En servicio el tercer radar Pegasus para vigilar cornisa cantábrica y C. León:

En servicio el tercer radar Pegasus para vigilar cornisa cantábrica y C. León 1
Agencia EFE30 may 2014
Tráfico ha puesto en servicio el tercer radar Pegasus, que a bordo de un helicóptero vigilará la carreteras secundarias de la zona noroeste de la Península, en concreto de las comunidades de Asturias, Cantabria, Castilla y León y Galicia, con base en A Coruña y Valladolid.

Según ha informado en un comunicado la Dirección General de Tráfico (DGT), en los próximos meses se pondrán en funcionamiento otros tres nuevos radares Pegasus para cubrir la totalidad de las carreteras secundarias, que son las más peligrosas y donde se produce el mayor número de accidentes y fallecidos.

Desde la puesta en marcha el primer Pegasus, en marzo de 2013 en coincidencia con la Semana Santa, y hasta ahora se han realizado 498 horas de vuelo, se ha controlado la velocidad de 9.960 vehículos y se ha denunciado a 1.778 conductores por circular a una velocidad superior a la permitida.

La velocidad media a la que circulaban los conductores de los vehículos denunciados era de más de 30 kilómetros por hora por encima de los límites legales en la vía.

Uno de los casos más llamativos es el de un vehículo que circulaba a 232 km/h en una carretera con límite de 120 km/h.

Mientras, en vías con límite de 100 km/h se detectó un vehículo a 195, y en el caso de carreteras limitadas a 90 km/h, la velocidad máxima a la que fue interceptado un conductor fue de 162 km/h.

Estos excesos de velocidad han supuesto la pérdida 1.360 puntos a los conductores denunciados. Para 24 conductores, ese exceso les ha detraído del carné 6 puntos por una infracción muy grave.

Los radares Pegasus constan de dos cámaras: una panorámica que facilita el seguimiento y captación de la velocidad, y otra de detalle que tiene un objetivo que permite leer la matrícula del vehículo, llegando incluso a poder detectar velocidades de hasta 360 km/h.

Tal y como estipula la Ley, el nuevo radar ha sido verificado y homologado por el Centro Español de Metrología, organismo dependiente del Ministerio de Industria, Energía y Turismo.

Este tipo de radares resultan operativos incluso a 300 metros de altura y a una distancia en línea recta con el vehículo controlado de un kilómetro, como se ha podido comprobar en las imágenes que periódicamente facilita la DGT.

El nuevo Pegasus se incorpora a uno de los 12 helicópteros de los que dispone la DGT y cubrirá principalmente la zona noroeste de la Península, aunque podrá sobrevolar otras carreteras de España cuando sea necesario.