de 163 CV.

Todos los diésel incorporan la tecnología SCR (reducción catalítica selectiva), por la que han obtenido en Alemania una certificación en la categoría de eficiencia A o incluso A+, salvo los dotados tracción integral 4MATIC, que es B.

En gasolina las potencias de los cuatro cilindros van desde los 156 a los 245 CV y más adelante está previsto que llegue otro de seis cilindros con 333 CV.

Mercedes-Benz ha adaptado al motor de cuatro cilindros la tecnología BlueDIRECT con inyección directa de tercera generación de los motores V6 y V8.

Este sistema trabaja con inyección múltiple y regulación electrónica precisa y se completa con un encendido múltiple rápido.

Como alternativa a la gasolina y el diésel, al igual que en la Clase S y en la Clase E, se ofrece un motor diésel combinado con un módulo híbrido.

El C 300 BlueTEC HYBRID con motor diésel de cuatro cilindros y un motor eléctrico compacto desarrolla 204 + 27 CV y tiene un consumo combinado de 3,6 litros por cada cien kilómetros.

Está previsto incorporar más tarde un modelo híbrido enchufable, afirma el fabricante alemán.

De serie los motores de cuatro cilindros llevan cambio manual de 6 velocidades, pero se puede optar a una caja automática de siete velocidades (7G-TRONIC PLUS).

A partir de septiembre también se podrá pedir la tracción integral permanente 4MATIC.

La berlina equipa de serie suspensión mecánica, que ofrece tres versiones: un tren de rodaje de confort, otro que permite reducir la altura en 15 milímetros y un tercer tren de rodaje deportivo que también rebaja la altura en 15 milímetros.

Como alternativa, se puede solicitar suspensión neumática (Airmatic) en los ejes delantero y trasero con distintas posiciones: Confort, ECO, Sport y Sport+.

En materia de seguridad lleva de serie avisador de cansancio y distracción del conductor (Attention assist) y un sistema que puede frenar el coche de forma autónoma hasta una velocidad de 200 km/h ante el peligro de accidente (Prevention assist plus).

Opcionalmente se le puede equipar con elementos de las nueva Clase S y E: Distronic plus con servodirección inteligente y Stop&Go Pilot integrado es un asistente para retenciones de funcionamiento semiautónomo que -a velocidades inferiores a 60 km/h- se orienta por las líneas de señalización en la calzada y por el vehículo precedente.

El servofreno de emergencia Bas plus reconoce ahora el tráfico en dirección transversal y puede reforzar la acción de frenado, mientras que el detector activo de cambio de carril con funciones ampliadas es capaz de corregir la deriva o un cambio involuntario de carril.