Audi A6 Allroad: Eficacia total

Enrique Marco09 may 2006
Audi pondrá a la venta el próximo mes de junio su nuevo A6 Allroad, versión que con la base del actual A6, supera en todos los aspectos al anterior Allroad, modelo que nació en 2000 y supuso un concepto innovador de gran éxito.
Eficacia total
Audi pondrá a la venta el próximo mes de junio su nuevo A6 Allroad, versión que con la base del actual A6, supera en todos los aspectos al anterior Allroad, modelo que nació en 2000 y supuso un concepto innovador de gran éxito, llegando a vender 90.000 unidades y demostrando como con un buen sistema de tracción integral y unas suspensiones específicas un familiar de lujo puede ser válido para terrenos complicados.

a fondo Audi A6 Allroad 1

Desde junio el nuevo Audio A6 Allroad contará con dos motores diesel y otros dos de gasolina, con unos precios comprendidos entre 54.570 y 77.100 euros. Se diferencia claramente de su hermano A6 Avant por su parrilla frontal cromada, las protecciones de aluminio y los pasos de rueda. A igualdad de motor y equipamiento el Allroad cuesta unos 6.000 euros más que un A6 Avant Quattro, pero hay que tener en cuenta que más de la mitad de ese importe lo vale ya el sistema de suspensión neumática de altura variable, de serie en el Allroad. Este último sistema no viene de serie en el recién presentado Q7, por lo que se da el caso de que puede resultar más caro el Allroad que el Q7. También es más caro el nuevo Audi A6 Allroad que su único rival similar en nuestro mercado: el Volvo XC70.
Como es lógico, el Allroad deriva del A6 Avant, y por tanto conserva casi todas las medidas. Mide 4,93 metros de largo y tiene un maletero de entre 565 y 1.660 litros con multitud de espacios ordenados y compartimentos ocultos. Lo que sí cambia es la altura, ya que el Allroad lleva de serie una suspensión de aire adaptativa que ofrece cinco modos para regular la altura de la carrocería (Dynamic, Automatic, Confort, Allroad y Lift) que varía la altura entre 1,46 y 1,52 metros. Respecto al antiguo Audi Allroad, el modelo nuevo es más grande en todas sus cotas, además de ofrecer mayores niveles de versatilidad, lujo y dinamismo.
Las versiones disponibles desde junio son dos motores gasolina y otros dos diesel, todos ellos de inyección directa; en gasolina habrá un V6 y un V8. Con el 3.2 FSI de 255 cv el Allroad puede acelerar de 0 a 100 km/h en 7,2 segundos y llegar a 242 km/h; mientras que el 4.2 FSI de 350 cv emplea 6,3 segundos y registra 250 km/h. Curiosamente los dos motores gastan lo mismo: 11,2 l/100 km como media. En diesel, el 2.7 TDI de 180 cv puede alcanzar 215 km/h y acelerar de 0 a 100 km/h en 9,3 segundos, registros en los que el 3.0 TDI de 233 cv hace 7,5 segundos y 231 km/h. Lo curioso es el consumo obtenido, ya que el más potente gasta menos: 8,4 l/100 km de media frente a 8,7 l/100 km. Todas estas cifras se han homologado con caja de cambios manual de seis velocidades, y varían ligeramente si se monta el cambio opcional Tiptronic, también de seis velocidades.
Durante la presentación internacional a la prensa pudimos comprobar sus reacciones, y lo cierto es que las sensaciones que produce son tan satisfactorias que casi nos hacen olvidar su elevado coste de adquisición. Sus motores son muy potentes y finos, las cajas de cambio automáticas comodísimas y eficaces, el tacto de sus elementos interiores de calidad sobresaliente y lo que es más importante: el comportamiento dinámico en carretera extraordinario. Si estos ingredientes ya mencionados los combinamos con la posibilidad de rodar fuera de carretera con total control, vemos como el nuevo Allroad de Audi es "un coche para todo".
Si lo comparamos con el Q7, vemos como aunque el precio no le favorece, el Allroad es mucho más dinámico en carretera, ya que su peso es muy inferior: pesa unos 550 kilos menos (en torno a los 1.800 kilos el Allroad y a los 2.250 kilos el Q7). Claro que con la buena puesta a punto que le han hecho al Q7, el gigante todoterreno de siete plazas se desenvuelve bien en asfalto, pero esa media tonelada de diferencia hace que el Allroad gane claramente sobre el asfalto; además, como no, del efecto de las suspensiones neumáticas (de serie en el A6 Allroad y opcionales en el Q7). Sólo por motivos de imagen o de espacio es más recomendable el Q7 que el Allroad.
Del rendimiento de los motores o de la calidad de marcha y ambiente acogedor de Audi poco nuevo podemos decir que no hayamos comentado en anteriores pruebas de los A6 berlina o A6 Avant. Y de su comportamiento dinámico, por la particularidad de sus suspensiones, únicamente decir que se ha hecho una trabajo soberbio, pues en carretera es tan eficaz como uno de los mejores turismos de su categoría, y en campo, gracias a su posición all road que eleva la altura unos centímetros, a la correcta intervención de los controles electrónicos de tracción y estabilidad, y a su sistema de tracción Quattro, con este nuevo modelo se puede transitar por caminos embarrados, bacheados, nevados, etc con total seguridad y eficacia.