BMW 335i Coupé: Sugerente y excitante

a fondo :: BMW 335i Coupé 1
Diego Zotes26 abr 2007
Descubre el verdadero carácter del nuevo Serie 3 Coupé de BMW, con una silueta que enamora, un interior lujoso para los más sibaritas y el nuevo motor 3.0 biturbo con 306 cv que es aplastante. ¡Yo quiero uno!
Sugerente y excitante
Para comenzar este reportaje tenemos que expresar primeramente la gran satisfacción que ha supuesto para nuestro equipo de pruebas disfrutar del nuevo 335i Coupé de BMW, con el que ya habíamos tenido alguna toma de contacto durante su presentación nacional, pero que no pudimos testar a fondo sus inmensas cualidades ni exprimir alegremente sus sorprendentes 306 caballos de potencia por cuestiones fundamentalmente de tiempo.
a favor
Diseño que enamora.Motor impresionante por tacto y potencia.Nobleza y facilidad de conducción.Calidad interior excelente.en contra
Estética demasiado discreta.Sólo 4 plazas.iDrive de manejo algo complicado.
La primera impresión al ver este coupé es sorprendente, gracias a unas suaves líneas curvas que combinan magistralmente una gran fluidez de formas de la carrocería con una tensión total del conjunto impresionante, configurando una escultura exageradamente bella y aerodinámica. De hecho, sabemos que nos encontramos ante uno de los dos puertas más bonitos del mercado. La imagen de potencia y refinamiento se completa en nuestra unidad de prueba con unas impresionantes llantas opcionales de 19 pulgadas de cinco palos anchos con efecto de giro que absorben la imagen general.
El aspecto del interior es tan exquisito y elegante como el exterior, con formas de continuidad con la berlina de la Serie 3, aunque con característicos rasgos distintivos por su orientación más deportiva, como unos asientos más voluminosos que recogen el cuerpo más concienzudamente, unos paneles de las puertas mucho más largos para cubrir unas puertas también más grandes y un túnel central que alcanza las plazas traseras dejando sólo dos asientos bien delimitados.
El nuevo 335i representa para BMW la nueva expresión del lujo deportivo en un coupé de tamaño contenido, manteniendo las cualidades que han hecho fuertes a los modelos de la marca como sus diseños plenos de fuerza y un refinamiento indiscutible, puesto que en este Serie 3 Coupé se observan claramente los destellos de la Serie 6 en sus líneas, y se presenta como uno de los coupés más bonitos del mercado, si no el más bonito. De hecho, en sus fluidas líneas se ha fijado la marca Audi para lanzar su nueva versión coupé de tamaño medio A5, que se asemeja como un hermano fundamentalmente en los trazos de la parte trasera. Otros modelos rivales del nuevo Serie 3 Coupé a nivel estético podrían ser el atractivo 407 Coupé o el elegante Mercedes CLK 350, ambos con motores menos potentes que el de nuestro protagonista, mientras que a nivel motor y prestaciones podría compararse con el recientísimo Nissan 350Z Coupé, que con sus nuevos 300 cv ofrece un habitáculo de tan sólo 2 plazas. También se podría enfrentar dentro de la propia casa hasta con el mismísimo M3 de la generación anterior, que con sólo 38 cv más pero con motor atmosférico de altas revoluciones en lugar de los dos turbos del 335i entrega unas cifras de aceleración muy poco mejores que este, con una diferencia de 0 a 100 km/h de sólo 0,3 décimas de segundo a favor del M3.1Nombre: BMW 335i CoupéMotor: 6 lin./2.979 cc./BiturboPotencia máx.: 306 cv a 5.800 rpmPar máx.: 400 Nm a 1.300 rpmCombustible: GasolinaTracción/cambio: Tras. / aut. 6 vel.Frenos: Discos ventiladosNeumáticos: 245/35R19 - 255/30R19Carrocería: 2 puertasLarg-Anch-Alt: 4.580-1.782-1.375Peso en vacio: 1.600 kg.Maletero: 430 litrosNº plazas: 4Velocidad máx: 250 km/h lim. electr.Aceler. 0-100: 5,7 segundosConsumo mixto: 9,5 litrosEuroNCAP: 5Precio: 49.500Ficha Jato: http://www.autocity.com/coches/nuevos/bmw/series_3/335i/2_puertas/coupé/index.html
El precio lo sitúa en la parte alta del segmento Premium de los coupés, resultando unos 4.000 euros más barato que su equivalente de Mercedes, el CLK 350, mientras que a una misma distancia de 4.000 euros se coloca por encima de su competencia no alemana, como el Nissan 350Z o el Peugeot 407 Coupé.
Cuerpo escultural
Este nuevo coupé de BMW ha potenciado fundamentalmente su imagen en la vista lateral y trasera, mientras que la frontal es la zona más semejante a la su hermano de 4 puertas. La combinación de gran cantidad de líneas curvas y rectas en tensión recorriendo la carrocería, alargan su figura y reflejan grandes dosis de potencia. Se caracteriza principalmente por una línea de cintura que se eleva notablemente hacia la zaga dejando una superficie acristalada muy baja, unos voladizos cortos que resaltan la inmensa distancia entre ejes de este coupé, haciendo más exquisita su imagen, un habitáculo muy retrasado con el parabrisas de gran inclinación que deja un imponente morro, unos amplios pasos de rueda delanteros y traseros, que en nuestra unidad daban cabida a unas preciosas llantas de aleación de 19 pulgadas, y un tercer volumen trasero correspondiente al maletero que por su forma afilada hace las veces de alerón integrado con una importante función aerodinámica.

a fondo :: BMW 335i Coupé 2

Aunque el frontal es la zona más parecida a la berlina de la Serie 3, cambian prácticamente todos los elementos adaptándose a la nueva imagen de coupé, como el paragolpes que es ahora más afilado y bajo, los grupos ópticos que se rasgan aún más y presentan dos faros circulares, incorporando de serie faros bixenon, así como el perfil del capó es más bajo y los nervios parten de los riñones de la rejilla frontal y van hasta la base de los montantes delanteros del limpiaparabrisas, dándole una imagen muy dinámica. La zaga se caracteriza asimismo por la forma de sus grupos ópticos, que además de protagonizar la escena trasera y adentrarse en el espacio del maletero de forma partida, invaden parte de las aletas traseras. Presentan una línea de led´s muy característica. La zaga compacta y atractiva se completa con un faldón muy discreto, dos salidas de escape y una especie de spoiler tallado sobre la tapa del maletero. El logotipo de la marca muniquesa ocupa un primer plano en esta vista, así como las siglas de 335i.
El habitáculo del nuevo Serie 3 Coupé se contagia de todo ese dinamismo y elegancia que muestra el exterior, con una organización perfecta de todos los elementos entorno al conductor aunque de una forma liviana y eliminando toda recarga de la imagen general. Destaca principalmente un elegante salpicadero muy diáfano, en línea con el diseño de los últimos modelos de la marca como el Serie 5, el Serie 6 o el Serie 1, con una zona superior que traza la forma de dos olas, una frente al conductor que alberga el exclusivo cuadro de instrumentos que muestra las 8.000 rpm y los 280 km/h y otra que corresponde a la pantalla del sistema de navegación, montado como opción en nuestra unidad. En la consola central, perfectamente integrada con el salpicadero, se encuentran los mandos del sistema de audio y climatización, así como en su parte superior los botones para conectar y desconectar el Control Dinámico de Estabilidad DSC, el del cierre centralizado y el del “warning”, además de un botón para arrancar y apagar el coche localizado frente al conductor.

a fondo :: BMW 335i Coupé 3

También llama mucho la atención un túnel central que nace de la consola y hace las veces de apoyabrazos por su gran altura, continuando hasta las plazas traseras delimitando claramente cuatro asientos individuales. Sobre la estructura del túnel encontramos unas superficies acolchadas para apoyar los brazos, que si se levantan ocultan unos vanos portaobjetos muy prácticos para todas las plazas.
Las cuatro plazas diferenciadas están compuestas por asientos deportivos que invitan a acomodarse en ellos por su buena apariencia, amén de por sus exquisitos acabados y materiales, que en nuestra unidad estaban confeccionados en piel de primera calidad opcionales con todo tipo de regulaciones eléctricas, incluso lumbar, y una parte frontal extensible para recoger aún más las piernas del conductor y el acompañante en conducción dinámica. Para dejar paso a los asientos traseros, los delanteros incluyen al lado del tirador un botón para regular eléctricamente la distancia y facilitar el acceso. El espacio que queda para las piernas de los pasajeros traseros es muy amplio, incluso con los asientos delanteros bastante retrasados para conductores de talla grande. Asimismo, el maletero se beneficia de un gran espacio disponible de 430 litros (440 en el resto de Serie 3 Coupé) distribuidos de forma muy diáfana para transportar equipajes. En definitiva, en el habitáculo de este coupé se respira amplitud cargada de lujo.
El BMW Serie 3 Coupé más espectacular del momento y del que más se habla entre los amantes de la deportividad y de los automóviles de altas prestaciones es el que hemos elegido para este análisis, el 335i, que elige la configuración tradicional de motor longitudinal y propulsión a las ruedas traseras para conseguir la mayor efectividad. Al reconocido bloque de 6 cilindros en línea clásico de la marca alemana empleado en cada una de las sucesivas generaciones de la Serie 3, en este caso con 3.0 litros de cilindrada, se le han adaptado dos turbos de alto caudal para aumentar la potencia, consiguiendo además aligerar el peso del conjunto gracias a un bloque de cilindros de aluminio.

a fondo :: BMW 335i Coupé 4

Este motor combina magistralmente las ventajas del típico motor de seis cilindros con un sistema de doble turbo, además de incorporar un nuevo sistema de inyección directa de alta precisión (High Precision Injection) que consigue reducir el consumo de combustible en condiciones de conducción deportiva y  muy exigente.
Con estas cualidades, las cifras de potencia y par motor son realmente espectaculares, alcanzando gracias a la aspiración forzada los 306 cv de potencia a 5.800 rpm y un sorprendente par motor de 400 Nm a tan sólo 1.300 rpm, algo inusual en un coche de gasolina, lo que permite mantener una aceleración brutal desde muy bajo régimen hasta las 7.000 rpm sin altibajos. Alucinante. Esto se traduce en un empuje que nos deja automáticamente pegados al asiento desde que presionamos el pedal del acelerador, logrando cumplir los 100 km/h desde parado en sólo 5,7 segundos para el 335i con cambio automático, rebajando esa cifra en 0,2 segundos si dejamos el cambio manual de serie. La velocidad máxima es evidentemente de 250 km/h limitada electrónicamente.
Este coupé de altísimas prestaciones de BMW, además de ofrecer un temperamento deportivo y unas sensaciones de conducción únicas, presume de no esquilmar el bolsillo de su dueño cada vez decida salir a dar una vuelta, puesto que consigue mantener el consumo en unos recatados 9,5 litros a los 100 km en ciclo combinado a pesar de ir jugando con el acelerador. Esto es gracias a un reducido peso del motor, conseguido gracias al empleo de materiales ligeros como el magnesio en el bloque de cilindros, en el cárter del cigüeñal y en la tapa de la culata, al nuevo sistema de inyección directa High Precision Injetion, con inyectores piezoeléctricos en culata que dosifican de forma óptima el combustible inyectado y al clásico sistema de control variable de las válvulas Valvetronic que optimiza el consumo y mejora las prestaciones.
Nuestra unidad lucía un efectivo cambio automático con modo manual secuencial Steptronic de 6 velocidades opcional de respuesta muy mejorada respecto a la anterior caja existente, mediante una nueva gestión electrónica de reacciones más rápidas y un convertidor de par menos perezoso, lo cual proporciona un comportamiento muy deportivo. Además interpreta de forma más fiel los deseos del conductor, eligiendo la marcha más precisa para cada momento y para cada tipo de conducción. Este cambio automático puede ir asociado además a unas levas tras el aro del volante para aumentar o reducir marchas sin necesidad de apartar las manos del volante, un recurso muy útil cuando afrontamos terrenos revirados.
Lobo con piel de cordero
En cuanto al comportamiento del nuevo Serie 3 Coupé podemos decir que es muy equilibrado en toda circunstancia, puesto que su chasis acepta con gran talante toda la fuerza de potencia y par que transmite el 335i, transmitiéndola al asfalto con suavidad y finura. No se descoloca fácilmente, ni apretando el acelerador a fondo, lo que activa automáticamente los dos turbos y el prodigioso 6 cilindros, gracias a una notable rigidez torsional del conjunto. Los sistemas de ayuda a la conducción y control de chasis ayudan sobremanera al pleno control de cada una de las insinuaciones del eje trasero así como a los movimientos de la dirección del delantero. Un perfecto agarre a la calzada y una gran agilidad se percibe en toda circunstancia, maniobrando asimismo de la forma más precisa. Todo esto se debe a la ligereza de unos trenes de rodadura muy sofisticados, compuestos delante por dobles tirantes articulados en configuración McPherson y detrás por un eje de cinco brazos (multi-link), que logran transmitir a los pasajeros intensas sensaciones de seguridad en cualquier tipo de conducción. Estas excelentes cualidades dinámicas se deben fundamentalmente a un centro de gravedad muy bajo, a un reparto de pesos muy equilibrado del 50/50 y a unos reglajes de suspensión que resultan muy efectivos en conducción deportiva, que no pierden en absoluto su capacidad para absorber obstáculos ofreciendo un confort excelente.

a fondo :: BMW 335i Coupé 5

El sistema de dirección activa (Active Steering) opcional que monta nuestra unidad 335i Coupé facilita este comportamiento tan bueno en todos los terrenos, ofreciendo una muy buena manejabilidad mediante ligeros movimientos de volante. En trazados extremadamente sinuosos y complicados los cambios de dirección son sencillos y la dirección se muestra muy directa, encontrando siempre la trazada perfecta. Cuando salimos a autopista la dirección servohidráulica se endurece ligeramente y permite mantener fielmente la trayectoria mostrando un gran aplomo. Ya en circulación lenta o en ciudad la desmultiplicación de la dirección se amplía, haciéndose menos directa, moviendo el volante con una suavidad pasmosa y permitiendo realizar cambios de carril en décimas de segundo y aparcar en huecos ajustados en dos simples movimientos y sin esfuerzo. La verdad es que esta opción es sorprendente y merece la pena incluirlo en el equipamiento por poco más de 1.500 euros.
Para frenar esta máquina se han destinado unos discos de gran diámetro ventilados en ambos ejes y pinzas de cuatro pistones con mucho mordiente, que combinados con el control dinámico de estabilidad y tracción DSC que se interrelaciona con todos los sistemas electrónicos de control del chasis, llevan la seguridad hasta sus límites máximos. Entre estos sistemas de seguridad encontramos el imprescindible ABS con distribución electrónica de la frenada EBD y un control dinámico de estabilidad y tracción DSC con funciones adicionales, entre las que están la función de frenos en alerta, que acerca las pastillas de freno a los discos, la del secado de discos en condiciones de lluvia, la frenada de emergencia (DBC), una innovadora función de frenada suave o Soft-Stop, que evita que se hunda la parte frontal en frenadas fuertes y el asistente para arrancar en pendientes. También incluye un sistema de frenado en curva CBC que evita la tendencia al sobreviraje en esas situaciones, mientras que también está interconectado con la dirección activa, actuando sobre la dirección para corregir la situación sin intervención manual. La función del DSC puede desactivarse parcial o totalmente, presionando una sola vez el botón sobre la consola central desactivando el control de estabilidad ASC y dejando el control de tracción DTC, que permite pequeños excesos con el acelerador e insinuaciones del tren trasero en conducción dinámica, así como permite avanzar en la conducción sobre nieve o suelo muy deslizante, mientras que si se presiona de forma continuada desactivamos ya el control de tracción DTC que anula los controles y ya entra en juego exclusivamente la habilidad del conductor.