BMW Serie 1 M Coupe: Una bomba de 340 cv por 56.500

a fondo BMW Serie 1 M Coupe 1
Enrique Marco01 mar 2011
Un nuevo miembro llega a la deportiva familia M. Se trata del modelo más pequeño, el cual incorpora un motor biturbo de 340 cv con el que puede acelerar de 0 a 100 km/h en sólo 4,9 segundos
Arranca la comercialización de uno de los automóviles de tamaño reducido más excitantes del mercado: el BMW Serie 1 M Coupe. Lo habíamos anunciado a finales del año pasado, pero ahora el miembro más que pequeño de la familia M ya está disponible por un precio de 56.500 . Y aprovechando la composición fotográfica que la propia marca ha realizado con el primer M3, vamos a ver cómo han evolucionado estos modelos y en dónde se sitúa el Serie 1 M Coupe actual.
Han pasado 25 años desde la llegada del M3, y más aún desde que el primer modelo M de BMW (el M1) se lanzase al mercado en una serie limitada de 400 unidades en 1978. Mucho han cambiado las cosas, y ahora tenemos ante nosotros a una verdadera bestia que pulveriza los registros de anteriores modelos M ¡Y eso que teóricamente es de un segmento inferior! Pero las cifras cantan, y salvo si lo comparamos con el M3 actual, el Serie 1 M Coupe barre a todos los M3 anteriores, desde el primer modelo que vemos en estas fotografías hasta el anterior al actual (E46), el cual se vendió hasta el año 2006 con un motor de casi la misma potencia (343 cv) aunque de diferente configuración.
Eso sí, si bien dentro de la historia M el recién llegado Serie 1 M Coupe está muy bien posicionado; dentro de la actual gama BMW ya no tanto. ¿Por qué decimos esto? Porque a pesar del supermusculoso aspecto que presenta, de su motor biturbo de 340 cv o de su magnífico registro en aceleración de 0 a 100 km/h (4,9 segundos) resulta algo caro: 56.500 . De hecho, cuesta 10.000 euros más que el 135i, que lleva el mismo motor aunque con una evolución menor que se conforma con 306 cv. E incluso es más caro que el 335i Coupe, un vehículo de un segmento superior y considerablemente más elegante, que si bien cuenta con 34 cv menos, no pierde ni medio segundo en aceleración de 0 a 100 km/h respecto a nuestro protagonista. Un Z4 sDrive 35is lleva el mismo propulsor de 340 cv, aunque este sí es ya significativamente más caro (65.400 ) al pertenecer al exclusivo segmento de los descapotables de techo duro y contar de serie con el cambio DKG.

a fondo BMW Serie 1 M Coupe 2

Y respecto a la competencia, no es que haya mucho donde elegir, la verdad. Audi ofrece el RS3 igualmente con 340 cv, aunque con una carrocería más práctica de cinco puertas. El Audi cuenta con la ventaja de un récord de aceleración todavía mejor (4,6 segundos en el 0 a 100 km/h frente a los 4,9 segundos del Serie 1 M Coupe), y su relación precio-producto es más favorable, ya que cuesta casi lo mismo (600 euros menos) e incluye de serie la tracción integral y el cambio automático; mientras que el BMW es obligatoriamente manual y de propulsión trasera. Otra alternativa reciente fue la serie limitada Ford Focus RS 500 de 350 cv; o, aunque con diferentes carrocerías, los Subaru Impreza STI y Mitsubishi Lancer Evo X."Es mucho más ancho que un Serie 1 convencional, y en el tren trasero monta neumáticos en medida 265/30 R19"Es mucho más ancho que un Serie 1 convencional, y en el tren trasero monta neumáticos en medida 265/30 R19
Del nuevo Serie 1 M Coupe recordamos que presenta una carrocería muy ensanchada con sus enormes pasos de rueda, que hacen que la cota de anchura crezca considerablemente hasta los 1,80 metros. En cuanto a su longitud, con sus 4,38 metros, es ligeramente mayor que el M3 de la primera generación que vemos en las fotos. Más han crecido los modelos actuales en peso. Aquel M3 daba en la báscula 1.200 kilos, mientras que el Serie 1 M Coupé pesa 1.495 kilos. Y todavía más diferencia existe en el calzado, pues de las 205/55 R15 del M3 de antaño a las 265/35 R19 del pequeño M actual de la Serie 1 va un abismo.
En cuanto a los detalles de la comercialización, el BMW Serie 1 M Coupe incluye un habitáculo específico con guarnecidos de piel alcántara y pespuntes naranjas, así como unos asientos deportivos forrados en cuero. Por lo demás tampoco trae de serie muchos elementos más especiales que los faros de xenón; ya que las luces inteligentes, el sistema de ayuda al parking, los sensores de lluvia y luz o el navegador hay que pagarlos aparte. En definitiva, una pieza de colección muy particular que enriquece la gama M con un pequeño y excitante modelo que hará las delicias de los más quemados. Además, gracias al excelente rendimiento de los últimos motores sobrealimentados de BMW, alcanza un nivel de competitividad incluso cercano al del mítico M3.