Alfa Romeo 156 GTA: Alfa de raza

Diego Zotes08 may 2002
El Alfa Romeo 156 GTA se encuentra ya a la venta a un precio de 42.100 euros y ocupa un hueco en el mercado prácticamente vacío, pues por su personalidad, características y precio se encuentra solo.
Inicio
ALFA DE RAZA

a fondo :: Alfa Romeo 156 GTA 1

Corría el año 1965 cuando Alfa Romeo modificó su modelo Giulia Sprint con el objeto de lograr un coche válido tanto para el uso diario como para la competición. Lo denominó GTA, y con él la marca italiana ganaría las competiciones más exigentes de todo Europa. Hoy, 37 años después, Alfa Romeo revive el mito GTA sobre la base del 156 y la historia se vuelve a repetir, pues el dominio que está ejerciendo el Alfa 156 en el Campeonato Europeo de Turismos 2002 está siendo casi insultante.

a fondo :: Alfa Romeo 156 GTA 2

El Alfa Romeo 156 GTA y Sportwagon GTA se encuentra ya a la venta a un precio de 42.100 euros (43.150 € el Sporwagon) y ocupa un hueco en el mercado prácticamente vacío, pues por su personalidad, características y precio se encuentra solo. Como referencia diremos que en su línea estarían un escalón por encima los Audi S4, BMW M3 y Mercedes C 32 AMG, y por debajo los MG ZS o Skoda Octavia RS.
Con el 156 GTA Alfa Romeo no pretende alcanzar un número elevado de ventas, ya que son conscientes de su exclusividad, pero sí devolver a la marca esa imagen de prestigio y éxito en competición que tanto se merece. La gama GTA no ha hecho más que comenzar y a buen seguro se convertirá en una "familia" tan reconocida como, por ejemplo, AMG en Mercedes, porque ingredientes no le faltan. De hecho, ya tenemos fecha aproximada para el próximo miembro. Será el 147 GTA, modelo que se espera para finales de año.
Enrique Marco, Autocity
9 de mayo de 2002
DISEÑO Y EQUIPAMIENTO

a fondo :: Alfa Romeo 156 GTA 3

Visto desde fuera el 156 GTA, tanto berlina como Sportwagon, llama la atención, pero no por espectaculares elementos aerodinámicos, sino por su belleza natural conjugada con discretos retoques estéticos. Quizá las imponentes llantas de 17 pulgadas y de diseño exclusivo de cinco anillos sean las que mayor identidad aportan al GTA, aunque fijándonos bien podremos observar también una menor altura de la carrocería, mayor anchura, spoilers sobredimensionados o una salida de escape doble y cromada.
En el interior se observan los elementos que recientemente han aparecido en la nueva gama 156 (display del ordenador en el centro del salpicadero, volante de nuevo diseño..) mas algún que otro aspecto específico de esta versión, como los asientos deportivos, los pedales de competición o algunas insercciones en metal. Por lo demás, al igual que el resto de la gama, el 156 no destaca especialmente por una gran habitabilidad, y en el caso del Sportwagon todavía encontramos otro aspecto mejorable, el de la visibilidad trasera.
Y por lo que se refiere al equipamiento, el GTA no olvida la comodidad y la seguridad por su vocación deportiva, todo lo contrario. Trae de serie ABS con EDB, sistema antideslizamiento ASR, climatizador con dual zone, airbags frontales, airbags laterales y airbags de ventana, tapicería y volante de piel y llantas de aleación con neumáticos 225/45 ZR 17 entre otras cosas.
CONDUCCION

a fondo :: Alfa Romeo 156 GTA 4

Llega la hora de la verdad, la de subirse al 156 GTA. Es un coche que impone nada más verlo, pero es que si has tenido la oportunidad de escuchar el sonido que emite su motor antes de montarte en él, la adrenalina se dispara cuando ni siquiera has amarrado el volante. En marcha, la orquesta sinfónica continúa con su concierto y las aceleraciones y los giros se suceden al compás de la música ¡qué sonido! A alguno le podrá parecer una tontería, pero lo cierto es que se disfruta mucho más en la conducción cuando lo que nos llega a los oídos nos agrada especialmente ¿para qué le habrán puesto equipo de sonido con amplificador de serie?
Pasando ya a analizar las sensaciones que produce su motor V6 3.2, principalmente diremos que resulta muy potente pero totalmente progresivo, algo necesario cuando se trata de transmitir 250 cv a un solo eje. No es por tanto el GTA un coche difícil de conducir. Aunque su tremendo potencial pueda asutar en un principio, cualquier conductor con un nivel medio podrá circular con él de forma rápida y segura con sólo haber recorrido unos kilómetros. Y eso sí, además disfrutando como un enano. En cualquier caso, para llevar un vehículo que alcanza 250 km/h y acelera de 0 a 100 km/h en 6,3 segundos convendrá tener la cabeza bien asentada sobre los hombros.
De sus particularidares en la conducción observamos una dirección mucho más directa que en cualquier otro coche, resultando muy precisa aunque con un diámetro de giro escaso, y un equipo de frenos muy, muy potente (discos de 305 mm con pinzas de cuatro pistones derivadas de la competición). También nos llamó la atención que, para tratarse de un deportivo de raza, la suspensión no resultase especialmente dura. La verdad es que en este aspecto se ha realizado un estupendo trabajo, pues el GTA posee una estabilidad sobresaliente y, sin embargo, a ritmos relajados en carreteras bacheadas no presenta unas reacciones muy secas. Por último, la caja de cambios de seis velocidades no admite quejas, aunque habrá que ver como se comporta en este coche el cambio Selespeed (disponible a finales de año).
Historia
HISTORIA

a fondo :: Alfa Romeo 156 GTA 5

En los años sesenta la categoría de Turismo era una de las más apreciadas por el público y, por tanto, por las casas fabricantes. Alfa Romeo no podía faltar y para ello hizo preparar sus automóviles en una nueva sección especializada: Autodelta, dirigida por Carlo Chiti, proyectista de renombre mundial procedente de Ferrari.
El 18 de febrero de 1965 se presentó en el Salón de Amsterdam la primera realización de Autodelta. Se trataba de la evolución del Giulia GT, rebautizada con el nombre de GTA (Gran Turismo Aligerado). La carrocería exterior era la del GT, pero el revestimiento interior era de Peraluman 25, una aleación ligera de aluminio, manganeso, cobre y zinc. Por fuera se diferenciaba de su hermano por las tomas de aire delanteras, por las manillas y por el adhesivo triangular de Autodelta. El motor 1600 Twin Spark de doble árbol de sometió a un notable tratamiento de potenciación, pasando de 106 a 170 cv.
El GTA triunfó desde las primeras competiciones. En las 4 Horas del Jolly Club de Monza, por ejemplo, siete GTA se situaron en los siete primeros puestos. Confiados a la conducción de Andrea de Adamich y de otros excelente pilotos comenzaron a cosechar éxitos, derrotando a los Lotus, líderes indiscutibles hasta entonces. En 1968 Alfa Romeo presentó el GTA 1300 Junior en versión carretera y preparado, y con sus 160 cv que daba en competición ganó todo lo que había por ganar. En 1970 llegó el GT Am (modelo de la foto) derivado del 1750 GT Veloce América y se transformó por completo tanto de carrocería como de motor, que llegaría a dar 230 cv. Conducido por Tonie Hezemans conquistó el Campeonato Europeo de Turismo en 1970 y 1971.
Tras los años difíciles para Alfa Romeo, en 1992 se decidió volver a las carreras con una versión de 155 Q4 rebautizada como GTA y con motor turbo de 400 cv. De las 20 competiciones en las que tomó la salida en diversos países europeos logró la victoria en 17. Al año siguiente tomó el relevo el 155 V6 TI preparado para el DTM alemán, y también en este campeonato dominó en su categoría. Hoy, en 2002 y con el ETC (Campeonato Europeo de Turismos) que acaba de comenzar, los Alfa Romeo 156 de Giovanardi y Larini han logrado el triunfo en las cuatro primeras carreras, imponiendose sobre los otros protagonisatas del certamen, BMW y Volvo.
GALERIA

a fondo :: Alfa Romeo 156 GTA 6

a fondo :: Alfa Romeo 156 GTA 7