Brabus SV12 S Biturbo: Un roadster de 730 cv

Enrique Marco01 sep 2006
Una de las presentaciones más “calientes” de este verano ha sido la del roadster más potente del mundo: el Brabus SV12 S Biturbo, una notable evolución del Mercedes Benz SL 600 de 517 cv.
Un roadster de 730 cv
Una de las presentaciones más “calientes” de este verano ha sido la del roadster más potente del mundo: el Brabus SV12 S Biturbo, o lo que es lo mismo, una notable evolución por parte del prestigioso preparador alemán Brabus sobre el Mercedes Benz SL 600 de 517 cv. De precios no se ha dicho nada, pero es muy probable que sea superior a los 233.100 euros que cuesta el SL 65 AMG de 612 cv. En todo caso sí cabe esperar que resulte bastante más económico que el espectacular Mercedes SLR 722 Edition, el cual rondará los 500.000 euros.

a fondo Brabus SV12 S Biturbo 1

Pero si por precios podría posicionarse entre los más selectos deportivos de la marca de la estrella; por potencia es simplemente el número uno, liderazgo que ostenta incluso frente a exclusivos modelos de marcas como Ferrari, Lamborghini o Aston Martin. Sólo algún deportivo cerrado como el Bugatti 16.4 Veyron le supera en potencia máxima.
Ya el anterior Brabus K8, realizado sobre la base de la Clase SL, sorprendía por sus prestaciones y potencia, pero lo de este SV12 S Biturbo es espectacular. Para la preparación se ha aumentado la cilindrada del V12, de 5,5 a 6,3 litros, debiendo de cambiar prácticamente todos los órganos mecánicos. Pero el resultado merece la pena, nada menos que un incremento de 213 cv, pasando de 517 a 730 cv. Pero quizá la cifra que más sorprenda sea la del par motor, que aumenta hasta los 1.320 Nm disponibles desde 2.100 rpm ¡más fuerza que el Bugatti 16.4 Veyron!
Con este potencia, el Brabus SV12 S Biturbo es capaz de pasar de 0 a 100 km/h en 4 segundos, se pone a 200 km/h en 10,5 segundos, y en menos de medio minuto ya “vuela” por encima de los 300 km/h. Curiosamente la velocidad máxima se ha limitado electrónicamente a 350 km/h, aunque vemos poco probable que se hubiese registrado una marca mucho mayor.
Suspensiones y frenos han sido mejorados y adecuados al incremento de potencia, así como los neumáticos, que se eligen de 20 pulgadas y con medidas 255/30 ZR20 en el tren delantero y 305/25 ZR20 en el trasero, con gomas de las marcas Pirelli o Yokohama. Por último decir que se han modificado los elementos aerodinámicos, aunque sin buscar estridencias; así como en el interior, donde únicamente se observan sutiles detalles de mayor deportividad.