Honda Legend: Tecnología japonesa

Diego Zotes15 ene 2008
Comprobamos cómo el exclusivo diseño, la deportividad del motor V6 de gasolina de 3.5 litros con 295 cv y la máxima tecnología y lujo convierten al Legend en una de las mejores opciones de su segmento.
El segmento de grandes berlinas está tomando cada vez más importancia y cada vez acoge nuevos participantes que quieren competir con sus mejores automóviles. Hace apenas unos años, era un segmento reservado casi exclusivamente a las cualificadas marcas alemanas, aunque aparecían en la penumbra algunos modelos japoneses o americanos que intentaban en vano competir con aquellos. En los últimos años esto ha cambiado perceptiblemente, puesto que el mercado se ha abierto mucho y estos productos, antes relegados a un segundo plano, están cobrando mucha fuerza.

a fondo :: Honda Legend 1

a favorSuavidad y refinamiento mecánico.Confort de los pasajeros.Equipamiento impresionante.en contraCambio automático de sólo 5 velocidades.Cámara trasera poco útil.Falta sensor de parking delantero.
Este es el caso que hoy nos ocupa, el Legend, un modelo de gama superior de la marca japonesa Honda que durante años ha permanecido en la penumbra, desconocido para muchos, obteniendo un éxito meramente anecdótico cuando ofrecía avanzadísimos sistemas tecnológicos y una impresionante calidad. Ahora llega una nueva edición para demostrar que no tiene nada que envidiar a las grandes berlinas de origen germano, y alguna que otra japonesa, demostrando que el mayor lujo y calidad combinados con las mejores prestaciones no es algo exclusivo de los alemanes. Y, ¿qué credenciales presenta para proclamar tal afirmación? Pues una innovadora tecnología de vanguardia en su equipamiento de serie en lo que a confort, prestaciones y seguridad activa y pasiva se refiere.
Además la relación calidad/precio es inmejorable, puesto que por 59.000 euros se puede acceder a una exclusiva berlina de representación con un único propulsor de gasolina de 3.5 litros con 295 cv y con un espectacular equipamiento que lo ofrece todo de serie. No falta ningún innovador sistema de ayuda a la conducción ni de seguridad activa o pasiva, como ABS, EBD, VSA, faros de xenon autodireccionales (AFS), sistema de seguridad para la prevención de impactos Collision Mitigation Brake System (CMBS), todos los airbags delanteros laterales y traseros, ni tampoco de confort como el climatizador bizona, el cambio automático, los asientos de cuero ventilados y calefactados, el techo solar, la alarma antirrobo, etc. Bueno, con decir que no existe ningún elemento en opción que se puede pagar siquiera...1Nombre: FICHA TÉCNICAMotor: V6 / 3.471 ccPotencia máx.: 295 cv a 6.200 rpmPar máx.: 351 Nm a 5.000 rpmCombustible: GasolinaTracción/cambio: Total / aut. sec. 5 vel.Frenos: Discos ventiladosNeumáticos: 235/50 R17Carrocería: 5 puertasLarg-Anch-Alt: 4.955-1.845-1.450Peso en vacio: 1.864 kgMaletero: 452 l.Nº plazas: 5Velocidad máx: 250 km/h lim. aut.Aceler. 0-100: 7,3 segundosConsumo mixto: 11,9 litrosEuroNCAP: 5Precio: 59.000Ficha Jato: http://www.autocity.com/coches/nuevos/honda/legend/3.5_v6/4_puertas/sedán/index.html
Inicialmente el precio parece algo elevado respecto al de sus rivales, aunque después de conocer que ofrece de serie todo el equipamiento imaginable, podemos afirmar que le gana la batalla sin despeinarse a casi todos los modelos del segmento, donde figuran el BMW Serie 5 530i, el Audi A6 3.2 Quattro, el Cadillac STS V6, el Volvo S80, el Mercedes E 350 o el Jaguar S-Type V6. La rivalidad se agudiza cuando lo comparamos con el Lexus GS300 de equipamiento intermedio o al Citroën C6 V6 Auto Exclusive, que resultan equivalentes en el plano económico y en su oferta tecnológica. El Legend ofrece como argumento fundamental una calidad de factura inmejorable y una gran funcionalidad y exquisitez de acabados.
El Honda Legend marca estilo con un diseño muy dinámico y aparentemente liviano, en contraposición con lo que es habitual en el segmento de las grandes berlinas. A pesar de ubicarse de lleno en este segmento, con sus 4,955 metros de longitud, parece ser a primera vista más contenido que sus rivales, y que su predecesor que era más largo, gracias a sus suave forma aerodinámica en cuña y a un frontal de gran anchura y muy bajo, que da la sensación de menor tamaño y aporta gran elegancia y un aire de coupé. Su fluida línea no deja indiferente a nadie y transmite deportividad, prestaciones y confort. Sus casi 5 metros de longitud permiten una gran habitabilidad a los pasajeros, propia de las mejores berlinas de esta categoría. Menos en longitud, que se ha acortado, ha crecido respecto a su predecesor en todas las cotas, ofreciendo un habitáculo más amplio y una mejor distribución del espacio.

a fondo :: Honda Legend 2

Sobre el frontal recae el peso del conjunto, mediante sus enormes ópticas de doble faro y a una elegante parrilla de radiador en forma de escudo, con tres lamas horizontales cromadas que integran el logotipo de Honda. Su buena aerodinámica queda refrendada por una luneta delantera muy inclinada y una silueta lateral muy fluida que dibuja un espacioso habitáculo y una zaga elevada, mostrando una gran capacidad de transporte. Los amplios pasos de rueda con llantas de 17 pulgadas de 5 brazos gruesos , así como la marcada línea de cintura ascendente, sugiere un comportamiento muy dinámico y un aplomo superior. En la "pesada" zona trasera destaca la moldura cromada del tirador del maletero, a juego con las del resto de la carrocería en paragolpes y puertas, y las dos salidas de escape ovaladas a los lados.
El habitáculo resulta un placer para los sentidos de los pasajeros. Todo es bienestar y confort, además de una resultar muy capaz para transportar hasta cinco ocupantes con sus equipajes, gracias su aceptable maletero de 452 litros. Gracias a una carrocería muy aerodinámica y a un intenso trabajo de insonorización, el interior está completamente aislado de ruidos procedentes de la carretera o del motor. El confortable y ergonómico interior ofrece de serie todo lo que se puede desear a la hora de viajar. La piel integral (a elegir entre color beige, gris o negro) combinada con la madera para el salpicadero, los paneles de las puertas y el túnel central y un techo solar eléctrico que permite una gran entrada de luz, hacen más acogedor y refinado el habitáculo. Se puede proteger la intimidad de los pasajeros mediante la cortinilla de la luneta trasera de accionamiento eléctrico y las cortinillas laterales de las ventanillas traseras retráctiles manualmente. Estos detalles de lujo se completan con una delgada consola central acabada en color metálico satinado protagonizada en su parte superior por una pantalla panorámica que refleja los datos del navegador, del climatizador, del equipo de audio Bose de alta calidad, con cargador de 6 cd´s y 10 altavoces, y de la cámara trasera de ayuda al aparcamiento.
La posición de conducción es muy buena gracias a la regulación eléctrica en hasta 8 posiciones con memoria de los asientos de cuero ventilados y calefactados y al volante multifunción regulable eléctricamente. Destacan en el habitáculo un elegante salpicadero alejado que genera gran espacio vital a los pasajeros delanteros y el cuadro de mandos con iluminación en color azul para el fondo, blanco para los números y rojo para las agujas analógicas de los relojes. Asimismo el control de casi todas las funciones electrónicas de la pantalla central se hacen desde el intuitivo "Joystick multi-control" de la consola. Sorprende la cantidad de funciones electrónicas de seguridad y de ayuda a la conducción desconectables, permitiendo activar y desactivar su funcionamiento a capricho según las circunstancias. Entre ellas encontramos el sistema de mitigación de impactos CMBS, que puede llegar a activar los frenos automáticamente cuando detecta por radar que el accidente es inminente, el sistema de iluminación adaptativa en curva AFL y un botón SNOW para la conducción sobre nieve, que suaviza la respuesta y sensibilidad del acelerador electrónico. En el Legend tenemos de todo para disfrutar de serie de las máximas comodidades en cualquier desplazamiento, sin tener que pagarlas como opción.
Para desplazar a esta gran joya de la ingeniería japonesa se ha optado por una única motorización de gasolina realizada íntegramente en aluminio, con una cilindrada de 3.5 litros en configuración de 6 cilindros en V con sistema VTEC de distribución variable con 4 válvulas por cilindro. Esta mecánica desarrolla nada menos que 295 cv a 6.000 rpm y entrega un alto par motor de 351 Nm a 5.000 rpm, lo que garantiza unas prestaciones muy interesantes. Con estas características logra acelerar de 0 a 100 km/h en sólo 7,3 segundos y alcanza una velocidad máxima de 250 km/h. Desgraciadamente, está combinado con un cambio automático secuencial de 5 velocidades de desarrollos largos, que permite seleccionarlas manualmente desde la palanca o desde unas levas tras el volante, no ofreciendo la inmediatez deseada a la hora de hacer una conducción deportiva, pero sí la suavidad de funcionamiento típica de Honda y deseada por los clientes más conservadores de berlinas de gama alta. Aún así, este cambio automático es muy avanzado tecnológicamente, como lo demuestran sus sistemas inteligentes Grade Logic Control y el Shift Hold Control, que trabajan conjuntamente para evitar los cambios de marcha innecesarios en la subida de pendientes o en plena entrada en los virajes.

a fondo :: Honda Legend 3

Este potente propulsor se combina con un ligero chasis extremadamente rígido que apuesta por una suspensión independiente de paralelogramo deformable con amortiguadores de gas con válvula progresiva en ambos ejes, de doble brazo oscilante en el delantero y multibrazo en el trasero. Esta configuración nos ha parecido de muy alta calidad, sin llegar al nivel de la neumática, gracias a la buena estabilidad y tracción que genera en toda circunstancia sin renunciar en ningún momento al confort. Asimismo, se ha adaptado un sistema de tracción a las 4 ruedas denominado SH-AWD (Super Handling-All Wheel Drive), que supone una garantía más de seguridad en la conducción al estar interconectado con el control de estabilidad y tracción VSA. Este sistema de tracción varía electrónicamente el par entre los dos ejes y reparte la cantidad conveniente en cada momento entre las ruedas del eje trasero, algo inédito hasta el momento en el segmento. En condiciones normales de conducción, el eje delantero recibe el 70% del par motor, mientras que esta misma cantidad de par pasa al eje trasero en fuertes aceleraciones o apoyos.
Todos estos sistemas junto con los deportivos neumáticos de alta calidad de 235/50 en llanta 17, así como una dirección de cremallera de asistencia hidráulica muy precisa y directa, facilitan un comportamiento deportivo y equilibrado que garantiza una seguridad absoluta en todo momento.
ara detener el conjunto en caso de necesidad se apuesta por cuatro discos ventilados de grandes dimensiones, de 320 mm delante y de 310 mm detrás, asociados a potentes pinzas de 4 pistones, que se ayudan de sistemas como el ABS, el EBD, el servofreno de emergencia y del VSA para evitar toda situación de peligro real.