Audi S6 Quattro: Deportivo perfecto para uso diario

inicio_audi_s_88d4e2912bb2df2411715b107.jpg
Diego Zotes28 oct 2013
Nos ponemos al volante de la versión deportiva intermedia de la berlina de lujo S6 de Audi, que apuesta por el nuevo motor V8 biturbo de 4.0 litros para entregar 420 cv y combinado con la tracción total Quattro ponerse a la altura de las mejores berlinas deportivas de la competencia.
Ya conocemos el gusto histórico por el fabricante alemán Audi de deleitarnos con la creación de versiones deportivas y ultradeportivas derivadas de sus berlinas Premium más convencionales y con mayor demanda en el mercado. Al gran confort que ofrecen de serie le unen un aspecto mucho más deportivo y motores de alto rendimiento que consiguen unas sensaciones inigualables tanto en carretera como en circuito. Este es el caso de este A6 vitaminado hasta convertirse en nuestro S6, una berlina Premium deportiva que no escatima en absoluto al combinar el equipamiento más lujoso con unas prestaciones escalofriantes en el primer escalón deportivo. A pesar de tratarse de una berlina de lujo elegante y refinada ofrece un carácter y una vitalidad vista en pocos coches de su tamaño y segmento.
a favor-Carácter deportivo, refinamiento y elegancia-Gran motor V8 biturbo TFSI-Equipamiento y habitabilidad de lujoen contra-Precio alto-Tacto, quizás, demasiado deportivo
Esta potente versión deportiva de Audi resulta el primer escalón a las prestaciones puras, puesto que por encima encontramos al espectacular RS6, y rivaliza directamente con versiones de aspecto algo más convencional de marcas de la competencia, como el BMW 550i o el Mercedes Clase E500, que presentan una imagen más refinada y menos atractiva a nivel dinámico. También podría competir cara a cara sin problemas con los superpotentes BMW M5 y Mercedes Clase E63 AMG, aunque en desigualdad de condiciones por su menor potencia, que podrían encontrar a su rival más en el RS6, aunque sólo con carrocería Avant.
Motor V8 base para todas sus versiones deportivas
Para desarrollar estas espectaculares prestaciones y lograr contener las cifras de consumo, el S6 recurre al downsizing con un nuevo motor de última generación V8 de 4.0 litros TFSI sobrealimentado por dos turbos y con inyección directa de gasolina, en sustitución del anterior V10 atmosférico de 5.2 litros de consumo mucho más elevado. Entrega 420 cv de potencia que gestiona un cambio automático de doble embrague S-Tronic de 7 velocidades, con lo que es capaz de ofrecer prestaciones de superdeportivo en una carrocería sedán de tipo representativo o familiar, alcanzado los 100 km/h desde parado en sólo 4,8 segundos y los 250 km/h de velocidad máxima limitada en un abrir y cerrar de ojos. Curiosamente este motor mueve con la misma potencia al S7, mientras que para el S8 entrega hasta 520 cv (100 cv más) y para el RS6, 560 cv (140 cv más).

detalle_motor_37286f688e87e46e514b47b62.jpg

Este bloque emplea todos los sistemas utilizados por Audi para conseguir la máxima eficiencia, como el sistema de arranque y parada automáticos, el sistema de recuperación de energía y cantidad de sistemas para reducir la fricción de los componentes que provocan más gasto de combustible y pérdida de energía. En esta línea lo más relevante del nuevo S6 es que emplea un motor de gran ligereza que ofrece un tacto mucho más deportivo y reduce notoriamente sus consumos hasta en un 25% dejándolo en menos de 10 litros a los 100 km. El sistema Cylinder on Demand o desconexión selectiva de cilindros tienen mucha responsabilidad, desconectando cuatro de los cilindros (dos de cada bancada) cuando no se necesitan y no se requieren prestaciones. Además la suavidad del conjunto es total gracias al empleo de los soportes activos del motor, que anulan electrónicamente cualquier vibración del mismo a cualquier régimen.El S6 ofrece de serie suspensión neumática deportiva, una altura rebajada en 10 mm y la tracción total Quattro
Como es de suponer, el tren de rodaje que controla tanto nervio está completamente adaptado a las circunstancias. El S6 incorpora de serie la suspensión neumática deportiva adaptativa de configuración rígida que sujeta la carrocería de forma excepcional y rebaja la altura de la carrocería en 10 mm, el sistema de tracción total Quattro transmite la potencia al suelo sin pérdida de motricidad gracias a su diferencial central autoblocante y sistema de gestión del par a cada rueda, que se puede complementar opcionalmente con un diferencial deportivo trasero con distribución activa a esas ruedas, la mayor anchura de ejes y las llantas con diseño exclusivo de cinco radios dobles paralelos en 19 ó 20 pulgadas aumentan notablemente la estabilidad general y el sistema de frenado con discos completamente ventilados y de grandes dimensiones detienen el conjunto con gran inmediatez. Todo enfocado a las prestaciones.Pequeños detalles lo diferencian de sus hermanos de gama, como las llantas de 20 pulgadas, los paragolpes más robustos, con difusor el trasero, y las cuatro salidas de escape
Diseño muy elegante con pequeños detalles
Exteriormente apenas se nota que nos encontramos ante tal barbaridad de coche, asemejándose a un A6 convencional, salvo por algunos detalles llamativos del tren de rodadura como las tremendas llantas opcionales de 20 pulgadas y cinco radios en color grafito de nuestra unidad, o incluso de la carrocería, como las molduras cromadas de los paragolpes a la altura de los antiniebla, de las lamas horizontales de la rejilla Singleframe y en los retrovisores exteriores íntegramente en color aluminio, unas taloneras más pronunciadas, un spoiler sobre la tapa del maletero muy discreto y cuatro salidas de escape ovaladas que emiten un bramido atronador enmarcadas por un atractivo difusor en el paragolpes en color plata.

detalle_diseo_a890c415113adb436dc1087ce.jpg

Curiosamente es 16 mm más largo que el A6, llegando casi a los 5 metros de longitud, mientras que el peso se ha reducido notablemente respecto a su competencia gracias al empleo de un 20% de piezas de la carrocería en aluminio.
En el interior nos encontramos el lujo y diseño esperado, el habitual de un A6 convencional reforzado con matices deportivos como los asientos exclusivos deportivos realizados en una combinación de piel negra en los laterales y alcántara en el centro de tipo bacquet con el logotipo “S” grabado en el reposacabezas integrado que sujetan el cuerpo de forma excepcional cuando le pedimos guerra, molduras de aluminio cepillado por todo el salpicadero, los guarnecidos y los pedales, así como el volante, la palanca y el cuadro de mandos son específicos de esta versión. El botón de arranque es de aluminio y está enmarcado por un aro de aluminio anodizado rojo muy destacado en el cuadro de la consola rematada con una moldura opcional de fibra de carbono en nuestra unidad a juego con todas las molduras del interior.

detalle_interior_56b1f3e64cc8a49af1a1bc164.jpg

El cuidado de los pasajeros es excelente casi por igual en todas las plazas, con la disposición típica de la marca de todos los mandos que tanto nos gusta. Ofrece gran amplitud delante y buen espacio para las piernas detrás, que además brinda detalles como el control del sistema de temperatura en el túnel central que en este caso se convierte en una consola en toda regla. Como buena berlina de lujo, su maletero es amplio, contando con 530 litros para albergar los equipajes de todos los pasajeros.El equipamiento de serie del S6 ya es muy completo con faros de xenón plus adaptativos o el freno de mano electromecánico
La oferta de equipamiento es impresionante, con elementos de serie como los faros de xenón plus con adaptación a la climatología, faros traseros iluminados por led o freno de mano electromecánico, así como cantidad de sistemas opcionales en todos los frentes que encontramos en nuestra unidad como el Head-Up Display, faros integrales de led, la ayuda al aparcamiento con cámara trasera y visión 360º, cámara de visión nocturna, control de velocidad adaptativa con función Stop & Go, entrada y arranque sin llave Keyless, apertura eléctrica del portón de maletero o un equipo de audio de altísima calidad Bang & Olufsen con 15 altavoces.
En definitiva, nos encontramos ante un A6 pero con un propulsor estratosférico que justifica los más 90.000 euros que cuesta, con una orientación, por cierto, más deportiva que la de cualquiera de sus rivales naturales.