Audi RS6 Avant 2013: Papá piloto

audirsavantportada_462a4419bb8d047d435645bcc.jpg
Raúl Toledano05 dic 2012
Se presentará oficialmente en el próximo Salón de Ginebra. Con una velocidad punta de 305 km/h, el Audi RS6 Avant está a la altura de cualificados deportivos. Su carrocería Avant o familiar es sólo una tapadera: destápala y te encontrarás con 560 cv al servicio de una causa: rebajar la barrera de los 4 segundos en el 0 a 100.
En pocas palabras, el Audi RS6 Avant es el modelo más potente con 560 cv del fabricante alemán y por supuesto de la gama A6 y es el segundo Audi más rápido en el sprint de 0 a 100 km/h con 3,9 segundos, únicamente cuatro décimas más lento que la superbestia Audi R8 V10 Plus con 3,4 segundos. Además, estos números vienen acompañados de una rebaja del peso de 100 kg respecto al anterior RS6 Avant, lo que incide directamente en el consumo medio homologado, reducido a 9,8 l/100 km. Estos son los números que avalan a esta salvaje y exclusiva carrocería familiar de Audi: este RS6 sólo está disponible con esta silueta Avant, con el cambio automático de ocho velocidades Tiptronic y la tracción integral Quattro.
A partir de aquí, interesantes evoluciones de un modelo impulsado por un bloque motor TFSI de 4.0 litros V8 y sobrealimentado por dos turbocompresores (antes, un 5.0 V10) que desarrollan esos 560 cv entre 5.700 y 6.700 rpm y alcanzan su par motor máximo de 700 Nm en un amplio margen que va desde las 1.750 hasta las 5.500 rpm. De serie, como todos los Audi, su velocidad máxima está limitada a 250 km/h, pero con el paquete “Dynamic” se amplía hasta 280 km/h y con el nuevo “Dynamic Plus” alcanza los ¡305 km/h!, poniéndoselo muy complicado a los Cadillac CTS-V, Mercedes CLS 63 AMG Shooting Break o el BMW M5, este último también con 560 cv de potencia aunque únicamente disponible con carrocería berlina.Más allá de la potencia, récord del modelo y del fabricante, lo realmente impactante son sus escalofriantes prestaciones, acompañadas de un consumo por debajo de los 10 litros
Las siglas “RS” están reservadas para las versiones más radicales y prestacionales de los modelos estándar de la marca Audi. Así por ejemplo, el RS6 Avant se unirá al RS3 y RS5, guardando un parentesco mucho mayor con el RS4 Avant, con el que también comparte la carrocería familiar, aunque este último es 110 cv menos potente y extrañamente presenta un consumo medio mayor de 0,9 litros. Hasta la fecha, dentro de la gama A6, la versión más potente era el Audi S6 4.0 TFSI de 420 cv, disponible con carrocería Berlina y Avant.

audirsavantapoyo_2de660ca983d396565b91e89c.jpg


Audi anuncia que el consumo medio se ha podido reducir gracias, además de por la rebaja en el peso, por la implantación del sistema de arranque y parada automática del motor y el sistema de desconexión de cilindros “Cylinder on Demand” que permite que en situaciones de poca carga (llaneando o descendiendo, sin pisar a fondo el acelerador) el motor funciones únicamente utilizando cuatro de sus ocho cilindros. Como ocurre en la superberlina A8, el motor del RS6 Avant desconecta cuatro de sus ocho cilindros en situaciones favorables para gastar menos combustible
DISEÑO RADICALIZADO
Además de en las prestaciones, ¿en qué se distingue este Audi RS6 Avant del resto de los A6? Primero en la rebaja en 20 mm de la carrocería respecto al suelo (además será el primer “RS” que incluya de serie una suspensión de mulles neumáticos); segundo en una apariencia mucho más fiera y efectiva para una conducción deportiva como, vías ensanchadas con neumáticos de perfil bajo y llantas opcionales de hasta 21 pulgadas que pueden incluir un equipo de frenos cerámicos con 420 mm de diámetros (las pinzas pintadas en color gris), una parrilla delantera con entradas de refrigeración más grandes, un splitter y canalizadores de aire laterales y en la zaga un difusor con dos salidas de escape ovales.
Por dentro, las diferencias de este Audi RS6 Avant, además de las siglas específicas insertadas en diferentes zonas del habitáculo, son que incorpora de serie dos asientos traseros independientes de corte deportivo, y bajo demanda previa una banqueta de tres plazas; y si nos trasladamos al puesto de conducción el “papá piloto” que esté al volante se encontrará con unos relojes, concretamente el cuenta revoluciones, que cambia de color a medida que aumenta el régimen motor, encendiendo segmentos de color verde a marcha tranquila y parpadeando en color rojo a medida que las revoluciones se aproximan al limitador.¿Os gusta la parrilla delantera con las siglas Quattro en la parte inferior? Por dentro también irrumpe alguna que otra sorpresa