Kia Venga: Polivalencia económica

a fondo :: Kia Venga 1
Diego Zotes26 ene 2010
La marca coreana Kia lanza al mercado un nuevo monovolumen del segmento B para dar respuesta a las necesidades de espacio y bajo consumo en época de crisis. Se mueve con motores gasolina y diésel muy ágiles de hasta 128 cv.
En un mercado a la baja en el que los compradores de vehículos buscan el mejor precio con la mayor practicidad posible, fijando su objetivo en coches económicos y con gran capacidad de carga y de transporte de pasajeros, la mayoría de las marcas están trabajando incesantemente en el desarrollo de nuevos modelos en segmentos pequeños que ofrecen una combinación casi perfecta de estas cualidades. Se espera una importante migración de segmentos superiores hacia este segmento para el año 2010 que recién ha entrado. Y por ello, la marca Kia complementa desde hace apenas unos días todo este nuevo desarrollo con una pionera e impresionante garantía de 7 años, que ya existía para modelos como el Cee´d, y ahora hace extensible a toda su gama.
Con los últimos lanzamientos en tan relativamente poco tiempo de coches pertenecientes al segmento B o utilitarios, se evidencia el impulso que está dando Kia a esta iniciativa, la que mejor reúne las características ya mencionadas, con modelos relevantes como el Rio o el nuevo Soul, este último con un diseño muy original creado para captar a la gente más joven. Ahora le toca el turno al Venga, que transmite con un original nombre español toda la agresividad e imagen inconformista de los que presume.
Con el Venga se trata, como en los últimos modelos de la marca, de un vehículo fabricado en y concebido para el mercado europeo, puesto que se lleva a cabo en la fábrica que su marca hermana Hyundai tiene en la República Checa. Perteneciente al subsegmento MPV (Vehículo Multifunción) o monovolumen dentro del segmento B, tiene unas destacadas cualidades de capacidad en un amplio habitáculo con una versatilidad realmente sorprendente. De hecho, entre sus rivales más directos encontramos a los prácticos y espaciosos Citroën C3 Picasso, Nissan Note, Ford Fusion o Renault Modus y Grand Modus.
El lanzamiento oficial del modelo es para el 14 de febrero, aunque se puede reservar de forma inminente en cualquier concesionario nacional. Los precios son:

-Venga 1.4 90 cv Basic: 14.250 euros
-Venga 1.4 90 cv Concept: 15.300 euros
-Venga 1.4 CRDi 75 cv Concept: 16.400 euros
-Venga 1.4 CRDi 90 cv Drive: 17.750 euros
-Venga 1.6 CRDi 128 cv Emotion: 19.550 euros

A estas cifras hay que descontarle una promoción inicial de 1.500 euros para las versiones de gasolina y de 1.450 euros para las diésel.
Espacio y versatilidad en volumen reducido
El diseño se basa claramente en el concept car nº 3 presentado en el Salón del Automóvil de Ginebra de 2009, que en el modelo final respeta casi en su totalidad las líneas de diseño de aquel. Se ha realizado una carrocería muy amplia con una silueta muy dinámica y vanguardista de gran aerodinámica. El frontal ostenta los principales rasgos de diseño de vanguardia, con unos grupos ópticos rasgados combinados con las amplias aberturas de refrigeración del paragolpes que dibujan una imagen sonriente y juvenil, y una parrilla muy familiar, heredada del nuevo Cee´d, con gruesas molduras cromadas. La vista lateral muestra una línea de cintura ascendente, que transmite dinamismo y agilidad, todo esto combinado con un gran habitáculo que concede una habitabilidad muy amplia.

a fondo :: Kia Venga 2

El interior ostenta un aspecto sencillo y minimalista, con una fusión de distintos estilos que busca un llamativo impacto visual ofreciendo la máxima practicidad y una ergonomía perfecta para el conductor y el pasajero. El volante de tres radios, partido el del centro, recoge un gran protagonismo estético. Los pasajeros de la fila trasera podrán ir a sus anchas en unas plazas muy amplias conseguidas mediante una longitud total de 4,068 metros de longitud y una distancia entre ejes de nada menos que 2,615 metros, así como una altura de techo muy respetable de 1,6 metros, permitiendo disponer además de un buen espacio de maletero que va desde los 314 litros hasta los 570 litros, desplazando hacia delante las banquetas traseras hasta 130 mm longitudinalmente para priorizar la carga. Estos además, permiten abatir los respaldos en proporción 60/40 dejando un espacio de carga total de 1.253 litros.
El equipamiento se divide entre cuatro niveles de acabado, Basic, Concept, Drive y Emotion, ofreciendo de serie desde el primer escalón ABS con repartidor electrónico de frenada EBD, control de estabilidad ESC con control de tracción TCS, asistente a la frenada de emergencia BA y asistente de arranque en pendientes Hill Holder, seis airbags, reposacabezas activos, cierre centralizado, radio CD y ordenador de a bordo. El aire acondicionado va de serie ya desde el segundo acabado Concept. El equipamiento superior Emotion incluye llantas de aleación de 16 pulgadas, faros antiniebla, conexión de teléfono Bluetooth y conexión para fuentes de audio a través de una toma auxiliar, retrovisores plegables eléctricamente con intermitentes integrados, sensor de luces y sensor de aparcamiento trasero. Dentro, el volante y la palanca de cambios son de piel, y ofrece control de velocidad y limitador, tapicería mixta piel/tela y reposabrazos central. Opcionalmente, hay disponible un techo panorámico de cristal de gran luminosidad.
Basándose en la tendencia del segmento, que indica que el 70% de las ventas opta por las versiones diésel y tan sólo un 30% elige la gasolina, los motores que moverán al nuevo Venga serán oficialmente tres diésel y un gasolina. Todos ellos incorporan la tecnología más avanzada para reducir a niveles mínimos los consumos y las emisiones de escape. Entre los primeros, todos ellos con inyección directa por Common Rail de alta presión y filtro de partículas DPF sin mantenimiento, hay disponible un 1.4 CRDi con turbocompresor que entrega dos escalas de potencia, una de 75 cv con turbocompresor de geometría fija y otra de 90 cv con un turbocompresor de geometría variable, así como añade en la zona superior un 1.6 CRDi con 128 cv que entrega unas prestaciones extraordinarias. Los motores diésel más potentes del Venga van asociados a un cambio manual de 6 velocidades, que ayuda a conseguir los mejores consumos, y todos ellos disponen opcionalmente de un sistema de arranque y parada automática denominado ISG o Ignition Stop and Go, dentro del programa EcoDynamics que incluye también indicador de cambio de marchas, un alternador con recuperación de energía y neumáticos de baja resistencia a la rodadura, que consiguen reducir notablemente las emisiones. De hecho, la versión de 90 cv emite tan sólo 117 gr/km de CO2, mientras que el de 128 cv emite sólo 119 gr/km.

a fondo :: Kia Venga 3

En gasolina, sin embargo, sólo hay un motor de 1.4 litros 16 válvulas con 90 cv que resulta muy ágil y silencioso, logrando unos consumos bastante ajustados de 6,2 litros a los 100 kms a pesar de su cambio de 5 velocidades. En principio es el único motor disponible, aunque si el mercado lo demanda, se valorará la opción de introducir en la gama un 1.6 litros 16 válvulas de 115 cv.
Tras probar los motores de gasolina y diésel de 90 cv destacamos la suavidad y silencio de funcionamiento del propulsor de gasolina, con un empuje muy bueno a cualquier régimen. El diésel es bastante más áspero de funcionamiento, algo ruidoso incluso, pero con una economía de consumo excelente. Tanto el cambio de 5 como el de 6 velocidades nos han parecido exquisitos en su escalonamiento y precisión y suavidad de engranaje.
Ofrece una gran estabilidad, incluso a velocidades elevadas, gracias a su gran distancia entre ejes y a una puesta a punto de la suspensión muy buena con configuración independiente MacPherson delante y de barra de torsión detrás que permite gran capacidad de carga y logra un buen compromiso entre confort y estabilidad. Con un tacto de marcha bastante rígido, se ha conseguido un guiado de la dirección excelente transmitiendo una gran agilidad en desplazamientos urbanos. La dirección de asistencia eléctrica está muy conseguida transmitiendo aplomo y un buen tacto al conductor.