El Nissan Pulsar acerca a la factoría de Barcelona a la plena capacidad:

El Nissan Pulsar acerca a la factoría de Barcelona a la plena capacidad 1
Agencia EFE04 sep 2014
La producción del Nissan Pulsar en la planta de Barcelona, en la que se han realizado inversiones por valor de 114 millones de euros para su fabricación, acerca al complejo de la Zona Franca a la plena producción.

Con este modelo, que ha empezando a ser fabricado para su entrega a los primeros clientes en octubre, y con la producción del nuevo pick-up 'one tone', que será el sustituto del actual Navara, se llegará a las 200.000 o 210.000 unidades anuales, cifra que es la máxima capacidad de la factoría, según la compañía.

Con la implantación del Pulsar estaba previsto un incremento de la plantilla de la factoría en un millar de personas, pero ha quedado aplazado con la llega del nuevo 'one tone' el próximo año, un modelo también pospuesto por el continuado éxito de los actuales Pathinder y Navara.

Además del Pulsar, con una producción prevista al año de 64.500, que alcanzará el próximo año, en la planta de la Zona Franca se fabrican en este momento el todoterreno Pathfinder, el pick-up Navara, la furgoneta ligera NV200 y su versión eléctrica e-NV200.

La máxima capacidad en el entorno de las 210.000 unidades no es, han explicado a Efe responsables de la compañía en Barcelona, el techo de esta planta, que aún tiene un margen, con los acuerdos de flexibilidad firmados con los trabajadores, que haría llegar la producción a las 250.000 unidades.

Este margen de 40.000 o 45.000 unidades podría ser ocupado por un aumento de la producción del mismo Pulsar o de cualquier de los otros modelos, especialmente del nuevo pick-up, al tiempo que cabría la posibilidad de asignación de un nuevo modelo.

El equipo de dirección de la factoría de Barcelona está tratando de mejorar la posición de la planta dentro de la estructura de fabricación, incidiendo en la calidad, especialmente, en el cumplimiento de las entregas y en los costes, con la idea de estar en condiciones de acceder a la asignación de un nuevo modelo.

Además, otro valor de la factoría de la Zona Franca es que es la única de la compañía japonesa en Europa que fabricar cinco modelos diferentes.

El Nissan Pulsar, que ha supuesto una inversión de 114 millones de euros en la factoría barcelonesa, ha sido desarrollado por el equipo de ingeniería español de la división del Centro Técnico de Nissan Europa (NTCE) ubicado en Barcelona.

El Nissan Pulsar está siendo fabricado desde finales del pasado julio para llegar al mercado en octubre, aunque los pedidos ya pueden formularse en la red de concesionarios de Nissan en España.

El Pulsar es una berlina de cinco puertas que supone el retorno de Nissan al segmento europeo de los turismos compactos, el de mayor volumen de ventas en el Continente con una larga lista de competidores.

Una de las peculiaridades de este turismo es la distancia entre ejes, de 2,70, de modo que es la mayor del segmento y ello propicia una gran habitabilidad interior y un maletero de 385 litros, uno de los mayores de su mercado.

La factoría de Barcelona, ubicada sobre una superficie de 517.000 metros cuadrados, es el corazón de las operaciones de Nissan en España y la sede de NMISA (Nissan Motor Ibérica SA).

Barcelona es, además, la sede de numerosos departamentos de Nissan, entre ellos una división del Centro Técnico de Nissan Europa (NTCE), un departamento de investigación y desarrollo de vehículos y motores diesel.

La planta fabricó 131.900 unidades en 2013 y actualmente emplea a algo más de 3.500 personas.