BMW invertirá 315 millones de euros en el Reino Unido para fabricar más Minis:

BMW invertirá 315 millones de euros en el Reino Unido para fabricar más Minis 1
Agencia EFE09 jul 2012
BMW anunció hoy que invertirá 250 millones de libras (315 millones de euros) durante los próximos tres años en sus fábricas del Reino Unido con el objetivo de aumentar la producción del Mini.

Este capital irá destinado a las plantas de producción que el fabricante alemán tiene en las localidades inglesas de Oxford, Birmingham y Swindon, y a la fábrica de motores de Hams Hall, según un comunicado difundido hoy.

Estas fábricas emplean actualmente a más de 5.000 trabajadores, por lo que, según Harald Krueger, miembro de la junta directiva de la marca alemana, esta inversión adicional es una 'gran noticia' para todos los empleados de BMW en el Reino Unido.

La inversión de hoy se suma a los 500 millones de libras (unos 630 millones de euros) que la empresa anunció en junio y cuyo propósito es convertir al Reino Unido en 'una base de producción importante' de los Mini.

Según Krueger, este capital ayudará en la 'estrategia de crecimiento internacional' que el grupo alemán planea para la subsidiaria Mini, y en la posible apertura 'a medio plazo' de una nueva planta de producción de este modelo fuera del Reino Unido, ya que la fábrica de Oxford está cerca de alcanzar su capacidad límite.

En este sentido, BMW estaría negociando con Nedcar, una subsidiaria de Mitsubishi, para utilizar su planta de Born (norte de Holanda), que a partir de 2013 dispondrá de capacidad de sobra tras la decisión de la multinacional japonesa de abandonar la producción de su modelo Colt debido a la crisis económica.

BMW también destinará una parte de estos 315 millones de euros a la producción de nuevos modelos de Mini.

En enero, BMW lanzó el modelo Mini Roadster, una versión convertible del Mini Coupe, el primer biplaza de esta gama.

Ambos coches se ensamblan actualmente en la planta de Cowley, en Oxford, que desde 2001 ha producido más de dos millones de coches Mini, y que según BMW seguirá siendo 'el hogar y el corazón' de este modelo, fabricado por primera vez en el Reino Unido en 1959 y un icono de los años 60.

'En la última década, Mini se ha convertido en un éxito global único y el grupo BMW tiene grandes planes para el desarrollo futuro de la marca', afirmó Krueger.