El 90 por ciento de los padres de EE.UU. retira la silla de seguridad infantil antes de lo debido:

El 90 por ciento de los padres de EE.UU. retira la silla de seguridad infantil antes de lo debido 1
Agencia EFE16 sep 2014
Casi un 90 % de padres deja de usar las sillas de seguridad en los automóviles antes de que los niños sean lo suficientemente altos como para viajar sólo con el cinturón de seguridad del asiento, según un informe dado a conocer hoy.

El informe de la organización Safe Kids Worldwide se basó en entrevistas efectuadas en Estados Unidos a 1.000 padres con hijos de edades entre los 4 y 10 años sobre los hábitos de seguridad en el automóvil.

Los resultados del estudio señalan que un 70 % de los entrevistados desconocía que un niño debe medir al menos 1,4 metros para poder viajar en un automóvil sólo el cinturón de seguridad.

Además, un 20 % de los padres reconocieron que ignoran normas básicas de seguridad, como utilizar los cinturones de seguridad o las sillas de seguridad, cuando transportan a varios niños para compartir tareas de recogida con otras familias.

Sin embargo, el informe apunta que el número real de adultos que ignoran las reglas en este caso es mucho mayor. Un 61 % de los entrevistados dijo que observa a otros padres ignorar las reglas cuando son viajes compartidos entre familias.

Safe Kids Worldwide, que realizó el estudio en parte con una beca de 2 millones de dólares de la Fundación General Motors, recordó que los menores pueden dejar de utilizar las sillas de seguridad cuando superan los 140 centímetros y pesan entre 36 y 45 kilogramos.

El uso adecuado de sillas de seguridad en vehículos puede mejorar de forma significativa la seguridad infantil, ya que en Estados Unidos los accidentes de automóvil son la segunda causa de muertes para niños de entre 4 y 10 años de edad.

En 2012, 340 niños de estas edades murieron en accidentes de automóvil. Safe Kids Worldwide señaló que un tercio de estos niños viajaban sin cinturones o sillas de seguridad.

La organización también recordó que los niños que viajan sólo con cinturones de seguridad pueden sufrir graves lesiones abdominales, cerebrales y en la columna vertebral en caso de accidente y que las sillas de seguridad reducen un 45 % el riesgo de lesiones graves en comparación con los cinturones de seguridad.