Bradl dice que necesita tiempo para "encajar el título" y que le parece todavía "increíble":

Agencia EFE05 nov 2011
El alemán Stefan Bradl (Kalex) llegó emocionado para hablar con los periodistas y tras agradecer las muestras de ánimo y reconocimiento, aseguró que todavía necesitaba "tiempo para encajar el título mundial" porque todavía le parece "increíble", aunque espera hacer mañana ·una buena última carrera de la temporada".

"Por ahora sólo puedo decir que estoy muy contento, ha habido momentos muy alegres y otros tristes porque normalmente siempre buscas ganar, pero no siempre se puede conseguir y creo que Alemania necesitaba tener un campeón del mundo después de 18 años sin tenerlo", afirmó Stefan Bradl en alusión al título mundial de 125 c.c. conseguido por su compatriota Dirk Raudies en 1993.

El alemán, que se proclamó matemáticamente campeón del mundo al anunciar su retirada el español Marc Márquez, el único que podía arrebatárselo, comentó que sentía mucho lo que le había sucedido a su rival pues fue "una lástima la caída de Australia y los problemas que tuvo allí y también el accidente de Malasia, que le impidió continuar peleando por el título".

"Creo que ha habido a lo largo del año una batalla muy bonita entre Marc y yo, aunque en esta categoría también ha quedado claro que todos estamos muy cerca", indicó Bradl, quien aportó el dato de que ahora se cumplían veinte años desde que su padre logró la segunda plaza en el campeonato del mundo de 250 c.c., tras el italiano Luca Cadalora.

En cuanto a la carrera de mañana, Stefan Bradl aseguró que va a salir a "ganar la carrera, pero también quiero disfrutarla y poder celebrar de la mejor manera posible mi título mundial".

"Habitualmente todos los pilotos intentamos ganar las carreras y cuando ves que no puede ser a veces te desesperas y más cuando perdí el liderato del campeonato en Motegi, entonces me di cuenta de que tenía que ser todo o nada y aunque hemos cometido errores, también acertamos en momentos determinantes y por eso ahora podemos celebrar el título mundial", agregó el piloto alemán.