Audi S4: Eficacia ante todo

Enrique Marco30 sep 2008
El Salón del Automóvil de París recibirá en exclusiva la variante deportiva S4 de la berlina de Audi. Se moverá con un motor 3.0 V6 TFSI con compresor para desarollar 333 cv y desvelará el lujo habitual de las berlinas de la marca.
Eficacia ante todo
Audi ya tiene lista la primera variante deportiva del nuevo A4 y, como en la anterior generación, se llamará S4. Se presentará en unos días en el Salón del Automóvil de París (del 4 al 19 de octubre) y el comienzo de las ventas se espera para marzo de 2009. Respecto a su predecesor, el nuevo S4 presenta un propulsor mucho más pequeño y ligeramente menos potente con el cual, gracias a su fantástica eficacia, logra unas prestaciones algo mejores y unos consumos muchísimo más bajos.

a fondo Audi S4 1

El corazón del nuevo S4 es el V6 3.0 TFSI presentado el mes pasado en el A6. La siglas pueden dar lugar a confusión, ya que la “T” no significa turbo sino sobrealimentación, y de hecho este motor V6 3.0 lleva alimentación forzada mediante compresor y no mediante turbo. Como variante deportiva que es, el S4 hace gala de una evolución más radical, y si en el señorial A6 este motor da 290 cv, en este caso la potencia se eleva hasta 333 cv.
A diferencia del Audi S5 -que sigue confiando en el 4.2 V8 atmosférico similar al del anterior S4- el nuevo Audi S4 que llegará en unos meses reduce significativamente la cilindrada y retorna a la “fórmula V6”. Suponemos que el V8 lo reservará para el próximo RS4, berlina con la que ya podrá luchar sin complejos frente a los BMW M3, Mercedes C63 AMG o Lexus IS-F. De momento, con este A4 3.0 TFSI del S4 se sitúa en un nivel similar al estupendo BMW 335i.
Los nuevos S4 estarán disponibles en carrocería berlina y Avant, con tracción integral Quattro y caja de cambios manual de seis velocidades o S-Tronic de siete. Además de los evidentes cambios estéticos -entre los que destacan los retrovisores cromados, los elementos aerodinámicos y las llantas de 18 pulgadas- los modelos “S” tienen un chasis 20 milímetros más bajo que los A4 convencionales. En el interior destacan principalmente los imponentes asientos deportivos de cuero con el logo “S4”.
Pero lo más importante en este tipo de vehículos son las prestaciones, y el Audi S4 saca muy buena nota en este apartado. Parece mentira que con dos cilindros menos y un cubicaje 1,2 litros inferior el nuevo S4 bata en prestaciones a su predecesor 4.2 V8. Con una velocidad limitada electrónicamente a 250 km/h, el nuevo S4 acelera de 0 a 100 km/h en sólo 5,1 segundos (5,2 segundos el Avant). En consumos la ganancia es todavía mayor, ya que baja un 26% el gasto de gasolina hasta situarlo en 9,7 l/100 km (9,9 l/100 km el Avant).