Dodge Hornet: Peculiar utilitario

Diego Zotes20 feb 2006
Este verano llegará a España el llamativo compacto Caliber, pero la ofensiva europea de Dodge no se va a quedar ahí, ya que la marca perteneciente al Grupo Daimler-Chrysler ya está preparando varios modelos.
Inicio
PECULIAR UTILITARIO

a fondo Dodge Hornet 1

Este verano llegará a España el llamativo compacto Caliber, pero la ofensiva europea de Dodge no se va a quedar ahí, ya que la marca perteneciente al Grupo Daimler-Chrysler ya está preparando varios modelos. Algunos de ellos se podrán ver la semana que viene en el Salón del Automóvil de Ginebra.
  Uno de ellos, aunque de momento se encuentra en fase de prototipo, tiene claras intenciones de hacerse realidad. Se llama Dodge Hornet, y es un modelo de 3,85 metros de largo y con tracción delantera que combina el diseño americano con la funcionalidad europea. Diseño americano por su imagen robusta con estilo casi de todoterreno, muy ancho (1,93 metros) y bastante alto (1,57 metros); y funcionalidad europea por el notable aprovechamiento del espacio interior y por su motor de baja cilindrada.
El Dodge Hornet, por sus medidas, debería luchar con los utilitarios, pero al igual que sucede con el inminente Dodge Caliber, se desmarca tanto de la competencia que resulta realmente difícil encasillarlo en un segmento. El prototipo monta un motor gasolina 1.6 16v con compresor que desarrolla 170 cv de potencia y 224 Nm de par. A pesar de su nada favorable aerodinámica, y de un elevado peso de 1.409 kilos, el Hornet puede alcanzar los 209 km/h de velocidad máxima.
Su cambio de marchas es manual de seis velocidades, y las llantas muy grandes (típico en los prototipos): de 19 pulgadas. Estéticamente está claro que el Hornet no es nada convencional, ni por fuera ni por dentro. En su carrocería destaca la forma de abrirse las puertas en sentido opuesto las traseras de las delanteras para dejar un espacio de acceso al habitáculo mayor, la ausencia de pilar central, y detalles como los abultados pasos de rueda. Interiormente llaman la atención los asientos, cuyo contorno va terminado en plata brillante, y la disposición de los elementos del salpicadero tipo “nave espacial”.
Enrique Marco, Autocity.
20 de Febrero de 2006