Kia Magentis 2.5 V6: Lujo asiático

Diego Zotes24 ago 2001
A partir de 3,5 millones de pesetas es posible acceder a un Kia Magentis, una berlina encuadrada en el segmento de automóviles tan prestigiosos como el Volkswagen Passat.
Inicio
LUJO ASIATICO

a fondo :: Kia Magentis 2.5 V6 1

Poco a poco las marcas coreanas están logrando ser consideradas, ya no sólo por su ajustado precio, sino también por la calidad y eficacia de sus productos. Entre ellas, Kia se ha decidido a luchar en el segmento de las berlinas de representación con el Magentis, un modelo que parte de la base de su socio, el Hyundai Sonata, y que se ha permitido el lujo de mejorar el comportamiento de éste, presumir de un atractivo diseño y ofrecer una relación calidad-precio sobresaliente.
A partir de 3,5 millones de pesetas es posible acceder a un Kia Magentis, una berlina encuadrada en el segmento de automóviles tan prestigiosos como el Volkswagen Passat, que a igualdad de potencia y equipamiento cuestan en torno a un 20% más que el modelo coreano. La unidad probada por Autocity venía equipada con todos los extras disponibles y con el refinado motor 2.5 V6, por lo que el precio asciende hasta los 4.415.000 pesetas, cantidad en la que se incluyen elementos como el cambio automático con función secuencial y la tapicería de cuero.

a fondo :: Kia Magentis 2.5 V6 2

Enrique Marco, Autocity.
24 de agosto de 2001.
DISEÑO Y EQUIPAMIENTO

a fondo :: Kia Magentis 2.5 V6 3

El Kia Magentis es un automóvil de estilo clásico tanto por su diseño como por sus medidas. Observando la carrocería vemos en él cierta inspiración americana, sobre todo en el frontal, donde destaca la amplia parrilla cromada. Al acceder al interior la sensación es diferente, percibiendo un estilo claramente oriental en el que reina al austeridad. No obstante, al tratarse de un modelo de vasto equipamiento en el que se incluyen materiales nobles como el cuero o detalles como las luces en las puertas, los tiradores de aluminio o las abundantes inserciones en madera, el efecto de pobreza que transmiten la mayoría de los vehículos coreanos o japoneses se ve compensado, transmitiendo así una impresión general óptima.
Por medidas también podemos decir que el Magentis es un automóvil clásico ya que se le puede calificar de largo, ancho y bajo (4,73 metros de largo, 1,82 de ancho y 1,41 de alto), lo que le da mayor elegancia que la que tienen las berlinas actuales pero menor habitabilidad. Esto no significa que el Magentis no sea cómodo, todo lo contrario, pero sí que una tercera persona que viaje en el asiento de atrás no lo hará tan cómodamente como, por ejemplo, en un moderno Citroen C5. Con la capacidad del maletero ocurre lo mismo, es grande pero no tanto como los de los nuevos modelos (386 litros).

a fondo :: Kia Magentis 2.5 V6 4

El equipamiento de serie del Kia Magentis 2.5 V6 GLS (que cuesta 3.940.000 pesetas) incluye cuatro airbags, climatizador, ABS, cierre con mando, control de tracción, llantas de aleación y volante ajustable como elementos más destacables. No está disponible el control de estabilidad, ni el ordenador de viaje, ni tampoco el navegador vía satélite y como extras cabe citar el cambio automático con función secuencial (250.000 pesetas) y la tapicería de cuero (225.000 pesetas).
CONDUCCION

a fondo :: Kia Magentis 2.5 V6 5

Es probable que en algunos apartados se puedan notar diferencias de calidad si lo comparamos con las marca de mayor prestigio, pero en lo que el Kia Magentis no tiene nada que envidiar a nadie es en el refinamiento y agrado de conducción que ofrece su motor 2.5 V6. El nivel sonoro es reducidísimo y la elasticidad con la entrega la potencia asombrosa por lo que su utilización resulta toda una delicia. El modelo que probamos venía con caja de cambios automática de cuatro velocidades con la posibilidad de utilizarlo en modo secuencial. El funcionamiento del cambio es muy intuitivo y en posición "D" la gestión electrónica permite que se seleccione siempre la marcha adecuada dependiendo de las necesidades del momento. También observamos que los desarrollos de cambio son bastante largos, con todo lo bueno y lo malo que esto conlleva. Por una parte, llaneando, el motor trabaja muy desahogado y consumiendo poco combustible (el Magentis es de los V6 automáticos que menos consume en utilización real), pero por otra, si queremos rodar con soltura cuando el terreno se empina ligeramente, habrá que reducir a tercera velocidad.
Aunque no tenemos disponible la cifra de aceleración de 0 a 100 km/h, podemos decir que el Magentis 2.5 V6 empuja con decisión y sólo los largos desarrollos impedirán que la cifra obtenida no sea excesivamente brillante. La velocidad máxima (214 km/h el manual y 209 km/h el automático) es más que suficiente y los datos de consumo (7,4 l/100 km y 8,3 l/100 km en carretera) nada desorbitados. Por último, en lo que a comportamiento se refiere, debemos decir que nos sorprendió, pues esperábamos unas suspensiones, como en el Sonata, bastante blandas y una manejabilidad algo limitada. Pues no, el Magentis, sin llegar a ser ágil o deportivo, muestra unas maneras muy nobles y un tarado de amortiguación bastante firme que impide que el coche se balancee en las curvas.

a fondo :: Kia Magentis 2.5 V6 6

Competidores
COMPETIDORES

a fondo :: Kia Magentis 2.5 V6 7

GALERIA

a fondo :: Kia Magentis 2.5 V6 8

a fondo :: Kia Magentis 2.5 V6 9

a fondo :: Kia Magentis 2.5 V6 10

a fondo :: Kia Magentis 2.5 V6 11

a fondo :: Kia Magentis 2.5 V6 12