Google revela su coche autónomo: Sin volante ni pedales

cocheautonomogoogle_14d99be34ad209b91a890fbb0.jpg
Raúl Toledano28 may 2014
Google ha diseñado su propio modelo de coche autónomo, un pequeño vehículo sin volante ni pedales, con capacidad para dos personas. Google quiere construir una flota de un centenar de prototipos para realizar pruebas en California. El coche está pensado para áreas urbana y alcanza una velocidad máxima de 40 kilómetros por hora.
No es una sorpresa el interés del gigante tecnológico Google en diseñar y desarrollar el coche del futuro en forma de vehículo autónomo. Un automóvil que gire 180 grados el concepto tradicional de movilidad. Hasta hoy, Google siempre había revelado sus avances en este tipo de coches -en los que lleva trabajando desde hace varios años- mediante modelos convencionales -de marcas como Toyota o Lexus- adaptados para el software de Google X, la división de la compañía encargada de estos proyectos. Sin embargo, estos días, el cofundador de Google, Sergey Brin, en el marco de la conferencia CodeCon mostró un vehículo más avanzado y construido por los ingenieros de la casa.Fue presentado como el vehículo autodirigible de Google
El "vehículo autodirigible de Google", así lo anunció Brin, es un coche de tamaño ultracompacto, con un habitáculo para dos personas, de motorización eléctrica y que, sin volante ni pedales ni espejos retrovisores, se enciende mediante un botón, siendo una pantalla táctil la que por órdenes de los pasajeros gestiona la ruta deseada. Este modelo desarrollado por Google, todavía en fase de prototipo, cuenta con un sistema avanzado de tecnología GPS y múltiples sensores en la carrocería.Todavía en fase de prototipo, Google sopesa tener 100 unidades de prueba disponibles para finales de verano
Los coches autónomos destacan por ese diseño redondeado y quizá poco agraciado, fabricados con materiales especiales flexibles y elásticos, a fin de minimizar las consecuencias de una posible colisión. Y es que la seguridad es el eterno dilema que se plantea con este tipo de vehículos. En este sentido Google ha limitado la velocidad máxima de su prototipo a 40 km/h. Circunstancia que unida a la ausencia de frenos y volante manuales, le hacen ser un coche enfocado para un entorno urbano. Además para disminuir al máximo los riesgos, Google ha construido el frontal con un material esponjoso -no se especifica de qué tipo- para proteger tanto a peatones como pasajeros en caso de colisión. Y por si todas estas precauciones no fueran suficientes, el coche fantástico equipa dos sistemas automáticos de dirección y frenado -si falla el primero, actúa el segundo- gestionados por una centralita electrónicaImpulsado por un motor eléctrico, la velocidad máxima está limitada a 40 km/h
Google, que planea fabrica unos cien coches para probarlos este mismo verano, no tiene como finalidad la comercialización de estos prototipos a corto plazo. Aunque desde algunas fuentes de la compañía se deslizó coincidiendo con los últimos avances presentados que existe la posibilidad de que Google cuente a partir de 2017 con su propia flota de vehículos sin conductor.En 2017 podría existir una flota de vehículos autodirigibles de Google